,

El dolor síntoma mayoritario en reumatologia

El 99 por ciento de los pacientes que acuden a la consulta del reumatólogo presenta dolor

Se ha celebrado en Huelva el II Simposio de Dolor de la Sociedad Española de Reumatología

El dolor musculoesquelético es un síntoma extremadamente frecuente, tal como se ha dado a conocer en el II Simposio de Dolor de la Sociedad Española de Reumatología (SER). El estudio EPISER, una encuesta nacional realizada por esta Sociedad, ha dado a conocer que un día cualquiera, más de un tercio de la población tiene dolor en alguna articulación o en la espalda.

En el caso de la Reumatología, el estudio EPIDOR, en el que la SER también ha colaborado, ha mostrado que el dolor es, sin duda alguna, el síntoma mayoritario en estas consultas.

En concreto, esta investigación comprobó que el 99 por ciento de los pacientes que acuden al reumatólogo por primera vez y el 95 por cientp de los que asisten a revisión, refieren haber padecido dolor en la última semana. “Estas cifras nos muestran que un buen manejo del dolor resulta imprescindible en los pacientes con patologías musculoesqueléticas.

dolor síntoma

dolor síntoma

El dolor en las enfermedades reumáticas puede tener origen diverso y con frecuencia debe abordarse desde una perspectiva biopsicosocial. Es necesaria una correcta valoración diagnóstica, para poder abordar de forma adecuada este síntoma, bien a través del tratamiento de la enfermedad de base o mediante estrategias dirigidas específicamente al síntoma dolor.

El tratamiento del dolor sigue presentando controversias, por lo que la actualización de conocimientos es demandada, tanto por parte de los pacientes como de los profesionales,”, ha añadido la doctora García de Vicuña.

El doctor Víctor Martínez-Taboada, vicepresidente de la SER, ha comentado que uno de los problemas que puede presentarse a la hora de tratar a determinados pacientes reumáticos con dolor radica en la dificultad de discernir si el dolor que presenta el paciente es debido a un control incompleto de la enfermedad de base, una causa orgánica no identificada o a otros mecanismos, ya que, por ejemplo, algunos pacientes inflamatorios en los que la inflamación está suprimida siguen aquejando dolor.

”En ocasiones, esto dificulta la decisión terapéutica acerca de aumentar el tratamiento de la enfermedad de base, subir la escala analgésica o introducir otras estrategias no farmacológicas”.

En las patologías reumáticas, ha añadido Martínez-Taboada, “puede encontrarse tanto dolor originado por causas somáticas o viscerales como dolor neuropático o idiopático. Las vías por las que se produce el dolor involucran a múltiples moléculas y sus receptores, que con frecuencia tienen alterado su comportamiento cuando el dolor deja de ser un signo útil de alarma y se convierte en enfermedad”.

La SER ha señlado que Andalucía es la Comunidad Autónoma con mayor número de enfermos reumáticos de España, ya que existe cerca de un millón y medio de pacientes con artrosis de rodilla, mano o cadera, aproximadamente un millón de afectados por cervicalgia y más de un millón de personas con lumbalgia, lo que provoca que las consultas de nuestros reumatólogos mantengan una gran afluencia de pacientes.

El estrés provoca dolor crónico en algunos pacientes

Por otra parte, la SER ha informado que el estrés y el dolor crónico se asocian a niveles de hormona de crecimiento y de cortisol bajos, de forma que quizá su tratamiento pasa por restaurar los niveles óptimos

Para el doctor Cuatrecasas, el estrés crónico se puede somatizar o expresar en forma de dolor, al mismo tiempo que el dolor es causa de estrés crónico.

“Estrés es una palabra muy habitual hoy en día que se relaciona normalmente con temas laborales, aunque realmente, y desde un punto de vista de la fisiología orgánica, el estrés es cualquier situación que pone al cuerpo en estado de alerta. Cualquier situación que envíe al organismo un esfuerzo suplementario significa estrés metabólico, desde una agresión hasta una situación de miedo, desde un episodio de fiebre a cualquier infección.

Y en este sentido, el dolor mantenido es una situación que puede provocar estrés crónico”, ha afirmado el experto.

Una de las patologías reumáticas en las que más claramente se puede observar esta relación, ha subrayado el Dr. Cuatrecasas, es la fibromialgia, “en la que coexisten a veces situaciones depresivas importantes que a su vez son situaciones de estrés crónico cuya expresión es el dolor”.
Azprensa

Guardar

Guardar

Valora la información

Valora esta información

,

Fibromialgia y hormonas del crecimiento y cortisol

Fibromialgia y hormonas, hormona del crecimiento y cortisol ¿Qué papel pueden jugar en el debut de la fibromialgia? El Dr Dr. Guillem Cuatrecasas, del Servicio de Endocrinología y Nutrición de la Clínica Teknon-Clínica Sagrada Familia de Barcelona, nos explica la relación que podría tener.

Redacción  Fibromialgia Noticias

El estrés puede provocar dolor crónico en algunos pacientes

El estrés y el dolor crónico se asocian a niveles de hormona de crecimiento y de cortisol bajos, de forma que quizá su tratamiento pasa por restaurar los niveles óptimos

Las hormonas juegan un papel fundamental en el estrés y, por ende, en el dolor, según ha explicado el Dr. Guillem Cuatrecasas, del Servicio de Endocrinología y Nutrición de la Clínica Teknon-Clínica Sagrada Familia de Barcelona este fin de semana en el II Simposio de Dolor de la Sociedad Española de Reumatología, celebrado en Huelva.

Y es que, según ha explicado, el estrés crónico se puede somatizar o expresar en forma de dolor, al mismo tiempo que el dolor es causa de estrés crónico. “Estrés es una palabra muy habitual hoy en día que se relaciona normalmente con temas laborales, aunque realmente, y desde un punto de vista de la fisiología orgánica, el estrés es cualquier situación que pone al cuerpo en estado de alerta.

Fibromialgia y hormonas

cortisol

Cualquier situación que envíe al organismo un esfuerzo suplementario significa estrés metabólico, desde una agresión hasta una situación de miedo, desde un episodio de fiebre a cualquier infección.

Y en este sentido, el dolor mantenido es una situación que puede provocar estrés crónico”, ha afirmado el experto.

Una de las patologías reumáticas en las que más claramente se puede observar esta relación, ha subrayado el Dr. Cuatrecasas, es la fibromialgia, “en la que coexisten a veces situaciones depresivas importantes que a su vez son situaciones de estrés crónico cuya expresión es el dolor”.

Eje corticoideo

En el ámbito hormonal del estrés, ha explicado el experto, existen básicamente dos ejes mediadores: el eje de los corticoides, que empieza a nivel del hipotálamo con la hormona CRH, continúa a nivel de hipófisis con la ACTH y finalmente llega hasta la suprarrenal liberando corticoides –la típica y clásica cortisona-. “Éste es el eje hipotálamo-hipófiso-suprarrenal, eje corticoideo, uno de los grandes mediadores del estrés a nivel hormonal”.

Sistema adrenérgico

Por otra parte existe el sistema adrenérgico, “que es el encargado de hacernos sudar, tener calor, sufrir taquicardias… y que depende única y exclusivamente de la adrenalina que liberamos en una situación de estrés”.

Es un eje de respuesta inmediata. Ambos ejes están relacionados porque, al final, uno modula el otro, ha indicado el Dr. Cuatrecasas. “La adrenalina es capaz de modificar el CRH y, a su vez, el cortisol influye sobre la adrenalina”.

Fibromialgia y hormonas

Asimismo, el experto ha resaltado que aunque estos son los dos grandes ejes hormonales, existen muchas otras hormonas “que han sido olvidadas y que en una situación de dolor crónico y estrés crónico tienen mucha importancia”.

Entre ellas, el Dr. Cuatrecasas ha señalado la prolactina “una hormona de estrés importante de la que se desconocen sus acciones” y la hormona del crecimiento “otro gran olvidado que también se sintetiza en la hipófisis y que está muy implicada en algunos subtipos de fibromialgia”.

Una cascada incrontrolable

En opinión del Dr. Cuatrecasas, en tratamiento aún no existe demasiada alternativa. “El estrés es una respuesta en parte incontrolable y, como tal, no la podemos modular. Realmente, no se puede tratar la cascada de acontecimientos hormonales, es decir, si existe una situación de miedo, se libera mucha adrenalina, es una reacción instintiva, de modo que no existe tratamiento y, además, es bueno tener esa reacción inmediata”, ha afirmado. Sin embargo, ha añadido, “el problema viene cuando esa reacción se cronifica y da lugar a enfermedades o dolor y, posteriormente, cuando a través del dolor se perpetúa esa cascada”.

Defectos hormonales

Para el experto, se pueden identificar defectos hormonales concretos como, por ejemplo, que la hormona de crecimiento se mantenga en unos niveles muy bajos en un caso de fibromialgia. Ante esta situación, ha afirmado, se puede plantear un tratamiento y dispensar hormona del crecimiento a estos subgrupos de fibromialgia, estrés crónico o dolor crónico, mejorando el dolor.

Fibromialgia y hormonas

hormona del crecimiento

Tal y como ha ocurrido con la fatiga crónica, en caso de que el trastorno hormonal comprenda unos niveles de cortisol inferiores a los normales, se puede suministrar un suplemento con el objetivo de observar si el paciente es capaz de modificar su dolor.

Sin embargo, ha añadido el Dr. Cuatrecasas, aún son pocos los casos de dolor en los que se conoce un único origen y tampoco sabemos si los cambios hormonales son causa o consecuencia del dolor.

“Si tomamos la fibromialgia como modelo, concretamente dispondremos de un subgrupo que puede rondar el 30% de los casos donde sí existe un déficit de hormona del crecimiento, pero estamos hablando de un 30%, el otro 70% no tiene esas características hormonales tan definidas. Y si hablamos de cortisol, el porcentaje es aún más bajo”, ha concluido.

Clínica Teknon-Clínica Sagrada Familia de Barcelona

4.89/5 (9)

Valora esta información

, ,

El estrés puede provocar dolor crónico en algunos pacientes

El estrés y el dolor crónico se asocian a niveles de hormona de crecimiento y de cortisol bajos, de forma que quizá su tratamiento pasa por restaurar los niveles óptimos

Las hormonas juegan un papel fundamental en el estrés y, por ende, en el dolor, según ha explicado el Dr. Guillem Cuatrecasas, del Servicio de Endocrinología y Nutrición de la Clínica Teknon-Clínica Sagrada Familia de Barcelona este fin de semana en el II Simposio de Dolor de la Sociedad Española de Reumatología, celebrado en Huelva.

Y es que, según ha explicado, el estrés crónico se puede somatizar o expresar en forma de dolor.

Al mismo tiempo que el dolor es causa de estrés crónico. “Estrés es una palabra muy habitual hoy en día que se relaciona normalmente con temas laborales, aunque realmente, y desde un punto de vista de la fisiología orgánica, el estrés es cualquier situación que pone al cuerpo en estado de alerta.

Cualquier situación que envíe al organismo un esfuerzo suplementario significa estrés metabólico, desde una agresión hasta una situación de miedo, desde un episodio de fiebre a cualquier infección.

estres y dolor crónico

estructura cortisol

Y en este sentido, el dolor mantenido es una situación que puede provocar estrés crónico”, ha afirmado el experto.

Una de las patologías reumáticas en las que más claramente se puede observar esta relación, ha subrayado el Dr. Cuatrecasas, es la fibromialgia, “en la que coexisten a veces situaciones depresivas importantes que a su vez son situaciones de estrés crónico cuya expresión es el dolor”.

En el ámbito hormonal del estrés, ha explicado el experto, existen básicamente dos ejes mediadores: el eje de los corticoides, que empieza a nivel del hipotálamo con la hormona CRH, continúa a nivel de hipófisis con la ACTH y finalmente llega hasta la suprarrenal liberando corticoides –la típica y clásica cortisona-.

“Éste es el eje hipotálamo-hipófiso-suprarrenal, eje corticoideo, uno de los grandes mediadores del estrés a nivel hormonal”. Por otra parte existe el sistema adrenérgico, “que es el encargado de hacernos sudar, tener calor, sufrir taquicardias… y que depende única y exclusivamente de la adrenalina que liberamos en una situación de estrés”.

Es un eje de respuesta inmediata.

Ambos ejes están relacionados porque, al final, uno modula el otro, ha indicado el Dr. Cuatrecasas. “La adrenalina es capaz de modificar el CRH y, a su vez, el cortisol influye sobre la adrenalina”.

Asimismo, el experto ha resaltado que aunque estos son los dos grandes ejes hormonales, existen muchas otras hormonas “que han sido olvidadas y que en una situación de dolor crónico y estrés crónico tienen mucha importancia”.

Entre ellas, el Dr. Cuatrecasas ha señalado la prolactina “una hormona de estrés importante de la que se desconocen sus acciones” y la hormona del crecimiento “otro gran olvidado que también se sintetiza en la hipófisis y que está muy implicada en algunos subtipos de fibromialgia”.

Una cascada incrontrolable

En opinión del Dr. Cuatrecasas, en tratamiento aún no existe demasiada alternativa. “El estrés es una respuesta en parte incontrolable y, como tal, no la podemos modular. Realmente, no se puede tratar la cascada de acontecimientos hormonales, es decir, si existe una situación de miedo, se libera mucha adrenalina, es una reacción instintiva, de modo que no existe tratamiento y, además, es bueno tener esa reacción inmediata”, ha afirmado. Sin embargo, ha añadido, “el problema viene cuando esa reacción se cronifica y da lugar a enfermedades o dolor y, posteriormente, cuando a través del dolor se perpetúa esa cascada”.

Para el experto, se pueden identificar defectos hormonales concretos como, por ejemplo, que la hormona de crecimiento se mantenga en unos niveles muy bajos en un caso de fibromialgia. Ante esta situación, ha afirmado, se puede plantear un tratamiento y dispensar hormona del crecimiento a estos subgrupos de fibromialgia, estrés crónico o dolor crónico, mejorando el dolor.

Tal y como ha ocurrido con la fatiga crónica, en caso de que el trastorno hormonal comprenda unos niveles de cortisol inferiores a los normales, se puede suministrar un suplemento con el objetivo de observar si el paciente es capaz de modificar su dolor.

Sin embargo, ha añadido el Dr. Cuatrecasas, aún son pocos los casos de dolor en los que se conoce un único origen y tampoco sabemos si los cambios hormonales son causa o consecuencia del dolor.

“Si tomamos la fibromialgia como modelo, concretamente dispondremos de un subgrupo que puede rondar el 30% de los casos donde sí existe un déficit de hormona del crecimiento, pero estamos hablando de un 30%, el otro 70% no tiene esas características hormonales tan definidas. Y si hablamos de cortisol, el porcentaje es aún más bajo”, ha concluido.
Azprensa

Guardar

Valora la información

Valora esta información

,

Abogado fibromialgia sindrome de fatiga crónica

Vicente Javier Saiz Marco. Recomendaciones del Abogado fibromialgia Sindrome de fatiga crónica y sensibilidad química múltiple.

El abogado Vicente Javier Saiz Marco da una pauta a los afectados de como actuar en caso de que la enfermedad haga imposible el poder continuar con los compromisos laborales adquiridos.  Agradecer a Vicente Javier Saiz Marco su colaboración para la información de los afectados.

Vicente Javier Saiz Marco Abogado – Socio fundador de Valero & Saiz Abogados Colegiado nº 59.795 del Ilustre Colegio de Abogados de Madrid
Colegiado nº 3798 del Ilustre Colegio de Abogados de Alcalá de Henares

El Abogado fibromialgia Sindrome de fatiga crónica y sensibilidad química múltiple te muestra.

El largo camino que tenéis que recorrer todos los que padecéis estas enfermedades desde que comienza la sintomatología pasando por innumerables consultas medicas y encontrando en muchas de ellas pocas respuestas por no decir ninguna, hasta que, tras un largo peregrinar encontráis y no en todos los casos, al facultativo que os diagnostica la enfermedad, encontrando ese diagnóstico como un alivio, que solo es fugaz ya que a partir de ahí comienza la lucha contra una enfermedad desconocida, es muy similar al largo camino por el que debe transitar el abogado hasta obtener una respuesta positiva a la solicitud de reconocimiento de incapacidad ya sea en grado de absoluta, total o parcial, dejando a parte la denominada gran invalidez.

Y esta respuesta positiva es desgraciadamente muy poco habitual en relación a la cantidad de demandas que se interponen por esta causa.

El panorama en las sentencias

La obtención de una sentencia estimatoria en los pocos casos en que se consigue se produce en segunda instancia, es decir ante el Tribunal Superior de Justicia de cada comunidad autónoma, ya que los Juzgados de primera instancia, Juzgados de lo social, no suelen entrar a valorar la complejidad de estas enfermedades y derivan la resolución final a los Tribunales Superiores de Justicia a modo de desestimación sistemática de estas demandas.

No obstante algún cambio se viene apreciando fundamentalmente en aquellas comunidades autónomas en las que hay un mayor desarrollo de estas enfermedades a nivel médico, dentro del desconocimiento reconocido por los propios facultativos que estudian el desarrollo de estas patologías.

Por mi experiencia es Cataluña la comunidad donde existen facultativos que con insistencia vienen desarrollando estudios relativos a estas enfermedades y esto se traslada a los tribunales encontrando un buen número de sentencias favorables otorgadas por el Tribunal Superior de Justicia de esta comunidad y algunas incluso en primera instancia. Son precisamente estos facultativos los que vienen reconociendo la complejidad de estas enfermedades y la ausencia de tratamientos del todo efectivos al desconocerse el origen de las mismas.
Abogado fibromialgia sindrome de fatiga crónica

Cuando y como actuar ante una Incapacidad

La actividad profesional que desarrollo en este campo es fundamentalmente en la Comunidad de Madrid y el panorama desde el punto de vista jurídico es bastante negativo.
Todos los que padecéis estas enfermedades ( SFC, Fibromialgia y otras asociadas como Síndrome Químico Múltiple, Síndrome seco de mucosas, Síndrome de Hipersensibilidad Múltiple, Fenómeno de Hiperalgesia y Alodinina, intolerancias alimentarias, afectación neurocognitiva, etc.. ) en un grado III a IV en el caso del SFC o experimentáis dolor en, al menos de 11 de los 18 puntos gatillo.

Reclamar una Incapacidad Permanente

En el caso de la fibromiálgia, y estos padecimientos os impiden desarrollar una actividad laboral continuada de forma que os encontráis u os habéis encontrado en situación de incapacidad temporal y bien habéis agotado el periodo de 18 meses o bien la inspección medica del INSS ha instado al médico de cabecera a proceder al alta por mejoría ( que por supuesto no existe ), no debéis renunciar a reclamar una prestación de Incapacidad Permanente.

Para ello es necesario que, antes de acudir al equipo de valoración de incapacidades de cada Dirección Provincial del INSS, recopiléis todos los informes médicos tanto de facultativos y clínicas del sistema publico de salud como privadas al objeto de que en el Informe Medico de Síntesis elaborado por el INSS se incluyan todos estos informes, esto facilitará la labor del abogado ya que cualquier otro informe deberá ser ratificado en juicio por el facultativo que lo realice.
Os agradezco el tiempo dedicado a las presentes líneas y os envío un fuerte abrazo

Vicente Javier Saiz Marco

Agradecer desde fibromialgia Noticias© la colaboración para orientar sobre unas primeras pautas de como actuar ante esta problemática.

4.81/5 (21)

Valora esta información