Entradas

, ,

El papel del dolor en los músculos

¿Cuál es el papel del dolor en los músculos?

Hemos utilizado términos como tensiones, calambres y espasmos durante siglos. Los entrenadores, terapeutas de masaje y los relajantes musculares han existido durante años. Sin embargo, aún existe mucha confusión sobre la sensibilidad muscular y que se debe hacer al respecto.

Tensión muscular

La tensión muscular puede ser desde el tamaño desde una lágrima microscópica hasta zonas más amplias . Las tensión muscular pueden ocurrir por sobrecarga repentina de un músculo o un microtrauma repetitivo.

Una vez que la lesión se ha producido, el dolor se puede ver con el estiramiento o contracción del músculo. La lesión se asocia con inflamación y algún grado de sangrado e hinchazón dentro del músculo.

El papel del dolor en los músculos

El músculo involucrado y los músculos cercanos tienden a acortarse y debilitarse como respuesta de protección frente a la presencia de dolor. Las células lesionadas liberan mediadores químicos que conducen a la reparación de la lesión a través de la “limpieza de los desechos” y es reparada con tejido cicatricial.

Por lo tanto, aunque el cuerpo actúa para reparar la lesión, el músculo se puede quedar en un estado debilitado, así como acortarse con la presencia de tejido cicatricial, siendo menos elástica que el tejido muscular normal y más propensos a la tensión muscular repetitiva .

Tratamiento de las tensiones musculares

El tratamiento de las tensiones musculares incluye frio inmediato, compresión y elevación para controlar el sangrado y la hinchazón.

A veces, un médico debe examinar al paciente para asegurarse de que no ha habido una fractura o desgarro completo de tendones o ligamentos. Es importante contrarrestar la pérdida de elasticidad y fuerza tan pronto como sea seguro hacerlo.

Restaurar el estiramiento al músculo lesionado parece ser de vital importancia para restaurar la función del músculo al nivel previo a la lesión.
Pueden ser necesarios a veces, cinta adhesiva, férulas  para tratar el área lesionada. Los analgésicos pueden ser necesarios para controlar los dolores que se sufren, aunque no hay evidencia de que cualquier medicamento acelere la curación.

El uso de medicamentos antiinflamatorios es controvertido, ya que pueden interferir con el proceso de curación.

dolor en los músculos

El tratamiento debe incluir el fortalecimiento de los músculos de apoyo y el mantenimiento de la capacidad aeróbica del individuo. El paciente debe ser controlado y guiado para el regreso a la actividad. Todos los esfuerzos deben hacerse para abordar los factores que pueden haber hecho que el paciente sea propenso a la lesión en primer lugar. Estos factores pueden incluir características específicas del paciente tales como áreas de opresión o debilidad, postura anormal o técnica deportiva deficiente.

Un cambio en el equipo deportivo (raquetas o calzado) puede ser aconsejable. A veces el paciente se le debe informar para modificar o cambiar su forma de ejercicio.

Calambres musculares

Los calambres son repentinos, relativamente breves (varios segundos a minutos), contracciones dolorosas e involuntarias del músculo. La mayoría se producen en personas sin ninguna enfermedad conocida o marcadores analíticos en las pruebas de sangre que expliquen el calambre.

Los calambres ocurren con mayor frecuencia por la noche y tienden a ocurrir en individuos que hacen ejercicio con frecuencia, si el nivel de ejercicio es vigoroso o se ha aumentado en intensidad.
También parecen ocurrir más a menudo en pacientes que tienen debilidad en el músculo involucrado.

A veces, los calambres ocurren durante o inmediatamente después del ejercicio. La deshidratación parece hacer a las personas más propensas a los calambres. Los bajos niveles de potasio o calcio pueden causar calambres, pero sólo se encuentra una pequeña minoría de pacientes con estos déficits.

Desde mi experiencia, estirar los músculos que están sufriendo, especialmente a la hora de acostarse, reduce la aparición de calambres. Algunos pacientes tienen que dormir con una férula para mantener el músculo que duele en una posición algo estirada. La quinina, en pequeñas dosis en el agua tónica, reduce los calambres en algunas personas.

Espasmos musculares

La definición médica de espasmo muscular es un aumento involuntario en el tono muscular que se asocia con enfermedades o lesiones del cerebro o la médula espinal.

Sin embargo, el término espasmo muscular es confundido con el calambre muscular. Muy a menudo, los pacientes utilizan “espasmos musculares” para describir el dolor generalizado en un área de su cuerpo ,la más común es en la zona lumbar (espalda baja).

En realidad, muy pocos pacientes que sienten  dolor por espasmos tienen dolor en el tejido muscular. Por lo general, tienen una lesión o condición subyacente que es la fuente de su dolor.

Sensibilidad muscular difusa

La sensibilidad muscular difusa rara vez es una condición en sí misma.

Representa los puntos de vigilancia muscular o de activación que se deben a una condición dolorosa subyacente. Lo más importante que se puede hacer para los pacientes que sienten que están teniendo espamos musculares es hacer una historia cuidadosa y realizar un examen físico detallado con el fin de averiguar cuál es la verdadera fuente de dolor.

Esto permite un tratamiento específico de la fuente subyacente de dolor (hernia de disco lumbar, tendinitis del manguito rotador). Rara vez prescribo relajantes musculares porque rara vez ayudará a un paciente con espasmo muscular exceptuando a los pacientes con lesiones de latigazo cervical.

Tampoco está claro si los relajantes musculares son incluso eficaces para relajar los músculos.

La fibromialgia y el síndrome de dolor miofascial son afecciones relacionadas con músculo que pueden son las fuentes primarias de dolor.

Fibromialgia

La fibromialgia es un trastorno generalizado que ocurre principalmente en mujeres en edad fértil.

Puede causar dolor en muchas áreas (cabeza, cuello, pecho, espalda, cadera, etc.), rigidez y hormigueo, e imita muchas otras condiciones. También ser consecuencia o empeorar con el estrés físico o emocional, los cambios en el clima y el sueño no reparador. Puede asociarse con un número de condiciones tales como migrañas y síndrome del intestino irritable.

La fibromialgia se diagnostica descubriendo muchos “puntos blandos” característicos en el músculo y la ausencia de otras condiciones. La fibromialgia puede ser leve o abrumadora.

Se debe explicar el diagnóstico a un paciente y proporcionar tranquilidad de su naturaleza “benigna”, la falta de respuesta al tratamiento hace que sea una parte vital al cuidar al paciente con fibromialgia. El tratamiento específico incluye terapia manual, estiramiento, técnicas de relajación, ejercicio aeróbico, medicamentos o inyecciones, a veces, y reducción de factores de estrés.
La condición es crónica y se maneja mejor a través de una larga relación médico-paciente.

Síndrome de dolor miofascial

El síndrome de dolor miofascial es una enfermedad localizada más que sistémica sin preferencia de género. El sello distintivo es la presencia de puntos desencadenantes,son las estructuras de las inserciones en los músculos. Estos se desarrollan como resultado de lesiones, estrés físico prolongado o en respuesta al dolor de una parte del cuerpo lesionada o inflamada cercana. Una vez que los puntos de activación están presentes pueden convertirse en una fuente independiente de dolor e incluso pueden seguir causando dolor después de que la enfermedad subyacente se haya resuelto.

Para manejar completamente el dolor de un paciente, el médico debe tratar cualquier punto gatillo activo, pero también abordar cualquier condición subyacente o causas de dolor y dolor miofascial.

El tratamiento directo del dolor miofascial es principalmente mecánico a través de varias técnicas manuales de terapia física, inyecciones en los puntos de activación y reducción del estrés físico al músculo haciendo cambios en la postura y la mecánica corporal.

Los músculos también deben considerarse como una fuente indirecta de dolor cuando no tienen un apoyo adecuado de las articulaciones debido a la debilidad o un desequilibrio localizado.

Un individuo puede tener una condición como la rodilla del corredor que requerirá fortalecer ciertos músculos. Sin embargo, la debilidad o desequilibrio muscular puede desarrollarse como resultado de una lesión o entrenamiento incorrecto y ejercicio. Estos problemas deben ser contrarrestados a través del fortalecimiento dirigido, ortopedia (frenar el movimiento) y modificar la actividad.

Escrito por El Dr. Howard Liss y traducido por Fibromialgia noticias

Howard Liss, del Instituto de Rehabilitación Howard Liss, profesor clínico asistente de medicina de rehabilitación en la Universidad de Columbia. www.lissrehab.com como programar una cita con el Dr. Liss.
5/5 (5)

Valora esta información

, ,

La cafeína como coadyuvante con opioides en fibromialgia

Un estudio muestra  la cafeína como coadyuvante con opioides en fibromialgia, eeste estudio cuenta con la participación del Dr. Clauw experto mundial en la investigación de fibromialgia.
Han sido bien documentadas las propiedades de la cafeína como coadyuvante analgésico con fármacos antiinflamatorios no esteroideos y acetaminofén o paracetamol. Sin embargo, la investigación clínica es escasa al explorar los efectos de la cafeína sobre la analgesia opioide.

En este estudio se evalúa los efectos del consumo de cafeína en el dolor y otros síntomas en los pacientes que sufren dolor y toman opioides los que no lo toman.Los pacientes que hicieron la encuesta cumplen con los criterios de la fibromialgia.

La cafeína como coadyuvante con opioides en fibromialgia

El desarrollo del estudio

Los pacientes se presentaron en la clínica del dolor y completaron los cuestionarios de auto-reporte validados para evaluar los síntomas. Los pacientes (muestra de 962) que cumplieron con los criterios de diagnóstico de fibromialgia en la encuesta , se dividieron en grupos y subgrupos según el uso de opiáceos y  la cantidad de cafeína consumida por día (sin cafeína o consumo de cafeína bajo, moderado o alto).
cafeína como coadyuvante con opioides en fibromialgia
El análisis de los grados de variaciones con las pruebas post hoc  de Dunnet, determina qué medias difieren, comparó el dolor y la severidad de los síntomas entre el grupo sin cafeína y los grupos que consumían cafeína.
En los resultados se halló que entre los consumidores de opioides, el consumo de cafeína tuvo efectos moderados  sobre el dolor, pero significativos sobre la catastrofización  y la función física.

Se observó menor severidad del dolor y depresión  en el grupo con consumo moderado de cafeína. En los que no consumían opioídes, la ingesta baja de cafeína se asoció con mayor función física; Sin embargo, no se observaron otros efectos significativos.

Con lo que se muestra que la unión de cafeína y opioides, aunque los niveles de dolor cambian de forma poco significativa las consecuencias observadas a nivel psicológico mejoran así como la autonomía del enfermo.

Conclusiones del estudio

Esto lleva a concluir que el consumo de cafeína se asocia con una disminución del dolor y la severidad de los síntomas en los usuarios de opiáceos. Dato que destaca porque no se observan en los no que no consumen opiodes. Por lo que se puede concluir que la cafeína puede actuar como un adyuvante opioide en los pacientes con dolor crónico de fibromialgia. Estos datos sugieren que el consumo de cafeína junto  con analgésicos opiáceos podría proporcionar beneficios terapéuticos que no se dan con el consumo aislado de cafeina y de opioides.

Traducido y editado por fibromialgia Noticias

Tratamiento coadyuvante en medicina, se denomina a aquel que contribuye o ayuda a la solución del problema o enfermedad, de manera suplementaria.
 J Pain Res. 2017 Jul 28;10:1801-1809. doi: 10.2147/JPR.S134421. eCollection 2017.Caffeine as an opioid analgesic adjuvant in fibromyalgia.
 Scott JR1, Hassett AL1, Brummett CM1, Harris RE1,2, Clauw DJ1,2, Harte SE1,2.
4.67/5 (21)

Valora esta información

, ,

El dolor crónico de espalda modifica el cerebro

En fibromialgia ya se conocen cambios cerebrales producidos por el dolor, también el dolor crónico de espalda modifica el cerebro.

Como el dolor crónico de espalda modifica el cerebro

Se ha observado que la intensidad del dolor, cuanto mayor era la intensidad dolorosa, menor era el volumen de la sustancia gris en áreas prefrontales dorsolaterales y ventrolaterales así como en el cíngulo anterior.
Estos resultados fueron publicados The Journal of Pain (2016) mostrando que el dolor crónico de espalda se relacionó con una reducción en la sustancia gris cerebral de determinadas áreas cerebrales: la corteza prefrontal en sus zonas ventrolateral, dorsolateral y medial, y en la ínsula anterior.
dolor crónico de espalda modifica el cerebro
Se concluye que el dolor de espalda crónico se asocia con alteraciones en áreas del cerebro que se encargan del procesamiento del dolor y de las emociones.
Un hallazgo más que servirá para comprender mejor cómo afecta el dolor a las personas que lo sufren.
Además, estas áreas del cerebro participan también en el funcionamiento de la atención y la memoria de trabajo.

Dolor crónico de Espalda y fibromialgia

Resulta interesante ver como enfermos desarrollan con el tiempo dolor crónico generalizado, a los que se le suma el diagnóstico de fibromialgia, la amplificación del dolor y la sensibilidad central parece cada vez más unidos a procesos de dolor crónico no controlables.

Además ya existen investigaciones como la fibromialgia y los procesos dolorosos crónicos de espalda tienen un nexo de unión, se conoce como la cirugía fracasa ante una gran número de pacientes que sufren las dos enfermedades. Estamos ante una evolución de la investigación en el que parece ser que todo proceso crónico de dolor desarrolla una sensibilización central y los tratamientos son escasos ante la unión de fibromialgia y dolor crónico localizado en la espalda.

Dolor crónico y emociones

La evolución muestra también como el dolor crónico modifica el cerebro, los cambios en las areas cerebrales observados son capaces de “alterar” las emociones. Además la implicación de disfunciones cognitivas resultado de estos cambios cerebrales, son claros disparadores de la mala calidad de vida que sufren los enfermos de dolor crónico.

Redactado por Fibromialgia Noticias

Existen más estudios que evidencias cambios cerebrales en el Síndrome de fibromialgia.

Chronic Back Pain Is Associated With Decreased Prefrontal and Anterior Insular Gray Matter: Results From a Population-Based Cohort Study
 Hans-Christian Fritz, James H. McAuley, Katharina Wittfeld, Katrin Hegenscheid, Carsten O. Schmidt, Sönke Langner, Martin Lotze'Correspondence information about the author Martin LotzeEmail the author Martin Lotze
 DOI: http://dx.doi.org/10.1016/j.jpain.2015.10.003
4.8/5 (10)

Valora esta información

, ,

Fibromialgia nuevo fármaco a estudio NYX-2925

En fibromialgia nuevo fármaco a estudio NYX-2925 con la compañia Aptinyx Inc., esta biofarmacéutica realiza estudios clínicos con el fin de desarrollar terapias que ayuden en los trastornos neurológicos, anunció el pasado 1 de Agosto el comienzo del desarrollo de una nueva fase de un estudio clínico.
Se han reclutado nuevos sujetos al azar para la Fase 2 que evalúa el Producto , NYX – 2925, un nuevo modulador del receptor de N-metil-D-aspartato (NMDA)
para el dolor neuropático asociado con neuropatía periférica diabética.

Fibromialgia nuevo fármaco a estudio NYX-2925

Aptinyx también ha ha iniciado un estudio exploratorio de fase 2 de NYX-2925 en sujetos con fibromialgia.

Se ha concluido la Fase I recientemente  en voluntarios sanos.

La Fase 1 del estudio ha mostrado claramente que NYX-2925 su seguridad farmacocinética  y la gran tolerabilidad aún excediendo dosis terapéuticas.
Por lo tanto, se ha avanzado  a la fase 2 de desarrollo para el dolor neuropático

El Dr. Torsten Madsen director médico de Aptinyx. “Nuestra investigación preclínica también apoya el estudio de NYX-2925 en varias otras enfermedades que cursan con dolor crónico, incluyendo la fibromialgia “.

Diseño del estudio

El estudio aleatorizado, doble ciego,  controlado con placebo será desarrollado en 300 sujetos con diabetes tipo 2 que sufren dolor neuropático asociado con.
Los sujetos se asignarán al azar para recibir dosis orales de NYX-2925 o placebo una vez al día durante cuatro semanas. El objetivo principal es estudiar la eficacia en el dolor neuropático de NYX-2925 Versus placebo en cualquiera de los niveles de dosis múltiples que se están estudiando.

Los criterios de valoración secundarios incluyen:
Evaluación de los efectos de NYX-2925 sobre las características del dolor así como una evaluación adicional de la seguridad y tolerabilidad. El estudio reclutará a los sujetos en aproximadamente 35 centros de los EE.UU.

Estudio en pacientes de fibromialgia

Un segundo estudio de Fase 2 ya iniciado, está evaluando NYX-2925 en sujetos con fibromialgia. Dirigido por Investigadores de la Universidad de Michigan y la Universidad de Cincinnati, el estudio exploratorio se realizará en 24 sujetos. El objetivo principal del estudio es determinar sí una dosis diaria de NYX-2925, durante un período de dos semanas, cambia los marcadores del
procesamiento central del dolor en sujetos con fibromialgia, siendo evaluados por métodos de neuroimagen.
Incluye exploraciones para entender los efectos de NYX-2925 en múltiples parámetros de dolor, fatiga, cognición y sueño.

Fibromialgia nuevo fármaco a estudio NYX-2925

El receptor NMDA está compuesto de cuatro subunidades

Acerca del dolor neuropático y la fibromialgia

Se estima que el dolor neuropático, en diversas condiciones, afecta al 7% al 9% de la población en los Estados Unidos. Las personas que sufren de dolor neuropático se tratan actualmente con una variedad de terapias. Estas incluyen antidepresivos, anticonvulsivos y medicamentos-opioides que ofrecen una eficacia inadecuada para un amplio porcentaje de pacientes.

La polineuropatia diabética es una de las mayores enfermedades de dolor neuropático, debido a que entre el 60% al 70% de las personas con diabetes desarrollaran la enfermedad después de que el azúcar alta crónica perjudica a los nervios y a la transmisión de la información al sistema nerviosos central, y de ahí a otras partes del cuerpo.
Los pacientes experimentan pérdida sensorial, lo que lleva a dificultades con el equilibrio, la coordinación, y a al caminar.

La fibromialgia se caracteriza por dolor musculo esquelético crónico, debilitante y generalizado
Acompañada de síntomas de fatiga, problemas de sueño, memoria y problemas de humor.Se estima quela fibromialgia afecta entre cinco millones y 12 millones de personas en los Estados Unidos, o del 2% al 5% de la población adulta estadounidense. Las mujeres son más diagnósticadas que los hombres (la realcion del diagnóstico del sexo femenino a la relación de diagnóstico masculina es de 7: 1) y la prevalencia aumenta con la edad.

Acerca de NYX-2925

Descubierto por  científicos de Aptinyx , NYX-2925 es un nuevo, oral, una pequeña molecula moduladora del receptor NMDA .
Mejora la plasticidad sináptica. El mecanismo es distinto de cualquier otra terapia, emergente o comercializada, para el dolor neuropático. NYX-2925 ha demostrado una robusta eficacia en modelos preclínicos de numerosas enfermedades de dolor neuropático con un perfil de seguridad favorable.

En un estudio clínico de Fase 1 en sujetos humanos sanos, NYX-2925 fue bien tolerado en un amplio rango de dosis, incluyendo niveles de dosis muy superiores a los niveles terapéuticos esperados. La Administración de Alimentos y Fármacos de los Estados Unidos ha concedido el desarrollo de Aptinyx de NYX-2925 para el tratamiento del dolor neuropático asociado con Polineuropatia diábetica.

Acerca de Aptinyx Aptinyx Inc.  compañía biofarmacéutica de estudios clínicos que investiga y desarrolla terapias que ayudan en los trastornos del cerebro y del sistema nervioso. . Los fármacos que modulan los receptores NMDA de esta manera distinta tienen una eficacia robusta y una seguridad excepcionalmente favorable.  NYX-2925, está en fase 2 de desarrollo clínico como terapia para el dolor neuropático, un área de significativa necesidad no satisfecha. Aptinyx también está avanzando en compuestos adicionales, que continúa generando una variedad amplia y diversa de moduladores del receptor de NMDA , esta pequeña molecula tiene el potencial de tratar una variedad de desórdenes neurológicos.

Nota de prensa de Aptintyx

5/5 (13)

Valora esta información

,

Qué es la fibromialgia. PDF para imprimir

Documento básico para educar sobre qué es la fibromialgia.

Introducción

La fibromialgia es una enfermedad común que produce dolor y fatiga en los músculos, las articulaciones, los ligamentos y los tendones. La fibromialgia afecta aproximadamente de 3 a 6 millones de estadounidenses.

La fibromialgia tiene una cantidad de síntomas y sus causas no son bien entendidas.
Este sumario le informará sobre la fibromialgia, diagnóstico y tratamiento. También, se ha incluido sugerencias para vivir una vida plena a pesar de la presencia de fibromialgia.

Qué es la fibromialgia

El síndrome de fibromialgia es un desorden común y crónico caracterizado por dolor muscular extendido, fatiga y múltiples puntos neurálgicos.
La palabra fibromialgia viene del término latino para tejido fibroso (fibro) y los términos griegos para músculo (mio) y dolor (algia). Los puntos neurálgicos son lugares específicos del cuerpo –en el cuello, los hombros, la espalda, la cadera y las extremidades superiores e inferiores—en los que las personas que padecen fibromialgia pueden sentir dolor como respuesta a una presión ligera.

Puede producir dolor y fatiga severos y puede interferir en la habilidad de una persona para llevar a cabo actividades diarias.
Es una condición crónica, lo cual significa que es continua. A pesar de que el dolor, la fatiga y otros síntomas pueden empeorar con el tiempo, no hay daño ni inflamación evidentes en los músculos o en los órganos internos. La fibromialgia no es mortal.

qué es la fibromialgia

La fibromialgia es común entre las personas que tienen entre 35 y 55 años de edad.
Casi 80 por ciento de las personas afectadas son mujeres. (Actualización a 2017 ) el cambio a los criterios de diagnóstico de 2010 ha llegado a reveladoras investigaciones de amplias muestras que llegan a la conclusión que la diferencia entre el padecimiento de la fibromialgia entres hombre y mujeres se puede situar en le 50%-50%

Síntomas de la fibromialgia

Los síntomas más comunes de la fibromialgia son dolor en todo el cuerpo y una sensación de fatiga. Los músculos que por lo general se ven más afectados son los de los hombros, los glúteos,el cuello y la espalda baja.

El dolor en dichas áreas parece tener origen en puntos neurálgicos específicos.

Puntos neurálgicos de la fibromialgia

El dolor producido por la fibromialgia puede empeorarse a causa de factores como el estrés, cambios de clima, sonidos fuertes y ansiedad. Hasta el 90 por ciento de las personas que tienen fibromialgia se sienten cansados todo el tiempo.

Muchos pacientes experimentan otros síntomas que pueden ser leves o severos y que pueden aparecer y desaparecer. Estos síntomas incluyen:

  • desarreglos del sueño
  • rigidez en la mañana
  • dolores de cabeza
  • síndrome de intestino irritable. El síndrome de intestino irritable incluye problemas digestivos tales como dificultar para tragar, acidez estomacal, gas,dolor abdominal, diarrea y estreñimiento
  • períodos menstruales dolorosos
  • adormecimiento u hormigueo en las extremidades
  • síndrome de piernas inquietas
  • sensibilidad térmica
  • problemas cognitivos y de memoria (algunas veces conocidos como ‘fibroniebla’)
  • y una variedad de otros síntomas

Los pacientes de fibromialgia pueden tener problemas para dormir. Esto puede aumentar la fatiga.

Extrema sensibilidad en fibromialgia a…

Los dolores de cabeza y de mandíbula son comunes, al igual que la sequedad en los ojos o dificultad para enfocar objetos cercanos. Muchos pacientes con fibromialgia son muy sensibles a olores, luces brillantes, ruidos fuertes, comidas, cambios de clima y medicamentos.

El entumecimiento u hormigueo en ciertas partes del cuerpo como las piernas o los pies también es un síntoma común de la fibromialgia.

Algunos pacientes tienen problemas urinarios, tales como micción frecuente, deseo muy fuerte de orinar o dolor en la vejiga. Las mujeres que padecen fibromialgia suelen tener dolor pélvico, períodos menstruales dolorosos o relaciones sexuales que provocan dolor.

Los mareos también son comunes en las personas con fibromialgia.

Es común que las personas con fibromialgia experimenten depresión, ansiedad o desequilibrio químico debido al dolor y a la fatiga que los afecta constantemente.

Causas de la fibromialgia

Puede haber varias causas, como por ejemplo, los cambios químicos en el cerebro. Algunos científicos han descubierto niveles elevados de ciertos compuestos químicos en el fluido espinal de los pacientes con fibromialgia. Otros compuestos químicos, como la serotonina, presentan niveles bajos en pacientes con esta condición.

¡Algunos científicos creen que los problemas para dormir son una causa y no un síntoma de fibromialgia!

Alguno pacientes con fibromialgia carecen de una de las fases del sueño llamada no MOR o sueño “sin movimiento ocular rápido”, que es muy importante para recuperar la energía.Los científicos también creen que la fibromialgia puede ser causada por estrés,infecciones o heridas.

La fibromialgia también se presenta comúnmente en pacientes que tienen otras enfermedades tales como artritis reumatoidea y lupus.
Se están realizando estudios para tratar de determinar si hay una base genética para la enfermedad, ya que tiende a sufrirlo varios familiares .

Diagnóstico de la fibromialgia

Los síntomas de la fibromialgia son similares a los de otras enfermedades que afectan los músculos, articulaciones y glándulas. La fibromialgia se diagnostica sólo después de que se elimina la posibilidad de otras enfermedades con síntomas similares.

Primero, se hace un historial médico del paciente y un examen físico completo. Para verificar que los pacientes no tengan desequilibrios hormonales, enfermedades musculares, nerviosas, de las articulaciones o de los huesos, ni infecciones o cáncer,se hacen análisis de sangre y radiológicos, tales como rayos X.

Para revisar los músculos y los nervios, se puede hacer un análisis eléctrico conocido como EMG o electromiografía y NCV o conducción de velocidad nerviosa.

En la actualidad, no hay exámenes de laboratorio que puedan diagnosticar la fibromialgia; los exámenes de laboratorio son inefectivos para revelar una causa fisiológica del dolor.

Desafortunadamente, ya que no existe un examen objetivo para la fibromialgia que se haya aceptado de forma generalizada, algunos médicos pueden concluir que el dolor de un paciente no es real o pueden decirle al paciente que no hay mucho que puedan hacer al respecto.

Sin embargo, un médico familiarizado con la fibromialgia puede hacer un diagnóstico basado en dos criterios establecidos por la Academia Americana de Reumatología (ACR, por sus siglas en inglés):

Una historia de dolor extendido por un lapso mayor a tres meses y la presencia de puntos neurálgicos. Se considera que un dolor es extendido cuando afecta todos los cuatro cuadrantes del cuerpo; esto es, para que se le diagnostique fibromialgia usted debe sentir dolor tanto en la parte derecha de su cuerpo como en la izquierda, así como arriba y abajo de la cintura.
La ACR ha designado también 18 lugares del cuerpo como posibles puntos neurálgicos.

Para un diagnóstico de fibromialgia, una persona debe tener 11 o más puntos neurálgicos. Uno de estos lugares predesignados se considera un punto neurálgico sólo si la persona siente dolor bajo la aplicación de 4 kilogramos de presión en el sitio. Las personas que sufren de fibromialgia ciertamente pueden sentir dolor en otros lugares también, pero esos 18 posibles lugares estándar en el cuerpo son los criterios usados para la clasificación.

En la actualidad a 2017 los criterios que se usan para el diagnóstico de fibromialgia son los nuevos criterios de 2010 introducidos por la Academia Americana de Reumatología.

Tratamiento de la fibromialgia

Hoy en día todavía no existe cura para la fibromialgia. El tratamiento consiste en manejar los síntomas mediante medicamentos y una mejora general de la salud. La medicina alternativa también puede ser de ayuda para algunos pacientes.

El tratamiento de la fibromialgia con frecuencia requiere un trabajo en equipo, con su médico, un terapeuta físico, posiblemente otros profesionales en salud y aún más importante, usted mismo; todos desempeñando un papel activo.

Puede ser difícil reunir este equipo y es posible que no sea fácil para usted encontrar los profesionales adecuados para su tratamiento. Sin embargo, cuando lo logre, la habilidad combinada de estos diversos profesionales puede ayudarlo a mejorar su calidad de vida.
La Administración de drogas y alimentos (FDA por sus siglas en inglés) ha aprobado el medicamento Lyrica (pregabalina) para el tratamiento de fibromialgia.

Lyrica ha sido usada en el pasado para aliviar las condiciones dolorosas que pueden experimentar los pacientes de diabetes y herpes zóster. No se conoce la razón por la cual Lyrica es efectiva en estos casos.

Medicamentos para tratar la Fibromialgia

A continuación se presentan algunas de las categorías de medicamentos más usados para tratar la fibromialgia:

Analgésicos.

Los analgésicos son medicamentos contra el dolor. Varían entre unos que se venden sin fórmula médica, como el acetaminofén (Tylenol®) y aquellos con receta, tales como el tramadol (Ultram®) e incluso preparaciones narcóticas más fuertes.

Para un subgrupo de personas con fibromialgia, se formulan medicamentos narcóticos para el dolor muscular severo. Sin embargo, no hay evidencia contundente que demuestre que los narcóticos realmente funcionan para tratar el dolor crónico de la fibromialgia y la mayoría de los médicos duda en recetarlos para uso a largo plazo por el riesgo de que la persona que los tome se vuelva física o psicológicamente dependiente de ellos.

Medicamentos antiinflamatorios no esteroidales (NSAIDs, por sus siglas en inglés).

Como su nombre lo indica, los medicamentos antiinflamatorios no esteroidales, incluyendo la aspirina, el ibuprofeno (Advil®, Motrin®) y el sodio naproxen (Anaprox, Aleve) se usan para tratar la inflamación.

Aunque la inflamación no es un síntoma de la fibromialgia, los medicamentos antiinflamatorios no esteroidales también alivian el dolor. Ellos actúan inhibiendo sustancias del cuerpo llamadas prostaglandinas, las cuales juegan un papel en el dolor y la inflamación.

Estos medicamentos, algunos de los cuales están disponibles sin receta médica, pueden ayudar a aliviar los dolores musculares de la fibromialgia.
Es posible que también alivien los cólicos menstruales y los dolores de cabeza asociados con frecuencia a la fibromialgia.

No obstante, deben usarse bajo la supervisión de su médico, especialmente porque resultados recientes han presentado una relación entre el uso a largo plazo de antiinflamatorios no esteroidales y un riesgo en el aumento de embolias cerebrales e infartos.

Medicamentos antidepresivos.

Los antidepresivos corrigen los desbalances químicos del cerebro y la médula espinal con el fin de suspender el dolor y restaurar los patrones normales del sueño. La dosis de antidepresivos usada para aliviar el dolor provocado por la fibromialgia suele ser más pequeña que la dosis que se toma para la depresión.

Las benzodiazepinas ayudan a personas con fibromialgia relajando los músculos tensos y dolorosos y estabilizando las ondas cerebrales erráticas que pueden interferir con el sueño profundo. Las benzodiazepinas pueden también aliviar los síntomas del síndrome de piernas inquietas, el cual es común entre personas que padecen de fibromialgia.

Este síndrome se caracteriza por sensaciones incómodas en las piernas, así como tics nerviosos, particularmente durante la noche. Debido a la predisposición a la adicción, por lo general los médicos formulan benzodiazepinas sólo a aquellas personas que no han respondido a otras terapias.

Las benzodiazepinas incluyen el clonazepam (Klonopin®) y el diazepam (Valium®).

Terapia física y ocupacional

Las personas que padecen de fibromialgia pueden beneficiarse también de una combinación de terapia física y ocupacional, del aprendizaje del manejo del dolor y de técnicas para hacerle frente a la enfermedad, así como para equilibrar adecuadamente la actividad y el descanso.

Terapias complementarias y alternativas

Muchas personas que padecen fibromialgia muestran también diversos grados de éxito con terapias complementarias y alternativas, incluyendo masajes (tales como los métodos Pilates y Feldenkrais), tratamientos quiroprácticos, acupuntura y varios suplementos dietéticos y herbales para los diferentes síntomas de la fibromialgia.

Aunque algunos de estos suplementos aún siguen bajo estudio para el tratamiento de la fibromialgia, hay poca evidencia acerca de su efectividad.

Si usted está usando o le gustaría probar una terapia complementaria o alternativa debe consultar primero con su médico, quien posiblemente sepa más acerca de la efectividad de la terapia.
Su médico también le informará si es seguro probarla en combinación con sus medicamentos.

Autocuidado de pacientes de fibromialgia

Los pacientes con fibromialgia sufren fatiga crónica que produce estrés y cambios en los patrones del sueño. Ayudar a los pacientes a aprender a vivir vidas plenas es crítico para reducir el estrés, recuperar los patrones normales del sueño, aumentar la energía y aliviar el dolor.

Para vivir plenamente a pesar de la fibromialgia, es necesario reducir el estrés, dormir bien, hacer ejercicio regularmente, comer saludablemente y controlar los síntomas.


Reduzca el estrés. Evite las situaciones que le causen estrés.


Tome tiempo para relajarse. Practique ejercicios de relajación como técnicas de respiración, visualización guiada y meditación.


Duerma bien. Acuéstese temprano. Evite la cafeína, particularmente antes de dormir. Consiga un colchón cómodo y evite las bebidas alcohólicas.


Haga ejercicio regularmente. Estírese cuando se despierte. Hacer ejercicios aeróbicos de bajo impacto, como por ejemplo, caminar, nadar y hacer bicicleta estática puede ser de mucha ayuda. Haga ejercicio por lo menos media hora 3 veces por semana. Las primeras veces que usted haga ejercicio, puede que sienta un poco de dolor. Con el tiempo, el dolor se aliviará.


Coma de manera saludable. Evite la cafeína, las bebidas alcohólicas y los caramelos. Tome vitaminas bajo la supervisión de su médico o coma cereales ricos en vitaminas. Mantenga una dieta balanceada. Si usted fuma, ¡deje de hacerlo!


Controle sus síntomas. Trate los síntomas en cuanto aparezcan. Por ejemplo, si usted siente que tiene los ojos secos, use gotas para humedecerlos. Están disponibles sin receta médica.


Controle sus síntomas. Trate los síntomas en cuanto aparezcan. Por ejemplo, si usted siente que tiene los ojos secos, use gotas para humedecerlos. Están disponibles sin receta médica.

La terapia de masaje consiste en mover los músculos y tejido subyacente con las manos. Existen varios tipos de masajes, entre los que se encuentran el masaje sueco,de tejido profundo y Shiatsu. La terapia de masaje tiene como objetivo aumentar la circulación de la sangre, relajar los músculos tensos, alinear músculos y articulaciones que están desalineados y aumentar el flujo de nutrientes.

El masaje ayuda a aliviar el estrés y la ansiedad y no se recomienda si el paciente tiene heridas abiertas o problemas circulatorios como coágulos.

