, , ,

Dolor menstrual con cefaleas y disfunciones cognitivas 4/5 (2)

Disfunciones cognitivas en el dolor menstrual con cefaleas

Dolor menstrual con cefaleas

El dolor interfiere e interrumpe la atención.

Nuevos hallazgos sugieren que el dolor menstrual afectaría algunas funciones cognitivas.

Investigadores habían demostrado un efecto similar de las cefaleas, que difería del que producía el dolor inducido en los experimentos de laboratorio.

El equipo del doctor Edmund Keogh, de la Universidad de Bath, Reino Unido, explica que, según se sabe, el dolor interfiere e interrumpe la atención, y que la mayoría de los estudios disponibles se realizaron sobre personas con dolor crónico o dolor inducido experimentalmente.
“Mucho menos sabemos de los potenciales efectos de interrupción que el dolor común tiene en la atención”, publicaron los autores en la revista Pain.

Hallazgos en estudios previos

En un estudio previo, el equipo había descubierto que el rendimiento de las personas con cefalea se volvía más lento, impreciso, entre otras alteraciones, pero sin alteraciones específicas de la atención.
Ahora, los autores estudiaron a 54 mujeres que realizaron una serie de pruebas de atención con y sin dolor menstrual.

Dolor menstrual con cefaleas

El dolor prolongó significativamente el tiempo de reacción en la Prueba de Flanker y redujo la precisión en un test de cambio de la disposición mental, pero sin alteraciones específicas de la atención.

“El patrón observado sugiere que el dolor menstrual estaría asociado con una disminución generalizada del rendimiento durante las tareas; algo así como una depresión cognitiva durante el período de dolor”, escribe el equipo.

Efectos destacados en la atención

Los efectos detectados en este estudio poseen similitudes “sorprendentes” con los del dolor de cabeza que el equipo había hallado. Para los autores, es posible que esos efectos se debieran a otros síntomas menstruales, como la fatiga.
“Estos efectos en la atención podrían considerarse dentro de una respuesta cognitiva más amplia a la interrupción de la atención que produce el dolor”, escribe el equipo.
“Si la función adaptativa del dolor implica penetrar la conciencia y exigir la atención, probablemente así sea cuando el dolor es inesperado, impredecible y/o percibido como amenaza”.

“El próximo desafío será estudiar la interrupción de la atención fuera del laboratorio y en el mundo real”, agregan los autores, que no hicieron declaraciones sobre el estudio.

por Reuters

Print Friendly, PDF & Email

Valora esta información

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *