Homeopatia sanidad deja indefenso al paciente Valora la información

homeopatia polémica en su regulacion

Dura impugnación a su validez científica Seria polémica en España ante intento de regular la homeopatía “En lugar de defender al paciente, Sanidad favorece a la industria homeopática”

Crece la movilización contra el proyecto para registrar 19.000 productos homeopáticos, que beneficia a las empresas que comercializa estos remedios que no han probado su eficacia. Dos campañas tratan de concienciar a autoridades y consumidores.

Frente a la ignorancia, movilización.

En los últimos tiempos, varias iniciativas están tratando de levantar un muro entre la homeopatía y los pacientes para que no se consuman sus productos sin saber, al menos, que su eficacia no se ha probado frente a ninguna dolencia. Sus resultados son los mismos que los del placebo, según concluyó un informe del Ministerio de Sanidad. Sin embargo, el departamento que dirige Ana Mato pretende poner en marcha la regularización de 19.000 productos homeopáticos para que se vendan en las farmacias como medicamentos, favoreciendo enormemente en sus términos a esta industria.

Y ha sido la gota que ha colmado el vaso de médicos y activistas.

Los últimos en lanzar una campaña —La homeopatía es 100% agua—

Homeopatia sanidad deja indefenso al paciente

Homeopatia sanidad deja indefenso al paciente

contra esta decisión de Sanidad han sido los miembros del Círculo Escéptico, una asociación que trata de fomentar la ciencia frente a las creencias y el sentido crítico entre la sociedad. Desde su perspectiva, el proyecto de orden ministerial “está provocando una saludable reacción de buena parte de la comunidad científica y médica, que se está manifestando en contra de que estos placebos se vendan como si fuesen medicamentos”. Sin embargo lamentan la actitud “muy preocupante” de las autoridades sanitarias al defender los remedios homeopáticos como un medicamento más.

“Te rebelas cuando ves estas cosas. Que dejen engañar a la gente”, denuncia un impulsor de #NoSinEvidencia

“Queremos dejar claro lo que ocurre: hay una directiva europea que obliga a registrarlos como medicamentos, pero exigimos que se aplique no sólo lo que beneficia a la industria de la homeopatía sino también lo que beneficia al paciente”, denuncia Fernando Frías, uno de los impulsores de esta iniciativa. Lo que critican es que, en efecto, existe una directiva europea que reconoce como medicamento los remedios homeopáticos sólo con demostrar que son inocuos.

Pero Sanidad escoge los términos más beneficiosos para los laboratorios que los comercializan, en detrimento de los intereses de los pacientes que pudieran usarlos con la intención de curar una dolencia.

Consultada por Materia, la Agencia Española de los Medicamentos y los Productos Sanitarios (AEMPS) asegura que ”la autorización de un medicamento no prejuzga su uso ni su financiación dentro de los sistemas de salud. Por lo tanto, pasar los medicamentos homeopáticos de la situación transitoria en la que ahora están a una situación mejor regulada nada tiene que ver con el impulso o el reconocimiento de la homeopatía sino con la prestación de una serie de garantías que se recogen en la legislación europea y nacional”.

Sanidad asegura que esta regulación “nada tiene que ver con el impulso o el reconocimiento de la homeopatía”.

Sin embargo, Sanidad tiene previsto permitir que estos falsos remedios se publiciten aunque no tengan indicaciones terapéuticas, lo que sin duda puede llevar a engaño a los consumidores, “que pueden pensar, y con razón, que si se publicita para curar algo y se vende en una farmacia, es que sirve para curar”. Por ejemplo, en Holanda —donde hay más homeópatas que en España— Sanidad ha prohibido a los laboratorios de medicinas homeopáticas que publiciten las dolencias que el producto cura, a menos que la efectividad del medio haya sido probada científicamente.

Ninguno lo ha probado.

Además, la AEMPS registrará estos productos sin cobrar todas las tasas que podría: en lugar de 19.000, una por producto, sólo tiene previsto cobrar por las 6.000 cepas de las que parten, como explicó su directora, Belén Crespo, en una entrevista en El País. Nuevamente, un gran ahorro para la industria. “En lugar de defender al paciente, Sanidad defiende a la industria homeopática”, critica Frías. Precisamente, Crespo aseguró a El Mundo que ”a un paciente no hay que estar siempre protegiéndolo (…) tiene que saber perfectamente lo que está haciendo”.

Médicos y desfinformación

Estas campañas contra la orden ministerial inciden, sobre todo, en lo que Sanidad puede hacer al margen de la directiva europea. “Una cosa es registrar un producto para su venta y otra informar a la sociedad de que no sirven para nada”, explica Frías. “No hace falta una campaña beligerante desde el Ministerio. Bastaría que, como en el Reino Unido, entres en la web del Sistema Nacional de Salud y diga que no cuenta con evidencia ni respaldo científico, así de simple”, razona este abogado.

Contra el proyecto ministerial también han saltado los médicos, como es el caso de la iniciativa #NoSinEvidencia, impulsada por un grupo de médicos de atención primaria que reclaman que sólo se considere medicamentos a los productos que demuestren que pueden curar. “En la época en la que más conocimientos científicos se acumulan de la historia de la humanidad, existen todavía pseudociencias que pretenden, sin demostrar ninguna efectividad ni seguridad, pasar por disciplinas cercanas a la medicina y llegar a los pacientes”, critican en su manifiesto.

“Decidimos lanzarlo después de las desafortunadas declaraciones de la directora de la AEMPS”, explica el doctor Rafael Bravo. “

Si lo quieren vender, que lo vendan, pero no como medicamentos. Entendemos que es un marrón que viene de Europa, pero no era necesario que las autoridades dieran esta carta de naturaleza a unos remedios que son agua y azúcar”, denuncia. Hace referencia a una conferencia en favor de la homeopatía que tuvo lugar esta semana, en el Colegio de Médicos de Sevilla, en el que aplaudieron la orden ministerial como un “paso más para la consolidación de esta terapéutica”.

Precisamente, uno de los puntos del manifiesto No sin evidencia reclama a las organizaciones médicas que desaprueben a los facultativos que prescriban tratamientos sin evidencia científica demostrada. En este mismo sentido, los estudiantes de Medicina de toda España se declararon en contra de la homeopatía y otras pseudoterapias.

“La homeopatía está creciendo, vemos que se la recomiendan en las farmacias e incluso médicos del sistema de salud: saben que no cura, pero así tienen contenta a la gente recetándola para resfriados y otras dolencias más difusas o menores”, critica Bravo.

Y sentencia: “Te rebelas cuando ves estas cosas. Que dejen engañar a la gente”.

Guardar

Recibe todas las nuevas informaciones

* son necesarios lo datos
Print Friendly, PDF & Email

Valora esta información

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *