, , ,

Frío y dolor en los músculos

¿Duele más cuando llega el invierno? ¿Es el frío y dolor en los músculos tu rutina en el invierno?

Cuando bajan las temperaturas en los meses más fríos, la gente a menudo habla de sus dolores de rodillas, como un gran fuente de dolor en el invierno.

El doctor Steve Malinese, profesor de fisioterapia en la Universidad de Australia del Sur, dice que mientras que los médicos tienen más trabajo en invierno, los pacientes no tiene necesariamente porque sentir más dolor.

“El dolor probablemente refleje el cambio en la postura y en el cambio de nivel de actividad”

Sin embargo,el cambio de los patrones climáticos y los frentes tormentosos puede afectar a algunos enfermos de artritis por un cambio de la presión del aire.

El frío y dolor en los músculos ¿Está todo en la cabeza?

“Existe cierta relación entre el dolor y la artritis reumatoide con la presión barométrica. En cuanto a la osteoartritis y la fibromialgia , la relación es muy débil”, dijo el doctor Malinese.

“La única relación consistente entre el dolor y el tiempo  es con la presión barométrica alta.”Esto se da en un pequeño subconjunto de pacientes con artritis reumatoide y fibromialgia”.

Entonces, ¿por qué sentimos el dolor más en invierno?

Dr Malinese “La mayoría de los problemas que surgen durante el invierno simplemente provienen de cambios posturales y los niveles de actividad.
“Desde la perspectiva de evidencia médica, no hay una relación fuerte entre el frío y el dolor”

“También es posiblemente psicosocial, ya que todos nos sentimos un poco deprimidos durante el invierno”, dijo. “El clima provoca un cambio en el comportamiento, que puede conducir a los síntomas.”

Dr Malinese; “No hay relación probada que con la lluvia y las temperaturas más frías el problema del dolor vaya a más”

¿Qué hacer con el frío y dolor en los músculos?

El clima frío hace que los músculos pierdan más calor y se contraigan, por lo que se tensan en todo el cuerpo. Así las articulaciones se tensan más, por ello, los músculos podrían perder su rango de movimiento y los nervios podrían resultar pinzados con mayor facilidad, según la fisioterapeuta ortopédica con sede en Los Ángeles, Vivian Eisenstadt.

Los efectos de temperaturas más frías, los músculos se ven obligados a trabajar mucho más para completar las mismas tareas que completan fácilmente en un clima más templado. Esto causa más daño al tejido muscular y puede resultar en un aumento de dolor. Para contrarrestar los daños, asegúrate de calentar un poco más de lo habitual tu cuerpo .

“Es normal que sienta dolor muscular durante días después del ejercicio, especialmente si se trata de un tipo diferente de actividad o a un nivel más intenso del que está acostumbrado a hacer”, dice Amy McDowell, una fisioterapeuta e instructora de pilates de ARC Physical Therapy en Chicago.

Frío y dolor en los músculos

“Si sientes más dolor durante el invierno después de hacer el mismo nivel de ejercicio del que haces el resto del año, podría ser que tu cuerpo necesite un tiempo de calentamiento mayor”.

Trata de iniciar tu sesión de ejercicios con ejercicios cardiovasculares ligeros, como caminar a paso ligero. Esto elevará tu temperatura central y asegurará que el oxígeno y la sangre fluyan por todo el cuerpo.

Siempre calentar antes de comenzar

Una regla básica es que debes calentar durante 10 minutos cuando la temperatura está entre 2 y 10 grados. Por cada 10 grados que la temperatura baje,  prolonga tu calentamiento a cinco minutos más.

Brandon Mentore, un promotor de salud con sede en Filadelfia, recomienda una combinación de ejercicios y estiramientos para un calentamiento eficaz.

Algunos ejercicios de peso corporal -como pushups, sentadillas y abdominales de bicicleta -son ideales para lograr que tu sangre fluya después de tu caminata de calentamiento, dice Mentore. Luego, después de esos ejercicios, estira solo los grupos de músculos más tensos de tu cuerpo; para la mayoría de la gente, estos grupos incluyen los tendones isquiotibiales, cuádriceps, el pecho y los hombros.

Además de estirar los grupos musculares más tensos del cuerpo: también debes centrarte en en otras áreas como la espalda, los brazos y las pantorrillas. “Esto va a prevenir el dolor muscular y mejorará tu rendimiento general durante el invierno”, dice Mentore.

No renuncies al ejercicio. Modifica tu sesión de ejercicios para sentirte y verte mejor durante los meses de invierno.  Los hábitos saludables que elijas pueden ser incorporados en tus ejercicios de calentamiento en la primavera y el verano.

¿Y si tengo frío y dolor en los músculos que elijo frío o calor?

Recuerda en fibromialgia el frío puede originar contracturas (por malas posturas), por lo que puede ser fuente de dolor.

Para que el dolor muscular se alivie, aplicar calor cuando procede el dolor de lesiones musculares mediante bolsas de agua caliente. Compresas de agua caliente o con bandas de parafina puede ser una buena solución para el alivio del dolor múscular. Para las contracturas en fibromialgia el calor es la terapia más adecuada.

El calor con parafina

El uso de la parafina no debe ser usado con medios caseros. Debe usarse con su tanque de parafina, ya que son, con demasiada frecuencia objeto de quemaduras. Aplicar la banda de parafina en la zona a tratar y envolver con una toalla durante 20 minutos.

Frío y dolor en los músculos

Los pequeños sacos de semillas las han vuelto un objeto muy útil y recomendable para tenerlas muy a mano. Se calientan en el microondas, además tiene olores aromáticos esto hace que junto con el calor el aroma resulte relajante.

Escrito por Fibromialgia Noticias©

Quieres leer más sobre el frio y el dolor  y sensibilidad al frio

http://www.abc.net.au/news/2017-08-28/do-you-get-sorer-during-winter-or-is-it-all-in-your-head/8847994
 cnnespanol.cnn.com/2014/01/28/te-duelen-mas-los-musculos-cuando-esta-frio-afuera/
4.43/5 (7)

Valora esta información

, ,

Fibromialgia y dolor visceral. Aumento del dolor

Relación entre fibromialgia y dolor visceral. La fibromialgia es un sindrome de sensibilización central.

Relación entre fibromialgia y dolor visceral

Un nuevo estudio muestra la relación entre el dolor de la fibromialgia y el dolor visceral que se sufre en órganos comprometidos como en la endometriosis, el sindrome de intestino irritable, las reglas dolorosas (dismenorrea) o diverticulosis de colón, enfermedades comórbidas a la fibromialgia.

El estudio evalúa el dolor visceral como un posible factor desencadenante del dolor con hiperalgesia y generalizado en enfermos comórbidos con fibromialgia. Se comparan mujeres con (1) SFM + síndrome del intestino irritable (SII); (2) SFM + dismenorrea primaria (Dys); (3) SFM + Dys secundario a la endometriosis (Endo); (SFM+ diverticulosis de colon) y con mujeres que sufren sólo Fibromialgia.

¿Existe un aumento del dolor?

El dolor visceral (el número de dias con SII, dolor con ciclo mentrual, y episodios de dolor abdominal con diverticulitis) está relacionado con todos los parámetros del dolor en fibromialgia
La hiperalgesia y el dolor que se sufre con fibromialgia, decreció después de tratar todas las enfermedades cómorbidas con diferentes terapias: dieta durante seis meses para el SII, tratamiento hormonal durante seis meses para la dismenorrea, láser para endometriosis y cirugía para la diverticulosis.

El dolor visceral probablemente exarceba los síntomas de fibromialgia, y por tanto también puede  aumentar el nivel de sensibilización central típico de este sindrome.

Una estrategia a seguir y que debe ser contemplada es el tratamiento del dolor visceral de las comorbilidades asociadas para mejorar el dolor de la fibromialgia.

Fibromialgia y dolor visceral
Traducido por Fibromialgia noticias

Visceral pain as a triggering factor for fibromyalgia symptoms in comorbid patients.
 Costantini, Raffaele; Affaitati, Giannapia; Wesselmann, Ursula; Czakanski, Peter; Giamberardino, Maria Adele
 Pain: Post Author Corrections: July 03, 2017 doi: 10.1097/j.pain.0000000000000992
4.94/5 (18)

Valora esta información

,

Criterios diagnósticos fibromialgia 2016

Actualización de los criterios diagnósticos fibromialgia 2016.

Los criterios provisionales del Colegio Americano de Reumatología (ACR) 2010 y la modificación de 2011 son utilizados para el diagnóstico de fibromialgia en la investigación clínica.

Para determinar la validez, la utilidad, los problemas potenciales y las modificaciones que requieren los criterios, se ha evaluado múltiples informes de investigación publicados entre 2010-2016 con el fin de proporcionar una actualización de los criterios en 2016 .

 

Criterios diagnósticos fibromialgia 2016

Métodos:

Se revisaron 14 estudios de validación que compararon los criterios de 2010/2011 con la clasificación ACR 1990 y los criterios clínicos, así como estudios epidemiológicos, clínicos y de bancos de datos que abordaron variables importantes .

Resultados:

Con respecto a 1990 y criterios clínicos, la sensibilidad y especificidad media de los criterios de 2010/2011 fueron respectivamente del 86% y 90%.

Los criterios de 2010/2011 condujeron a una clasificación errónea cuando se aplicó a los síndromes dolorosos regionales, pero cuando se añadió el criterio modificado de dolor generalizado (el “criterio de dolor generalizado”) se eliminó la clasificación errónea .

Sobre la base de anteriores datos y los datos de uso clínico, hemos desarrollado una revisión (2016) de los criterios de fibromialgia 2010/2011.

La fibromialgia puede ser diagnosticada en adultos cuando se cumplen todos los criterios siguientes:

  • 1) El dolor generalizado, definido como dolor por lo menos presente en 4 regiones.
  • 2) Los síntomas persisten en un nivel similar durante menos de 3 meses.
  • 3) Índice de dolor generalizado (WPI) ≥7 y escala de gravedad de los síntomas (SSS) ≥5 O WPI 4-6 y puntuación SSS ≥9.
  • Criterios Revisado ​​de Fibromialgia 3 4) El diagnóstico de fibromialgia es válido independientemente de otros diagnósticos. Un diagnóstico de fibromialgia no excluye la presencia de otras enfermedades clínicamente importantes.

CONCLUSIONES:

Los criterios de fibromialgia tienen una buena sensibilidad y especificidad. Esta revisión combina los criterios del médico y del cuestionario, minimiza la clasificación errónea de los trastornos regionales del dolor y elimina la recomendación confusa con respecto a las exclusiones de diagnósticos. La versión autoinforme de los criterios no es válida para el diagnóstico clínico en pacientes , pero es válida para estudios de investigación. Estos cambios permiten que los criterios puedan funcionar como criterios diagnósticos.

Los criterios basados ​​en el médico son válidos para el diagnóstico individual del paciente.

La versión de auto-reporte de los criterios no son válidos para el diagnóstico clínico en pacientes individuales, pero son válidos para estudios de investigación. Estos cambios permiten que los criterios funcionen como criterios diagnósticos.

Tabla 3. Criterios Fibromialgia 2016 Revisión


Criterios:


Un paciente bajo los criterios modificados del 2016 de fibromialgia cumple las siguientes condiciones:


(1)Indice de dolor generalizado (WPI) ≥7 Escala de severidad de sintomas (SSS)  puntuación ≥5 ó WPI 4–6 y SSS puntuación ≥9.
(2)dolor generalizado, se define como dolor presentes en  4 de 5 zonas. Mandíbula, pecho y dolor abdominal no están incluidos en la definición de dolor generalizado
(3) Los síntomas deben estar presentes por lo menos durante tres meses.
(4). Un diagnóstico de fibromialgia es válido frente a otros diagnósticos. Un diagnóstico de fibromialgia no excluye otras enfermedades importantes.

Comprobación:


1)WPI: Anotar el número de áreas en las cuales el paciente ha tenido dolor durante la última semana. ¿En cuantas de ellas ha tenido dolor? Puntuación entre 0 y 19


  • Parte sup. izquierda (Región 1)

    mandibula izquierda*

    cintura escapular izquierda

    Brazo superior izquierda

    Brazo inferior izquierda

  • región izquierda baja(región 3)

    Nalga izquierda

    pierna superior izquierda

    pierna inferior izquierda

  • Parte superior derecha(Región 2)

    mandibula derecha*

    cintura escapular derecha

    Brazo superior derecha

    Brazo inferior derecha

  • región derecha baja(región 4)

    Nalga derecha

    pierna inferior derecha

    pierna inferior derecha

  • región axial(región 5)

    cuello

    Espalda superior

    Espalda inferior

    Pecho*
    Abdomen*

  • región izquierda baja(región 3)

    Nalga izquierda

    pierna superior izquierda

    pierna inferior izquierda


 2) Escala de severidad de síntomas (SSS) puntuación:

Fatiga
 Sueño no reparador
 Síntomas
 Para cada uno de los tres síntomas de la parte superior, indica el nivel de severidad
de los síntomas durante la última semana usando la siguiente escala:
     0 = ningún problema
     1 = problemas leves, ocasionales, intermitentes
     2 = moderado, presente casi siempre
     3 = Graves, persistentes, grandes problemas
Puntuación de Escala de severidad de síntomas (SSS) :
Es la suma de la severidad de los sintomas, la puntuación de los tres síntomas (fatiga, sueño no
reparador, y sintomas cognitivos) (0-9) más la suma (0-3) de la puntuación de los sintomas que el
paciente ha sufrido durante los seis meses anteriores:
    1) dolores de cabeza (0-1)
    2) Dolor o calambres en la parte inferior del abdomen
    3) y depresión (01).
La puntuación final de la Escala de severidad de síntomas tiene
que estar entre 0 y 12.
La escala de severidad de Síntomas
de fibromialgia es la suma de WPI y SSS

*No se incluye en la definición de dolor generalizado
*La escala FS también se conoce como la escala de Distrés Polisintomático (DPS).

Michigan Body Map

El MBM puede cuantificar el grado de dolor corporal generalizado, al evaluar las características de dolor centralizado,por ejemplo en fibromialgia.
Criterios diagnósticos fibromialgia 2016

  1. Documento para la puntuación de los puntos dolorosos en Excel

Edición y traducción Fibromialgia Noticias. Para adquirir copia de los Criterios diagnósticos fibromialgia 2016 se accede al pdf de Criterios diagnósticos fibromialgia 2016 usando el botón de PDF al final del articulo

Anteriores criterios diagnósticos Fibromialgia
2016 Revisions to the 2010/2011 Fibromyalgia Diagnostic Criteria (PDF Download Available). Available from: https://www.researchgate.net/publication/307894448_2016_Revisions_to_the_20102011_Fibromyalgia_Diagnostic_Criteria 


https://medicine.umich.edu/dept/pain-research/clinical-research/michigan-body-map-mbm
4.84/5 (19)

Valora esta información

, ,

Quién trata la Fibromialgia reumatólogo o neurólogo

La falta de respuestas a muchas preguntas, entre ellas que médico trata la Fibromialgia reumatólogo o neurólogo, hace que quien la padece y sus familias se vean circuitos de caos y desconcierto, impidiendo un rápido tratamiento de la enfermedad.
El desconcierto de los enfermos al no encontrar un especialista “interesado” en la enfermedad le lleva a una búsqueda muchas veces infructuosa. Vamos a despejar una duda.¿qué médico puede tratar la fibromialgia?

La respuesta es cualquiera.

Sí quieres saber en que se basa este razonamiento puede seguir leyendo el articulo escrito por Paul Ingraham (en Inglés, el original) que explica el “despiste” y el “abandono” que encuentra el enfermo al encontrar un especialista que trate la enfermedad.

¿Qué médico trata la Fibromialgia reumatólogo o neurólogo?

La fibromialgia a menudo se asemeja a las primeras etapas de enfermedades reumatológicas como el lupus o la espondilitis anquilosante. De hecho, la fibromialgia puede coexistir con estas enfermedades. Por ello los pacientes de fibromialgia son a menudo derivados a los reumatólogos .

Fruto de ello muchos pacientes y reumatólogos terminan frustrados y desconcertados entre sí.

La reumatología es la especialidad médica dedicada a la artritis, particularmente las artrítitis inflamatorias (enfermedades autoinmunes). Los reumatólogos están especialmente preocupados por estas enfermedades muy serias y complicadas. Muchos de ellos se subespecializan sólo en ¡una!

En general, no es justo o razonable esperar que los reumatólogos traten sólo la fibromialgia. Los únicos reumatólogos que lo hacen son los que se han interesado y han salido de su trayectoría para estudiarla. Esto es la excepción. En Canadá, los reumatólogos han sido “avisados” por la organización profesional que los aglutina: no están preparados para tratarla – técnicamente no están preparados para ayudar a los pacientes de fibromialgia!

La neurología es la otra especialidad médica que trata los casos de fibromialgia, probablemente sea el más adecuado – aunque los neurólogos también están preparados y preocupados por otras enfermedades graves que entienden mucho mejor.

Muchos de ellos se subespecializan en una enfermedad (esclerosis múltiple), o una clase de problemas neurológicos como los trastornos del movimiento. Pero algunos neurólogos , aún así toman un interés profesional en enfermedades como la fibromialgia.

Fibromialgia reumatólogo o neurólogo

Otros especialistas que pueden tratar la Fibromialgia

En todos los casos, cualquier profesional puede ayudar si está interesado en el tema. Pero simplemente no hay ninguna especialidad que se preste claramente a eso. Simplemente no hay “médicos de fibromialgia”. Aquí están las posibilidades más cercanas posibles, después de la reumatología y la neurología:

Traumatólogos “carpinteros” de la medicina, se centran generalmente en las reparaciones quirúrgicas de problemas biomecánicos y en medicina deportiva. En su mayoría no son una buena opción para los pacientes con fibromialgia.

La medicina física y la rehabilitación es una especialidad médica reciente, son básicamente fisioterapeutas avanzados.

Los especialistas en dolor suelen ser anestesiólogos certificados por el consejo, neurólogos, fisiatras, psiquiatras u oncólogos, con capacitación adicional en el manejo del dolor. A menudo trabajan en clínicas / programas de dolor multidisciplinarios. Esta puede ser una buena opción para los pacientes con fibromialgia, pero -una vez más- el ciudadano de fibromialgia puede ser un ciudadano de segunda clase, eclipsado por enfermedades notoriamente más graves.

Más especialistas:

Psiquiatras y psicólogos son potencialmente útiles no porque en fibromialgia sea “todo en su cabeza”, sino para ayudar a descartar (o tratar) los síntomas causados ​​por la ansiedad y la depresión.

Los terapeutas masajistas tienen poca esperanza en la alteración de la progresión de la fibromialgia, pero ofrecen de manera fiable algo casi lo que ningún otro profesional puede: por lo menos aliviar los síntomas temporales del sistema nervioso.
Calmar el sistema nervioso central puede ser más importante de lo que parece, más efectivo que la relajación, en la medida en que es una experiencia sensorial muy agradable que puede realmente ayudar a reducir la sensibilización.

Editado y traducido por Fibromialgia Noticias ©

Referencias
Paul Ingraham es un escritor sobre tema cientifico , ex terapeuta de masaje, y fué editor asistente en ScienceBasedMedicine.org . En la actualidad reside en Canadá.
 Articulo de Painscience.com
4.78/5 (50)

Valora esta información

, ,

El papel del dolor en los músculos

¿Cuál es el papel del dolor en los músculos?

Hemos utilizado términos como tensiones, calambres y espasmos durante siglos. Los entrenadores, terapeutas de masaje y los relajantes musculares han existido durante años. Sin embargo, aún existe mucha confusión sobre la sensibilidad muscular y que se debe hacer al respecto.

Tensión muscular

La tensión muscular puede ser desde el tamaño desde una lágrima microscópica hasta zonas más amplias . Las tensión muscular pueden ocurrir por sobrecarga repentina de un músculo o un microtrauma repetitivo.

Una vez que la lesión se ha producido, el dolor se puede ver con el estiramiento o contracción del músculo. La lesión se asocia con inflamación y algún grado de sangrado e hinchazón dentro del músculo.

El papel del dolor en los músculos

El músculo involucrado y los músculos cercanos tienden a acortarse y debilitarse como respuesta de protección frente a la presencia de dolor. Las células lesionadas liberan mediadores químicos que conducen a la reparación de la lesión a través de la “limpieza de los desechos” y es reparada con tejido cicatricial.

Por lo tanto, aunque el cuerpo actúa para reparar la lesión, el músculo se puede quedar en un estado debilitado, así como acortarse con la presencia de tejido cicatricial, siendo menos elástica que el tejido muscular normal y más propensos a la tensión muscular repetitiva .

Tratamiento de las tensiones musculares

El tratamiento de las tensiones musculares incluye frio inmediato, compresión y elevación para controlar el sangrado y la hinchazón.

A veces, un médico debe examinar al paciente para asegurarse de que no ha habido una fractura o desgarro completo de tendones o ligamentos. Es importante contrarrestar la pérdida de elasticidad y fuerza tan pronto como sea seguro hacerlo.

Restaurar el estiramiento al músculo lesionado parece ser de vital importancia para restaurar la función del músculo al nivel previo a la lesión.
Pueden ser necesarios a veces, cinta adhesiva, férulas  para tratar el área lesionada. Los analgésicos pueden ser necesarios para controlar los dolores que se sufren, aunque no hay evidencia de que cualquier medicamento acelere la curación.

El uso de medicamentos antiinflamatorios es controvertido, ya que pueden interferir con el proceso de curación.

dolor en los músculos

El tratamiento debe incluir el fortalecimiento de los músculos de apoyo y el mantenimiento de la capacidad aeróbica del individuo. El paciente debe ser controlado y guiado para el regreso a la actividad. Todos los esfuerzos deben hacerse para abordar los factores que pueden haber hecho que el paciente sea propenso a la lesión en primer lugar. Estos factores pueden incluir características específicas del paciente tales como áreas de opresión o debilidad, postura anormal o técnica deportiva deficiente.

Un cambio en el equipo deportivo (raquetas o calzado) puede ser aconsejable. A veces el paciente se le debe informar para modificar o cambiar su forma de ejercicio.

Calambres musculares

Los calambres son repentinos, relativamente breves (varios segundos a minutos), contracciones dolorosas e involuntarias del músculo. La mayoría se producen en personas sin ninguna enfermedad conocida o marcadores analíticos en las pruebas de sangre que expliquen el calambre.

Los calambres ocurren con mayor frecuencia por la noche y tienden a ocurrir en individuos que hacen ejercicio con frecuencia, si el nivel de ejercicio es vigoroso o se ha aumentado en intensidad.
También parecen ocurrir más a menudo en pacientes que tienen debilidad en el músculo involucrado.

A veces, los calambres ocurren durante o inmediatamente después del ejercicio. La deshidratación parece hacer a las personas más propensas a los calambres. Los bajos niveles de potasio o calcio pueden causar calambres, pero sólo se encuentra una pequeña minoría de pacientes con estos déficits.

Desde mi experiencia, estirar los músculos que están sufriendo, especialmente a la hora de acostarse, reduce la aparición de calambres. Algunos pacientes tienen que dormir con una férula para mantener el músculo que duele en una posición algo estirada. La quinina, en pequeñas dosis en el agua tónica, reduce los calambres en algunas personas.

Espasmos musculares

La definición médica de espasmo muscular es un aumento involuntario en el tono muscular que se asocia con enfermedades o lesiones del cerebro o la médula espinal.

Sin embargo, el término espasmo muscular es confundido con el calambre muscular. Muy a menudo, los pacientes utilizan “espasmos musculares” para describir el dolor generalizado en un área de su cuerpo ,la más común es en la zona lumbar (espalda baja).

En realidad, muy pocos pacientes que sienten  dolor por espasmos tienen dolor en el tejido muscular. Por lo general, tienen una lesión o condición subyacente que es la fuente de su dolor.

Sensibilidad muscular difusa

La sensibilidad muscular difusa rara vez es una condición en sí misma.

Representa los puntos de vigilancia muscular o de activación que se deben a una condición dolorosa subyacente. Lo más importante que se puede hacer para los pacientes que sienten que están teniendo espamos musculares es hacer una historia cuidadosa y realizar un examen físico detallado con el fin de averiguar cuál es la verdadera fuente de dolor.

Esto permite un tratamiento específico de la fuente subyacente de dolor (hernia de disco lumbar, tendinitis del manguito rotador). Rara vez prescribo relajantes musculares porque rara vez ayudará a un paciente con espasmo muscular exceptuando a los pacientes con lesiones de latigazo cervical.

Tampoco está claro si los relajantes musculares son incluso eficaces para relajar los músculos.

La fibromialgia y el síndrome de dolor miofascial son afecciones relacionadas con músculo que pueden son las fuentes primarias de dolor.

Fibromialgia

La fibromialgia es un trastorno generalizado que ocurre principalmente en mujeres en edad fértil.

Puede causar dolor en muchas áreas (cabeza, cuello, pecho, espalda, cadera, etc.), rigidez y hormigueo, e imita muchas otras condiciones. También ser consecuencia o empeorar con el estrés físico o emocional, los cambios en el clima y el sueño no reparador. Puede asociarse con un número de condiciones tales como migrañas y síndrome del intestino irritable.

La fibromialgia se diagnostica descubriendo muchos “puntos blandos” característicos en el músculo y la ausencia de otras condiciones. La fibromialgia puede ser leve o abrumadora.

Se debe explicar el diagnóstico a un paciente y proporcionar tranquilidad de su naturaleza “benigna”, la falta de respuesta al tratamiento hace que sea una parte vital al cuidar al paciente con fibromialgia. El tratamiento específico incluye terapia manual, estiramiento, técnicas de relajación, ejercicio aeróbico, medicamentos o inyecciones, a veces, y reducción de factores de estrés.
La condición es crónica y se maneja mejor a través de una larga relación médico-paciente.

Síndrome de dolor miofascial

El síndrome de dolor miofascial es una enfermedad localizada más que sistémica sin preferencia de género. El sello distintivo es la presencia de puntos desencadenantes,son las estructuras de las inserciones en los músculos. Estos se desarrollan como resultado de lesiones, estrés físico prolongado o en respuesta al dolor de una parte del cuerpo lesionada o inflamada cercana. Una vez que los puntos de activación están presentes pueden convertirse en una fuente independiente de dolor e incluso pueden seguir causando dolor después de que la enfermedad subyacente se haya resuelto.

Para manejar completamente el dolor de un paciente, el médico debe tratar cualquier punto gatillo activo, pero también abordar cualquier condición subyacente o causas de dolor y dolor miofascial.

El tratamiento directo del dolor miofascial es principalmente mecánico a través de varias técnicas manuales de terapia física, inyecciones en los puntos de activación y reducción del estrés físico al músculo haciendo cambios en la postura y la mecánica corporal.

Los músculos también deben considerarse como una fuente indirecta de dolor cuando no tienen un apoyo adecuado de las articulaciones debido a la debilidad o un desequilibrio localizado.

Un individuo puede tener una condición como la rodilla del corredor que requerirá fortalecer ciertos músculos. Sin embargo, la debilidad o desequilibrio muscular puede desarrollarse como resultado de una lesión o entrenamiento incorrecto y ejercicio. Estos problemas deben ser contrarrestados a través del fortalecimiento dirigido, ortopedia (frenar el movimiento) y modificar la actividad.

Escrito por El Dr. Howard Liss y traducido por Fibromialgia noticias

Howard Liss, del Instituto de Rehabilitación Howard Liss, profesor clínico asistente de medicina de rehabilitación en la Universidad de Columbia. www.lissrehab.com como programar una cita con el Dr. Liss.
5/5 (4)

Valora esta información

, ,

La cafeína como coadyuvante con opioides en fibromialgia

Un estudio muestra  la cafeína como coadyuvante con opioides en fibromialgia, eeste estudio cuenta con la participación del Dr. Clauw experto mundial en la investigación de fibromialgia.
Han sido bien documentadas las propiedades de la cafeína como coadyuvante analgésico con fármacos antiinflamatorios no esteroideos y acetaminofén o paracetamol. Sin embargo, la investigación clínica es escasa al explorar los efectos de la cafeína sobre la analgesia opioide.

En este estudio se evalúa los efectos del consumo de cafeína en el dolor y otros síntomas en los pacientes que sufren dolor y toman opioides los que no lo toman.Los pacientes que hicieron la encuesta cumplen con los criterios de la fibromialgia.

La cafeína como coadyuvante con opioides en fibromialgia

El desarrollo del estudio

Los pacientes se presentaron en la clínica del dolor y completaron los cuestionarios de auto-reporte validados para evaluar los síntomas. Los pacientes (muestra de 962) que cumplieron con los criterios de diagnóstico de fibromialgia en la encuesta , se dividieron en grupos y subgrupos según el uso de opiáceos y  la cantidad de cafeína consumida por día (sin cafeína o consumo de cafeína bajo, moderado o alto).
cafeína como coadyuvante con opioides en fibromialgia
El análisis de los grados de variaciones con las pruebas post hoc  de Dunnet, determina qué medias difieren, comparó el dolor y la severidad de los síntomas entre el grupo sin cafeína y los grupos que consumían cafeína.
En los resultados se halló que entre los consumidores de opioides, el consumo de cafeína tuvo efectos moderados  sobre el dolor, pero significativos sobre la catastrofización  y la función física.

Se observó menor severidad del dolor y depresión  en el grupo con consumo moderado de cafeína. En los que no consumían opioídes, la ingesta baja de cafeína se asoció con mayor función física; Sin embargo, no se observaron otros efectos significativos.

Con lo que se muestra que la unión de cafeína y opioides, aunque los niveles de dolor cambian de forma poco significativa las consecuencias observadas a nivel psicológico mejoran así como la autonomía del enfermo.

Conclusiones del estudio

Esto lleva a concluir que el consumo de cafeína se asocia con una disminución del dolor y la severidad de los síntomas en los usuarios de opiáceos. Dato que destaca porque no se observan en los no que no consumen opiodes. Por lo que se puede concluir que la cafeína puede actuar como un adyuvante opioide en los pacientes con dolor crónico de fibromialgia. Estos datos sugieren que el consumo de cafeína junto  con analgésicos opiáceos podría proporcionar beneficios terapéuticos que no se dan con el consumo aislado de cafeina y de opioides.

Traducido y editado por fibromialgia Noticias

Tratamiento coadyuvante en medicina, se denomina a aquel que contribuye o ayuda a la solución del problema o enfermedad, de manera suplementaria.
 J Pain Res. 2017 Jul 28;10:1801-1809. doi: 10.2147/JPR.S134421. eCollection 2017.Caffeine as an opioid analgesic adjuvant in fibromyalgia.
 Scott JR1, Hassett AL1, Brummett CM1, Harris RE1,2, Clauw DJ1,2, Harte SE1,2.
4.65/5 (20)

Valora esta información

, ,

El dolor crónico de espalda modifica el cerebro

En fibromialgia ya se conocen cambios cerebrales producidos por el dolor, también el dolor crónico de espalda modifica el cerebro.

Como el dolor crónico de espalda modifica el cerebro

Se ha observado que la intensidad del dolor, cuanto mayor era la intensidad dolorosa, menor era el volumen de la sustancia gris en áreas prefrontales dorsolaterales y ventrolaterales así como en el cíngulo anterior.
Estos resultados fueron publicados The Journal of Pain (2016) mostrando que el dolor crónico de espalda se relacionó con una reducción en la sustancia gris cerebral de determinadas áreas cerebrales: la corteza prefrontal en sus zonas ventrolateral, dorsolateral y medial, y en la ínsula anterior.
dolor crónico de espalda modifica el cerebro
Se concluye que el dolor de espalda crónico se asocia con alteraciones en áreas del cerebro que se encargan del procesamiento del dolor y de las emociones.
Un hallazgo más que servirá para comprender mejor cómo afecta el dolor a las personas que lo sufren.
Además, estas áreas del cerebro participan también en el funcionamiento de la atención y la memoria de trabajo.

Dolor crónico de Espalda y fibromialgia

Resulta interesante ver como enfermos desarrollan con el tiempo dolor crónico generalizado, a los que se le suma el diagnóstico de fibromialgia, la amplificación del dolor y la sensibilidad central parece cada vez más unidos a procesos de dolor crónico no controlables.

Además ya existen investigaciones como la fibromialgia y los procesos dolorosos crónicos de espalda tienen un nexo de unión, se conoce como la cirugía fracasa ante una gran número de pacientes que sufren las dos enfermedades. Estamos ante una evolución de la investigación en el que parece ser que todo proceso crónico de dolor desarrolla una sensibilización central y los tratamientos son escasos ante la unión de fibromialgia y dolor crónico localizado en la espalda.

Dolor crónico y emociones

La evolución muestra también como el dolor crónico modifica el cerebro, los cambios en las areas cerebrales observados son capaces de “alterar” las emociones. Además la implicación de disfunciones cognitivas resultado de estos cambios cerebrales, son claros disparadores de la mala calidad de vida que sufren los enfermos de dolor crónico.

Redactado por Fibromialgia Noticias

Existen más estudios que evidencias cambios cerebrales en el Síndrome de fibromialgia.

Chronic Back Pain Is Associated With Decreased Prefrontal and Anterior Insular Gray Matter: Results From a Population-Based Cohort Study
 Hans-Christian Fritz, James H. McAuley, Katharina Wittfeld, Katrin Hegenscheid, Carsten O. Schmidt, Sönke Langner, Martin Lotze'Correspondence information about the author Martin LotzeEmail the author Martin Lotze
 DOI: http://dx.doi.org/10.1016/j.jpain.2015.10.003
4.8/5 (10)

Valora esta información

, ,

Fibromialgia nuevo fármaco a estudio NYX-2925

En fibromialgia nuevo fármaco a estudio NYX-2925 con la compañia Aptinyx Inc., esta biofarmacéutica realiza estudios clínicos con el fin de desarrollar terapias que ayuden en los trastornos neurológicos, anunció el pasado 1 de Agosto el comienzo del desarrollo de una nueva fase de un estudio clínico.
Se han reclutado nuevos sujetos al azar para la Fase 2 que evalúa el Producto , NYX – 2925, un nuevo modulador del receptor de N-metil-D-aspartato (NMDA)
para el dolor neuropático asociado con neuropatía periférica diabética.

Fibromialgia nuevo fármaco a estudio NYX-2925

Aptinyx también ha ha iniciado un estudio exploratorio de fase 2 de NYX-2925 en sujetos con fibromialgia.

Se ha concluido la Fase I recientemente  en voluntarios sanos.

La Fase 1 del estudio ha mostrado claramente que NYX-2925 su seguridad farmacocinética  y la gran tolerabilidad aún excediendo dosis terapéuticas.
Por lo tanto, se ha avanzado  a la fase 2 de desarrollo para el dolor neuropático

El Dr. Torsten Madsen director médico de Aptinyx. “Nuestra investigación preclínica también apoya el estudio de NYX-2925 en varias otras enfermedades que cursan con dolor crónico, incluyendo la fibromialgia “.

Diseño del estudio

El estudio aleatorizado, doble ciego,  controlado con placebo será desarrollado en 300 sujetos con diabetes tipo 2 que sufren dolor neuropático asociado con.
Los sujetos se asignarán al azar para recibir dosis orales de NYX-2925 o placebo una vez al día durante cuatro semanas. El objetivo principal es estudiar la eficacia en el dolor neuropático de NYX-2925 Versus placebo en cualquiera de los niveles de dosis múltiples que se están estudiando.

Los criterios de valoración secundarios incluyen:
Evaluación de los efectos de NYX-2925 sobre las características del dolor así como una evaluación adicional de la seguridad y tolerabilidad. El estudio reclutará a los sujetos en aproximadamente 35 centros de los EE.UU.

Estudio en pacientes de fibromialgia

Un segundo estudio de Fase 2 ya iniciado, está evaluando NYX-2925 en sujetos con fibromialgia. Dirigido por Investigadores de la Universidad de Michigan y la Universidad de Cincinnati, el estudio exploratorio se realizará en 24 sujetos. El objetivo principal del estudio es determinar sí una dosis diaria de NYX-2925, durante un período de dos semanas, cambia los marcadores del
procesamiento central del dolor en sujetos con fibromialgia, siendo evaluados por métodos de neuroimagen.
Incluye exploraciones para entender los efectos de NYX-2925 en múltiples parámetros de dolor, fatiga, cognición y sueño.

Fibromialgia nuevo fármaco a estudio NYX-2925

El receptor NMDA está compuesto de cuatro subunidades

Acerca del dolor neuropático y la fibromialgia

Se estima que el dolor neuropático, en diversas condiciones, afecta al 7% al 9% de la población en los Estados Unidos. Las personas que sufren de dolor neuropático se tratan actualmente con una variedad de terapias. Estas incluyen antidepresivos, anticonvulsivos y medicamentos-opioides que ofrecen una eficacia inadecuada para un amplio porcentaje de pacientes.

La polineuropatia diabética es una de las mayores enfermedades de dolor neuropático, debido a que entre el 60% al 70% de las personas con diabetes desarrollaran la enfermedad después de que el azúcar alta crónica perjudica a los nervios y a la transmisión de la información al sistema nerviosos central, y de ahí a otras partes del cuerpo.
Los pacientes experimentan pérdida sensorial, lo que lleva a dificultades con el equilibrio, la coordinación, y a al caminar.

La fibromialgia se caracteriza por dolor musculo esquelético crónico, debilitante y generalizado
Acompañada de síntomas de fatiga, problemas de sueño, memoria y problemas de humor.Se estima quela fibromialgia afecta entre cinco millones y 12 millones de personas en los Estados Unidos, o del 2% al 5% de la población adulta estadounidense. Las mujeres son más diagnósticadas que los hombres (la realcion del diagnóstico del sexo femenino a la relación de diagnóstico masculina es de 7: 1) y la prevalencia aumenta con la edad.

Acerca de NYX-2925

Descubierto por  científicos de Aptinyx , NYX-2925 es un nuevo, oral, una pequeña molecula moduladora del receptor NMDA .
Mejora la plasticidad sináptica. El mecanismo es distinto de cualquier otra terapia, emergente o comercializada, para el dolor neuropático. NYX-2925 ha demostrado una robusta eficacia en modelos preclínicos de numerosas enfermedades de dolor neuropático con un perfil de seguridad favorable.

En un estudio clínico de Fase 1 en sujetos humanos sanos, NYX-2925 fue bien tolerado en un amplio rango de dosis, incluyendo niveles de dosis muy superiores a los niveles terapéuticos esperados. La Administración de Alimentos y Fármacos de los Estados Unidos ha concedido el desarrollo de Aptinyx de NYX-2925 para el tratamiento del dolor neuropático asociado con Polineuropatia diábetica.

Acerca de Aptinyx Aptinyx Inc.  compañía biofarmacéutica de estudios clínicos que investiga y desarrolla terapias que ayudan en los trastornos del cerebro y del sistema nervioso. . Los fármacos que modulan los receptores NMDA de esta manera distinta tienen una eficacia robusta y una seguridad excepcionalmente favorable.  NYX-2925, está en fase 2 de desarrollo clínico como terapia para el dolor neuropático, un área de significativa necesidad no satisfecha. Aptinyx también está avanzando en compuestos adicionales, que continúa generando una variedad amplia y diversa de moduladores del receptor de NMDA , esta pequeña molecula tiene el potencial de tratar una variedad de desórdenes neurológicos.

Nota de prensa de Aptintyx

5/5 (13)

Valora esta información

,

Fibromialgia y la familia: El cuidador

Fibromialgia y la familia: una enfermedad crónica con impacto en la vida familiar

Fibromialgia: El cuidador

Fibromialgia, enfermedad de nuestro tiempo

La fibromialgia es actualmente una de las enfermedades más habituales en nuestras consultas médicas y psicológicas. Se calcula que entre el 2-3% de la población española sufre esta dolenciaI que provoca a quien la padece un enorme impacto a nivel físico (dolor generalizado, parestesias, trastornos del sueño, fatiga, rigidez muscular matutina, etc.), psicológico (principalmente trastornos adaptativos, ansiedad y depresión) y social (incapacidad para realizar las tareas habituales, incomprensión familiar y social, etc.).

Son muchas las incógnitas que rodean a la enfermedad (etiología, tratamientos farmacológicos, mecanismos de acción de la enfermedad, etc.), lo que provoca un cierto escepticismo en la clase médica y en la propia familia.
Los enfermos de fibromialgia habitualmente recorren un amplio número de especialidades médicas (habitualmente neurología, medicina interna, traumatología, psiquiatría, reumatología) antes de ser diagnosticados, debido a los muy diversos síntomas que padecen (ánimo deprimido, migrañas, fatiga, dolores inespecíficos), peregrinaje que supone una gran carga emocional tanto en los pacientes como en la familia.

Una vez realizado el diagnóstico, los enfermos de fibromialgia suelen sentirse desamparados por la poca información existente sobre la enfermedad y la falta de un tratamiento definitivo para paliar los síntomas (a veces incapacitantes) que produce esta enfermedad. Además, deberán adaptarse a vivir con la enfermedad y asumir un papel activo en el tratamiento.

Las pautas de tratamiento habituales incluyen el tratamiento farmacológico (antidepresivos, AINES, etc.) y el tratamiento no farmacológico, que abarca el ejercicio físico, la rehabilitación y el tratamiento psicológicoII

-Dichos tratamientos irán encaminados a mejorar la calidad de vida de los pacientes y a disminuir los síntomas asociados a la depresión y a la ansiedadIII. En este sentido, la psicopatología previa, la personalidad, la calidad de las relaciones sociales que tienen estos enfermos, la estabilidad familiar y económica y el apoyo sociosanitario serán fundamentales para la adaptación a la enfermedad.

Una vez establecidas las pautas de tratamiento, será necesario aprender a vivir con la enfermedad, aprendizaje que debe abarcar a toda la unidad familiar, con la complejidad que esto conlleva.

La familia, esa gran olvidada

Con el diagnóstico de la enfermedad comenzará una nueva etapa familiar, marcada por la presencia invisible pero innegable de la fibromialgia.
Fruto de las dificultades propias de este proceso de adaptación pueden aparecer alteraciones familiares a distintos niveles: estructural, evolutivo y emocionalIV.

A nivel estructural, en la familia pueden aparecer alteraciones como son el establecimiento de patrones rígidos de funcionamiento (alianzas familiares en torno a, por ejemplo, las tareas del hogar, que impiden la flexibilidad), cambio en los roles familiares (como la asunción de responsabilidades impropias de la edad por parte de los hijos) y aislamiento social (tanto de la persona que sufre la enfermedad como de la pareja, que deja de acudir a acontecimientos sociales por no “abandonar” a su pareja).

El diagnóstico de una enfermedad crónica como la fibromialgia supone una ruptura del ciclo evolutivo familiar, en cuanto que la familia debe replantearse nuevamente su rutina, necesidades, expectativas de futuro, etc., teniendo como referencia la enfermedad.

Esta alteración del ciclo evolutivo afecta a toda la familia nuclear, aunque especialmente a la pareja, que verá cómo los planes de futuro se ven reducidos sensiblemente. Los distintos miembros de la familia deberán adaptarse a la nueva situación familiar, algo que no siempre resulta sencillo, pudiendo aparecer mecanismos de defensa que en ocasiones pueden llegar a ser patológicos, tales como la sobreprotección o la negación de la enfermedad.
Fibromialgia y la familia

Conocer la enfermedad

Conocer la enfermedad resulta fundamental para la adecuada adaptación familiar. En este sentido, grupos psicoeducativos para pacientes V, VI o familiares han resultado eficaces para la mejora de aspectos psicológicos (principalmente ansiedad y depresión), el control del dolor y el incremento de la calidad de vida.
Cuando el objetivo primordial es ampliar los conocimientos sobre la enfermedad y estar al día de las últimas novedades existentes a nivel de tratamiento, diagnóstico, líneas de investigación, etc. los cursos divulgativos impartidos por profesionalesVII serán la mejor opción.

Experiencias como las Escuelas para Familiares, promovidas en ocasiones por las asociaciones de afectados, consiguen acercar la enfermedad de una manera clara a los familiares más cercanos, convirtiéndose en espacios de comunicación y trabajo en torno a cómo adaptarse a la enfermedad y cómo manejarla en la vida diaria.

El objetivo principal de las Escuelas para Familiares, siguiendo el modelo psicoeducativo, es ofrecer a la familia educación sobre el trastorno que presenta el paciente, en este caso la fibromialgia, dar unas guías de actuación concretas, apoyo en situaciones de crisis, y estrategias para la reducción del estrésVIII.

Algunas de las indicaciones básicas que se pueden ofrecer en estos grupos son las siguientes:

-Conocer la enfermedad. Es importante que se “sienta” estar correctamente informado. Debe explicarse a los familiares qué es la enfermedad, los síntomas que produce, las líneas de investigación abiertas, las posibles explicaciones etiológicas, los tratamientos existentes, etc. Será importante recalcar la existencia de una base biológica (aunque actualmente no se conoce), su trayectoria de enfermedad crónica pero benigna, la posibilidad de llevar una calidad de vida aceptable y la necesidad de implicarse para obtener mejoría (visión activa de la enfermedad).

-Explicar el funcionamiento del dolor crónico y su relación con la ansiedad y la depresión. Según la Teoría de la Puerta de ControlIX (Melzack y Wall), la experiencia de dolor estaría compuesta por tres dimensiones: la dimensión sensorial o discriminativa (propiedades físicas del dolor), la dimensión motivacional o afectiva (o de los aspectos emocionales del dolor) y la dimensión cognitiva o evaluativa del dolor (relativa a la interpretación del dolor en función de los aspectos atencionales, experiencias anteriores, contexto sociocultural, pensamientos y creencias asociados al dolor…).
Un mecanismo de control (o puerta) situado en la médula espinal sería el responsable de seleccionar la información dolorosa que llega al cerebro, el llamado sistema de control de la compuerta, que se vería influido por las tres dimensiones (sensorial, afectiva y cognitiva).

Desde este punto de vista, el daño físico abre la puerta, pero además hay más factores que hacen que la puerta se abra, es decir, que empeoran el dolor (tales como la ansiedad, pensamientos negativos, etc.).
Por otro lado, factores como la relajación harían que la puerta se cerrase, es decir, disminuirían el dolor. Desde esta perspectiva es posible comprender mejor el dolor y entender qué mecanismos de afrontamiento serán los más adecuados para reducirlo.

-Externalizar la enfermedad. Recordar que el paciente sigue siendo la misma persona de siempre y que el enemigo común es la enfermedad.Para “luchar” contra la enfermedad se deberá crear una alianza entre los profesionales sanitarios, la familia y el paciente.

-No reforzar la conducta del enfermo. Reforzar la expresión de dolor por parte de la familia (al reaccionar pronto y responder de forma solícita a las quejas de los pacientes) es uno de los principales factores de empeoramiento y cronicidad.
A los familiares debe explicárseles que no se debe reforzar continuamente el dolor, ni hacer de él su eje principal en la convivencia familiar.

-Establecer límites al dolor. En las familias en las que existe un familiar con dolor crónico se corre el riesgo de que todas las relaciones interpersonales estén basadas en la comunicación de aspectos asociados con el estado de salud del paciente.

Para evitar esto, se pueden realizar acuerdos familiares para poner límites a la comunicación. Estos límites pueden ser temporales (sólo se puede hablar de la enfermedad en un tiempo del día determinado, que no excederá a media hora al día), espaciales (elegir un lugar, evitando que sea el dormitorio, para hablar del dolor o la enfermedad) o interpersonales (evitar hablar con los amigos, compañeros de trabajo, etc. de la enfermedad durante un tiempo excesivo, para evitar la pérdida de amistades y relaciones sociales).

-El termómetro del dolor. Hablar del dolor, siempre subjetivo, en una escala de intensidad del 0 a 10.
De este modo será más fácil que el familiar entienda el nivel de dolor en el que está el paciente. Además de la labor meramente educativa que tienen los grupos de familiares de pacientes, las Escuelas de Familiares se convierten en un lugar de desahogo y apoyo emocional, donde los participantes pueden hablar con libertad sobre las preocupaciones, miedos, sentimientos de rabia e impotencia, ilusiones, etc. que les produce la convivencia con el familiar enfermo.

Escuela para Familiares

En la Asociación de Fibromialgia y Astenia Crónica de Aragón (ASAFA) se lleva a cabo periódicamente una Escuela para Familiares durante 3 meses, en la que participan habitualmente parientes directos de personas afectadas de fibromialgia y/o fatiga crónica (parejas e hijos, aunque en ocasiones también acuden amigos, hermanos o padres).

La Escuela se creó como respuesta a la demanda que hacían los familiares de tener un espacio para ellos en la asociación, donde poder informarse adecuadamente y comunicarse con otros familiares que estuviesen pasando por situaciones similares.

Los objetivos de esta actividad son los siguientes:

  • -Dar información actualizada sobre la fibromialgia y la fatiga crónica.
  • -Crear un espacio de comunicación donde expresar las vivencias, problemas diarios, temores, etc. que provoca la convivencia con el enfermo.
  • -Disminuir los síntomas ansioso-depresivos que puedan surgir como reacción adaptativa al diagnóstico de la enfermedad crónica en el familiar.

Todas las sesiones tienen una estructura similar, en la que se dedica una parte importante a presentar un tema relacionado con la enfermedad y posteriormente se anima a establecer un debate sobre éste.
Además, al principio de la experiencia se entrega a cada participante un dossierX con información elaborada específicamente para la EscuelaXI.

Como tratar la fibromialgia y la Familia

A lo largo de las distintas sesiones se introducen temas relacionados con la enfermedad y estrategias para mejorar la convivencia familiar, siguiendo el siguiente cronograma.

-Sesión 1. Diagnóstico y características de la FM y el SFC.

Durante la primera sesión se establece un diálogo en torno a las dificultades que los familiares con FM o SFC encuentran a la hora de ser diagnosticados, así como las dudas que surgen en la familia (principalmente dudas en torno a la gravedad de la enfermedad, la veracidad de los síntomas, etc.). Una vez explicada la realidad vivida por cada participante, se procede a explicarencómo se llega al diagnóstico de la enfermedad, recalcando la necesidad de pasar por diversas especialidades médicas para descartar otras patologías que pueden cursar con dolor crónico, fatiga, etc.

-Sesión 2. Tratamiento farmacológico y no farmacológico en FM y SFC.

En la segunda sesión se explican las diferentes vías de tratamiento: farmacológico y no farmacológico (ejercicio físico, rehabilitación, grupos educativos, psicoterapia, etc.), posibles para pacientes que sufran estas enfermedades, recalcando con énfasis la necesidad de tener un médico de referencia que sea quien regule los tratamientos e informe sobre los posibles pros y contras de cada uno de ellos. Es importante recordar a los familiares que el mantener un papel activo en la enfermedad será un elemento de buen pronóstico.

-Sesión 3. Ansiedad y Depresión. Tratamiento y papel de la familia.

Se calcula que en torno al 71% de las personas con FM padecen o han padecido depresión en algún momento de su vida, porcentaje que es del 26% en el caso de la ansiedad. Estos trastornos deberán tratarse por profesionales de la salud mental, ya que acrecentarán la sintomatología propia de la enfermedad. El papel de la familia en el desarrollo y mantenimiento de estos trastornos es de gran importancia. Por ello, durante esta sesión se abordan temas como la comprensión de la enfermedad, la cercanía con el familiar que la padece, etc., pero también otros como dejar libertad al paciente para que realice sus actividades, evitar la excesiva permisividad y cuidado, etc.

-Sesión 4. Impacto del diagnóstico en la familia. Cambios en el ciclo vital.

La presencia de una enfermedad crónica en la familia supone una ruptura de la estabilidad a la que la familia en su conjunto deberá acomodarse. Durante esta sesión se trata el nivel de afectación que produce el diagnóstico y la presencia de la enfermedad a cada familia, los cambios en el ciclo vital, cómo afecta a los hijos el que uno de los padres padezca una enfermedad crónica, a la pareja, etc. Además, se van introduciendo pautas para mejorar la convivencia familiar, como mantener las aficiones individuales, no hacer de la enfermedad el centro de la vida familiar, cómo repartir las tareas del hogar y el cuidado del familiar, etc.

-Sesión 5. El Síndrome del Cuidador. Prevención y evaluación.

En ocasiones, la persona que se encarga de los cuidados principales del paciente (generalmente la pareja), puede desarrollar lo que se conoce como Síndrome del Cuidador. A modo de continuación de la sesión anterior, se introduce el concepto de Síndrome del Cuidador, hablando de qué lo produce, cómo prevenirlo, los problemas que pueden surgir por cuidar de nuestra autonomía frente al paciente, etc.

-Sesión 6. Los hijos ante la enfermedad. Revisión y despedida.

Aunque ya habremos apuntado en sesiones anteriores problemas que pueden surgir con los hijos, durante esta sesión hablamos especialmente del impacto de la enfermedad en los hijos y problemas que han ido surgiendo (o que se prevé que puedan aparecer), como rebeldía, enfado con los padres por el aumento de la responsabilidad, enfermedades psicosomáticas, etc.

Será importante en esta sesión recalcar la necesidad de hablar con los hijos sobre en enfermedad del familiar, en un lenguaje adaptado a la edad, para mejorar el entendimiento y disminuir la ansiedad que produce el contacto con la enfermedad.
Para finalizar la sesión, y con ella la Escuela de Familiares, se realiza un breve repaso de lo tratado en las distintas sesiones y se resuelven dudas que puedan haber ido surgiendo.

Conclusiones

-La fibromialgia es una enfermedad crónica de etiología desconocida que afecta a gran parte de la población (entre el 2 y el 4 %) suponiendo un gran reto para la medicina del siglo XXI.

-Es necesaria una investigación multidisciplinar y de calidad para ampliar los conocimientos existentes sobre la fibromialgia (etiología, diagnóstico, tratamiento, variables psicosociales implicadas, etc.).

-El trabajo psicoeducativo con pacientes y familiares para que conozcan la enfermedad y cómo afrontarla en el día a día permite una mejor adaptación y calidad de vida tanto en los pacientes como en los familiares más cercanos

Revista de actualidad Sanitaria

Aida Pascual López Psicóloga. Doctora en Medicina. Asociación Aragonesa de Fibromialgia y Astenia Crónica (ASAFA).

I Valverde, M.; Juan, A.; Ribas, B.; Benito Urbina, J.C.; Carmona, I.; y grupo de trabajo EPISER 2000 Prevalencia de la fibromialgia en la población española.
 Estudio EPISER 2000 [resumen]. Rev. Esp. Reumatol. 2000; 27: 157.
 II Pascual López, A.; Alda Díez, M.; García Campayo, J.; Abordaje psicosocial en enfermedades con dolor crónico: el ejemplo de la fibromialgia. La enfermería viva: actualizaciones año 2003. Madrid: Ediciones DAE (Grupo Paradigma); 2003.
 III Alda, M.; García Campayo, J.; Pascual, A.; Olmedo, M. Aspectos psicológicos de la fibromialgia. Monografías de Psiquiatría. 2003 Julio- Septiembre; XV (4): 32-40.
 IV Vázquez Castro, J.; Ramírez Puerta, D.N.; Zarco Rodríguez, J. V.Entorno familiar y paciente crónico. Semergen. 2000; 27: 24-26.
 V Goossens, M.E.; Rutten-van Molken, M.P.; Leidl, R.M.;, Bos, S.G. et al. Cognitive-educational treatment of fibromyalgia: a randomized clinical trial. Clinical effects. Economic evaluation. J. Rheumatol. 1996; 23 (7), 1246-54.
 VI Bosch Romero E.; Sáenz Romero, N.; Valls Esteve, M.; Viñolas Valer, S. Estudio de la Calidad de Vida en Pacientes con Fibromialgia: Impacto de un Programa de Educación Sanitaria. Atención Primaria. 2002; 30 (1): 16-21.
 VII García Campayo, J.; Pascual López, A. ¿Qué hacer con la fibromialgia?: guía para pacientes y familiares. Curso organizado por la Escuela Aragonesa de Cuidados de Salud. Zaragoza: 24 al 27 de noviembre del 2003 (3ª edición).
 VIII Sanz-Carrillo, C.; Arévalo de Miguel, E.; García Campayo, J. Somatización y familia: intervención del médico de atención primaria. Atención primaria. 1998; 21 (8): 545-552. IX Melzack, R.; Wall, P. The challenge of pain. London: Penguin Books; 1982.
 X Pascual López, A.; García Campayo, J. Escuela de Familia: Fibromialgia y Fatiga Crónica. Zaragoza 10 / 2004 / 124.
 XI García Campayo, J.; Pascual López, A. Aprender a vivir con fibromialgia.Barcelona: Edikamed, 2006.
4.5/5 (6)

Valora esta información

, , ,

El maltrato que se recibe con Fibromialgia

Si hay algo peor que estar enferma es que además te culpabilicen de tu situación y que te acusen de mentirosa”, cuenta con una mezcla de tristeza y rabia Helena Rovira, una mujer de 37 años de Sant Pere deRibes a la que los médicos diagnosticaron fibromialgia hace tres años.

Después de recibir la noticia cayó en un cuadro depresivo y, aunque asegura que intentó volver a trabajar y peregrinó por una infinidad de médicos para tratar de curarse, le indicaron que debía iniciar los trámites para conseguir la invalidez. Ha sido en medio de este proceso cuando se ha encontrado con una actitud que califica como mínimo de “sorprendente” por parte de una inspectora médica del Institut Català d’Avaluació Mèdica (ICAM), que la visitó el pasado 5 de marzo.

“Después de ver los informes de los diversos médicos que me han tratado, y pese a tener un documento del Departament d’Acció Social i Ciutadania en el que me atribuyen una incapacidad del 48%, me dijo que lo que me pasa es que estoy empanada de médicos y medicamentos”, explica.

El tono de la conversación “fue subiendo y me llegó a culpar de lo que me pasa”. Tras una primera baja de 18 meses que inició en mayo del 2004, Helena pasó por primera vez por un inspector del ICAM y asegura que le trató “correctamente”. En esa ocasión la calificaron de apta para trabajar, “pero no recurrí porque yo quería intentarlo de nuevo. No aceptaba mi enfermedad y quería ser la de antes”.

Cambió su puesto de auxiliar de administrativa en el Departament de Governació por uno similar en el Consell Comarcal del Garraf “para estar cerca de casa”. Pero al cabo de un mes tuvo que volver a coger la baja. “El médico me dijo que ya era suficiente, que no podía machacarme más y que era hora de afrontar lo que me había tocado”, recuerda.

Aceptar que sufría fibromialgia le resultó difícil, y más siendo tan joven: “Yo era una mujer muy activa y cuando ves que hay días en los que apenas puedes moverte se te cae el mundo encima, piensas que sólo eres un estorbo”, dice. Por eso, cuando ya lo había asumido le chocó que la inspectora le diese a entender que “la fibromialgia no existe”, añade.

Durante la visita, después de revisar los documentos médicos que aportaba Helena, la inspectora comenzó a proferir frases como: “¿No te da vergüenza hacer lo que haces?”, o “si estuvieras en África y tuvieras que andar kilómetros para buscar agua para tus hijos, ¿no lo harías? Si en África no existe la fibromialgia, ¿por que aquí sí?”, siempre según la versión de Helena. “Acabó por espetarme que estaba somatizando el dolor y que lo que tenía que hacer era espabilar y ponerme a trabajar”, concluye.

Esta mujer afirma sentirse “vejada” y ser víctima de “un trato denigrante”.No pretende que sancionen a la inspectora y matiza que no le importa si le conceden la invalidez o no, “lo único que exijo es que no se maltrate psicológicamente a nadie, que ninguna persona tenga que volver a pasar el mal trago que yo pasé”.

Su hermana Carme, que la estaba esperando, afirma que cuando Helena salió de la consulta con la inspectora se asustó por el estado en que se encontraba. “No paraba de temblar y de llorar, así que decidí ir a hablar con la doctora y preguntar qué había ocurrido”. Su respuesta la dejó helada: “Me contestó que en torno a la fibromialgia hay un gran negocio médico y que mi hermana no había hecho lo suficiente para ponerse bien, que tenía que espabilar”.

A raíz de lo sucedido ambas decidieron presentar una queja al Síndic de Greuges, al Departament de Salut y al Col•legi de Metges de Barcelona para que tomen las medidas oportunas. Desde el Departament de Salut informan que la inspectora médica en cuestión admite “haber dicho algunas de las frases” que Helena menciona, pero matizan que “lo hizo sin ánimo de ofender y para desdramatizar la situación”.

Sin embargo, Helena vivió esos comentarios como una humillación y más allá de las palabras le queda la preocupación de que un inspector médico “no considere la fibromialgia una enfermedad, o que no la tome lo enserio que la tendría que tomar”.
Pese a las campañas que se están realizando para informar sobre esta enfermedad, Helena considera que aún “falta sensibilización, incluso entre los propios profesionales, algunas personas todavía nos ven como unos vagos o unos cuentistas”.
Otro de los frentes en los que pretenden batallar es en el del trato que dan los inspectores médicos a los enfermos que acuden a la entrevista. “Mi médico me comentó que no es la primera noticia que le llega de un trato vejatorio. Alguien tendría que parar esto porque estos inspectores deben limitarse a realizar un examen objetivo de la situación de una persona, no a machacar ni acusar de nada al paciente”.
La sección de cartas al director de LaVanguardia también se ha hecho eco de quejas como ésta.
La Vanguardia | 2 d’abril de 2007 (pàg 29)

5/5 (17)

Valora esta información