Dígitopuntura. En la dígitopuntura, el terapeuta aplica presión con los dedos en ciertos puntos del cuerpo.
La meta de la dígitopuntura es restablecer el flujo de energía en las vías invisibles que se encuentran debajo de la piel. La dígitopuntura se basa en la idea de que las enfermedades se presentan cuando se interrumpe el flujo de sangre por estas vías.

Acupuntura. La acupuntura es como la dígitopuntura y se basa en las mismas ideas. Sin embargo, en vez de aplicar presión, el terapeuta inserta agujas muy finas en ciertos puntos del cuerpo para restablecer el flujo de energía.

La terapia de puntos desencadenantes. En la terapia de puntos desencadenantes, el terapeuta aplica presión sostenida a puntos de presión específicos, que son aquellos donde se inicia el dolor muscular.

El cuidado quiropráctico. La meta del cuidado quiropráctico es realinear las vértebras de la columna vertebral. Un quiropráctico estira las vértebras para aliviar la presión en los nervios y permitir que el cuerpo sane por sí solo. Esto se basa en la idea de que las vértebras mal alineadas causan ciertas enfermedades.

Resumen sobre qué es la fibromialgia

La fibromialgia es una condición común que causa dolor y fatiga en los músculos, articulaciones, ligamentos y tendones. No existe cura para la fibromialgia. El tratamiento consiste en controlar los síntomas con medicamentos y mejorar la salud en general.
La medicina complementaria puede ser beneficiosa para algunos pacientes. Dado que la fibromialgia no tiene síntomas visibles, se suele diagnosticar equivocadamente.
Es importante ayudar a los pacientes y a sus amigos a entender esta enfermedad para que el tratamiento sea más fácil. Las técnicas para reducir estrés, ejercicios y medicamentos ayudan a pacientes con fibromialgia a controlar el dolor y vivir sus vidas.

Este documento está traducido por Fibromialgianoticias.com para uso educativo.

Este documento es un resumen de lo que aparece en las pantallas de X-Plain™. Es para uso informativo y no se debe usar como sustituto de consejo de un médico o proveedor de salud profesional o como recomendación para cualquier plan de tratamiento particular. Como cualquier material impreso, puede volverse inexacto con el tiempo. Es importante que usted dependa del consejo de un médico o proveedor de salud profesional para el tratamiento de su condición particular.
©1995-2008, The Patient Education Institute, Inc. www.X-Plain.com

4.81/5 (37)

Valora esta información

,

Fibromialgia en atención primaria

Fibromialgia en atención primaria: Tratamiento sintomático y del dolor en fibromialgia mediante abordaje multidisciplinar desde Atención Primaria

Introducción

La fibromialgia (FM) es una enfermedad crónica incapacitante de etiología desconocida1 cuyo principal síntoma es el dolor generalizado, seguido de astenia y falta de sue˜no reparador. Supone un emergente problema de salud, con una prevalencia entre el 3 y el 6% de la población mundial, más común en personas entre 20 y 50 años, y más frecuente en mujeres, con una relación hombre-mujer de 1 a 6-102.

Ocupan el 15% de las consultas de Reumatología y del 5 al 10% de las consultas de Atención Primaria3, suponiendo un gasto aproximado de 11.000 millones euros/año en Espana, tanto de gastos directos, como indirectos4.

Análisis de la Fibromialgia en Atención primaria

El abordaje científico-técnico5 se encuentra con muchas limitaciones, siendo necesario un abordaje más biopsicosocial de la enfermedad, utilizando terapias coadyuvantes6, como el ejercicio físico aeróbico, de fortalecimiento muscular, de estiramiento o flexibilidad; terapia cognitivo-conductual, la meditación y la retroalimentación7, cuyo objetivo es que cada persona conozca sus respuestas fisiológicas a diversos estímulos, con la posibilidad de modificarlas a su favor, y con la práctica, aprender a controlarlas mejor8.

La Terapia Ocupacional es una herramienta útil ya que tiene efectos en la función ocupacional, las habilidades cognitivas y físicas, lo cual redunda en un mejor desempe˜no de las actividades de la vida diaria y mayor interacción con el contexto global.

La eficacia de la gestión multidisciplinar actualmente está siendo evaluada, con el fin de proporcionar el cuidado más completo para este grupo de pacientes difíciles y complejos9 y una mejoría en su vida diaria, tanto en calidad de vida, como en actividades de la vida diaria, independiente o dependiente leve para actividades basales de la vida diaria (ABVD), y dependiente moderados para actividades instrumentales de la vida diaria (AIVD)10.

El objetivo del presente trabajo es evaluar el efecto de una intervención multidisciplinar en pacientes con FM.

Material y métodos

Muestra

Sobre una población en el Área de Salud de Talavera de la Reina (Toledo), de 128.000 personas, con una prevalencia de FM del 2,4%11, un intervalo de confianza del 95% y un margen de error del 7%, se obtuvo un tamaño muestral de 19 personas (Programa Epidat 3,0), a los que sumamos una tasa de no respuesta de entrevista directa del 10%, obteniendo un total de 21 personas, sobre una base de datos de 446 pacientes con FM, todos de diagnóstico hospitalario en consulta de Reumatología.


Se contactó con los participantes mediante entrevista telefónica, informándoles del tipo de estudio.

Criterios de inclusión

Mujeres, entre 16 a 55 años, que residan en el Área de Salud de Talavera de la Reina (Toledo) con FM y que no tengan otro problema que les ocasione discapacidad intelectual o física.

Criterios de exclusión

Presentar otras enfermedades físicas que dificulten la intervención y que no haya presentado en los 6 meses anteriores acontecimientos vitales importantes (pérdida de un familiar, traslado domicilio, etc.).

Mediciones

Se ha utilizado el cuestionario Fibromyalgia Impact Questionnaire (FIQ)9 diseñado para cuantificar el impacto global de la FM en varias dimensiones (funcionalidad, percepción de dolor, rigidez y fatiga, trastorno del sueñ, depresión, ansiedad y capacidad de trabajo remunerado y doméstico). En el caso de realizar una actividad laboral remunerada, el FIQ evalúa el grado en el que la FM ha afectado esta actividad12.

La valoración del impacto diario de la FM se evaluó mediante las AIVD, que son aquellas actividades de apoyo a la vida cotidiana en la casa y en la comunidad que pueden requerir interacciones más complejas que las utilizadas en las ABVD (escala de Lawton y Brody)13. Para aquellas ABVD encaminadas al cuidado del propio cuerpo, se utilizó la escala de Barthel14. Para la percepción sobre la enfermedad y el sistema sanitario con respecto a la FM, se ha utilizado un cuestionario creado ad hoc (anexo 1 [disponible en la web]).

Diseño e intervención

Estudio pretest-postest, con muestreo aleatorio simple, con análisis estadístico, con el programa SPSS 15.0 mediante la prueba de Wilcoxon. Solo se analizó a los pacientes que acudieron al menos a 5 de las 7 sesiones. Se realizó entre febrero y mayo del 2012 y consta de 2 partes.

La primera parte mediante control en Atención Primaria con 3 citas (antes, durante y al finalizar la intervención), donde habla de su enfermedad, se ajusta el tratamiento a su sintomatología (analgésicos, tramadol, paracetamol, pregabalina y/o ciclobenzapirina), además de su medicación habitual para enfermedades concomitantes, y realizando educación para la salud en FM, y sesiones de Terapia Ocupacional, con 7 sesiones de entre 60 y 120 min (tabla 1).

Aspectos éticos y legales

Se solicitó a todas las participantes el consentimiento verbal. El proyecto fue aprobado por el Comité de Investigación del Área Sanitaria de Talavera de la Reina. Resultados Se obtuvo respuesta de 20 pacientes, con una edad media de 40 años (rango 16-55 años).

En la encuesta previa, respecto a si conocen la Terapia Ocupacional, el 50% contestó que sí. Si conocen la psicomotricidad, el 75% contestó que sí. El 95% de las pacientes creen que la intervención desde Terapia Ocupacional puede ayudar en FM y respecto a si encuentran mejoría con el tratamiento que reciben previo a la intervención, el 70% piensa que no. El 10% contestó que casi siempre el resto de la gente se toma en serio su enfermedad, el 55% respondió que a veces, el 25% que casi nunca y el 10% que nunca.

Y a si creen que los médicos se toman en serio todos los síntomas que presentan, el 10% contestó que siempre, el 10% que casi siempre, el 60% que a veces y el 20% que casi nunca.

Sesiones de terapia ocupacional

La labor del médico de Atención Primaria la valoran algo más positivamente que la del médico de Atención Hospitalaria, dándole una diferencia de casi un punto en una escala analógica de 0 a 10, en la que el médico de primaria obtiene un 6,89 y el médico de atención hospitalaria de 5,79. Un 100% de las pacientes con FM considera que no se cubren sus necesidades plenamente, pero consideran que la sanidad pública les ayuda.

La familia supone para el 50% de las pacientes la que más las comprende, seguido de otro enfermo de FM en un 25% y un 10% un profesional sanitario.

En la encuesta posterior, todas las participantes piensan que les ayudó la intervención y que se debería incluir dentro del tratamiento que reciben actualmente. La calidad de vida (CDV) inicial del grupo de estudio era de un 74,41 (rango 63,0-93,8) por lo que se encontraban según el FIQ en una afectación vital moderada (entre 50-75) a grave (> 75).

Al finalizar la intervención, el mínimo en CDV era de 36,09 (afectación vital leve) y máximo de 60,61 (afectación vital moderada), observándose una clara mejoría en el estado general de salud, por lo que de un estadio de afectación de la CDV según el FIQ de moderada a grave se pasa a un FIQ de moderado a leve, con lo que se objetiva una diferencia estadísticamente significativa (p < 0,05).

En cuanto al grado de independencia en las ABVD, en el estudio previo a la intervención, el 33,3% de pacientes son independientes y el 66,7% tiene una dependencia leve, y en el posterior el 50% de ellas son independientes, y el 50% tiene una dependencia leve (tabla 2).

Respecto al grado de independencia en las AIVD de las participantes en el estudio previo a la intervención, el 22,2% tiene una puntuación de 8, el 50% tiene una puntuación del 7, el 22,2% tiene una puntuación de 6 y el 5,6% tiene una puntuación de 4. La escala de Lawton y Brody es más útil para mujeres, ya que muchos hombres no realizan algunas de las actividades estudiadas. En la evaluación posterior, el 41,7% tiene una puntuación de 8 y el 58,3% tiene una puntuación del 7 (tabla 3). Existen diferencias estadísticamente significativas prepostintervención en AVBD, AVID y CDV (p < 0,05).

Discusión

La FM es una enfermedad de alta prevalencia e incapacitante11 que, unida a la elevada demanda en las consultas, tanto de Atención Primaria como de Atención Hospitalaria (20% de las consultas de Reumatología)15, y al gasto por paciente y año que supone para el sistema sanitario (10.000 D paciente año), les clasifica como unos pacientes de difícil abordaje, debido en gran parte a la no existencia actual de un tratamiento curativo15.

La mayoría de las personas que han participado en el estudio expresan una incomprensión social y de su entorno sobre la enfermedad; un 90% afirmaba que las personas de su entorno no se toman en serio su enfermedad, provocándoles dificultades en su vida diaria. Una de las ABVD más afectadas en personas con FM es el sue˜no y el descanso16, dando lugar a insomnio durante la noche, que provoca un cansancio al levantarse por la mañana.

Las ABVD que objetivamos más incapacitadas fueron subir y bajar escaleras, y dentro de las AIVD más afectadas en personas con FM es «hacer compras», lo cual nos afirma esta situación de dependencia de estos pacientes y sus limitaciones en la vida diaria, que es inherente a su enfermedad.
fibromialgia en atención primaria

Pautas desde la Terapia Ocupacional y la psicomotricidad

En nuestra intervención se dio a conocer una serie de pautas desde la Terapia Ocupacional y la psicomotricidad para ejercitar a la mente, a la vez que se hace ejercicio físico moderado, demostrado como beneficioso en esta enfermedad6,15.

Tras este estudio, a pesar de no disponer, como limitación del estudio, de grupo control por la dificultad para obtener y disponer de muestra control similar a los casos, se ha demostrado que la intervención combinada y multidisciplinar mejora significativamente (p < 0,05) tanto en calidad de vida, como en la realización de las ABVD de las personas afectadas de FM, y por tanto, se demuestra la eficacia de la terapia combinada y multidisciplinar para tratar esta enfermedad.

Con este abordaje multidisciplinar se obtiene una aproximación al problema actual, en la que el médico de Atención Hospitalaria (principalmente de Reumatología) tiene como misión el diagnóstico, el seguimiento y el tratamiento de la enfermedad, prolongando en el tiempo sus revisiones, actuando en casos de reagudización y empeoramiento de la enfermedad, y trabajando conjuntamente con los médicos de Atención Primaria en el mantenimiento de la situación de salud del enfermo, ayudado este por otros profesionales sanitarios (terapeutas ocupacionales, psicólogos, fisioterapeutas, etc.) y abriendo así la puerta a futuras investigaciones más prolongadas en el tiempo sobre esta vía de abordaje.

Tratamiento farmacológico

El tratamiento farmacológico no ha logrado ser, por sí mismo, el tratamiento de elección para tratar la FM (un 90% duda de que el sistema sanitario se tome en serio su enfermedad), aunque muchos otros han sido probados15.

Actualmente, el tratamiento farmacológico es el único que se contempla desde el sistema sanitario y esto se traduce en que los afectados de FM están descontentos con el sistema, planteando dudas incluso sobre si los médicos creen en su enfermedad.

Está demostrada la eficacia del tratamiento no farmacológico, como el ejercicio físico, la psicoterapia, la retroalimentación y la Terapia Ocupacional6-8.

Sin embargo, no se aparece en la cartera de servicios de los sistemas sanitarios, traduciéndose esto en una sobrecarga de trabajo en la atención sanitaria. Esta carencia en recursos es uno de los motivos por los que las personas con FM no se encuentran completamente tratadas por el sistema15.

Perspectiva multidisciplinar

Con estos resultados, apoyamos la idea de que el tratamiento de la FM debe hacerse desde una perspectiva multidisciplinar17-21 utilizando no solo el tratamiento médico farmacológico, apoyado por la evidencia científica y dirigido principalmente por Reumatología, así como por Atención Primaria, sino que ese tratamiento debe ser coadyuvante en la enfermedad, incluyendo también otros tipos de tratamiento del ámbito psicológico, psiquiátrico, de Terapia Ocupacional y fisioterapia16.

Para tratar este tipo de pacientes no es suficiente con un único enfoque, debe ser abordado desde varios niveles, como el social, el personal y el familiar, ayudando al enfermo y a su entorno, realizando un abordaje biopsicosocial de la enfermedad y no reducirnos a un abordaje médico15.

La FM no es un hueso o un músculo que se rompe, es una persona que sufre las consecuencias de una enfermedad incapacitante. El equipo multidisciplinar, apoyado en la Atención Primaria debido a su cercanía, confianza y accesibilidad del paciente, lo convierten en el eje del mantenimiento del tratamiento, mediante un abordaje biopsicosocial.

En los pacientes con FM se demuestra que un abordaje mediante intervención multidisciplinar mejora significativamente su calidad de vida y desempeño

Responsabilidades éticas

Protección de personas y animales. Los autores declaran que los procedimientos seguidos se conformaron a las normas éticas del comité de experimentación humana responsable y de acuerdo con la Asociación Médica Mundial y la Declaración de Helsinki. Confidencialidad de los datos. Los autores declaran que en este artículo no aparecen datos de pacientes.

Derecho a la privacidad y consentimiento informado. Los autores han obtenido el consentimiento informado de los pacientes y/o sujetos referidos en el artículo. Este documento obra en poder del autor de correspondencia.

Conflicto de intereses Los autores declaran no tener ningún conflicto de intereses. Anexo 1 Material suplementario Se puede consultar material suplementario a este artículo en su versión electrónica disponible en http://dx.doi.org/10.1016/ j.reuma.2014.03.005.

Jaime Gonzalez Gonzalez a,b,*, Maria del Mar del Teso Rubioc, Carmen Nelida Walino Paniagua d, Juan Jose Criado-Alvarez e y Javier Sanchez Holgadoa

a Médico Atención Primaria, Centro de Salud Santa Olalla, Toledo, España b Profesor Asociado, Doctor Departamento Ciencias Médicas, Universidad de Castilla-La Mancha, España c Terapeuta ocupacional, Residencia Tercera Edad San Pablo de los Montes, San Pablo de los Montes, Toledo, España d Terapeuta ocupacional, Asociación Fibromialgia Talavera de la Reina (AFIBROTAR), Talavera de la Reina, Toledo, España e Médico Atención Primaria, Centro de Salud Pueblanueva, Pueblanueva, Toledo, España; Profesor Asociado, Doctor Departamento Ciencias Médicas, Universidad Castilla-La Mancha, España
5/5 (1)

Valora esta información

,

Ejercicio físico para fibromialgia

Encontrar soluciones en el ejercicio físico para fibromialgia, el constante dolor y muchas veces comenzar de forma inadecuada, factores precursores de que el enfermo fracase en una correcta terapia física de ejercicios para manejar la enfermedad.

Como hacer ejercicio físico en fibromialgia

EL EJERCICIO EN  FIBROMIALGIA

Introducción
Diversos trabajos científicos han demostrado que el ejercicio tiene beneficios sobre la capacidad física y mejora los síntomas de la Fibromialgia (FM) y de la Fatiga crónica (FC). Se acepta que el ejercicio es uno de los tratamientos no medicamentosos más eficaces en el manejo del dolor crónico y la debilidad muscular.

Entre los efectos beneficiosos del ejercicio destacan:

  • Disminución del dolor
  • Aumento de la fuerza muscular
  • Mejoría de la calidad del sueño
  • Mejoría de la capacidad física y salud cardiorrespiratoria
  • Disminución de la fatiga
  • Mejoría del estado psicológico y el humor
  • Mejoría de la función física global y la calidad de vida

El presente folleto informativo tiene como objetivo responder a las preguntas más frecuentes e informar a los / las pacientes y sus familiares de los beneficios de la práctica de ejercicio físico, así como de los tipos de ejercicio más recomendables.

UNA DE LAS MEJORES DECISIONES QUE USTED PUEDE TOMAR SI PADECE DE FIBROMIALGIA ES HACER EJERCICIO

1- ¿Debo hacer ejercicio por mi cuenta?

Es necesario que, antes de iniciar la práctica de actividad física regular, un deporte en concreto, o un programa de ejercicios terapéuticos, consulte a su médico. Sólo su especialista es la persona adecuada para valorar su estado físico e indicarle qué tipo de ejercicios es el más recomendable en su caso.

2- Usted puede padecer otras enfermedades del aparato locomotor, además de la FM, que pueden condicionar limitaciones: la presencia de artrosis localizada en una articulación, o una osteoporosis (reducción de la masa ósea muy frecuente en mujeres después de la menopausia) puede hacer más recomendable un tipo de ejercicio que otro.

En ocasiones, será necesario evaluar su capacidad de esfuerzo mediante una prueba específica. No se fíe sólo de los consejos de familiares, amigos u otros pacientes, que, aunque bienintencionados, pueden recomendarle actividades perjudiciales para usted.

La pauta de ejercicios debería ser revisada cada pocos meses por su especialista para adaptarla a su situación.

ANTES DE EMPEZAR LA PRÁCTICA DE UN DEPORTE O EJERCICIO TERAPÉUTICO, DEBE CONSULTAR A SU ESPECIALISTA

2- Me canso mucho haciendo ejercicio: ¿es perjudicial para mí?

La práctica de actividad física es, junto con la alimentación y un estilo de vida reglado, el principal medio de promoción y mantenimiento de la salud. Sin embargo, el 46% de la población española no practica ejercicio en su tiempo libre, y este hábito sedentario disminuye la calidad de vida y aumenta el riesgo de padecer numerosas enfermedades.

Realizar regularmente una actividad física mejora la salud global, el bienestar psicológico y la función física tanto en los individuos sanos, como en aquellas personas con enfermedades discapacitantes.

En los pacientes afectos de FM se ha comprobado que el nivel de estado físico o entrenamiento es aún peor que en la población general: el 80% de las pacientes no están en buena forma física y tienen una tolerancia muy baja al ejercicio.

Cuando se estudian las causas posibles de estas diferencias, no se ha comprobado que los pacientes con FM tengan peor estado cardiorrespiratorio o menos fuerza muscular que los individuos sanos sedentarios. A medida que usted progresa con el ejercicio se le hará más fácil hacerlo.

Para que el ejercicio le sea de ayuda debe hacerlo regularmente. Sin embargo, sí que tienen mayor sensación subjetiva de esfuerzo con el ejercicio, es decir, mayor percepción de fatiga durante la actividad física: ante el mismo esfuerzo la sensación de cansancio es mayor.

Si presenta mareo, fatiga o dolor de forma persistente después del ejercicio, debe consultar con su médico.

ES PROBABLE QUE USTED SE CANSE MUCHO CON LA ACTIVIDAD FÍSICA, PERO POR PADECER FIBROMIALGIA O FATIGA CRÓNICA NO TIENE MENOR FUERZA MUSCULAR NI PEOR ESTADO CARDIORRESPIRATORIO QUE LOS DEMÁS

3- El problema es la constancia

Efectivamente, ser constante es la clave.

De nada sirve practicar ejercicio sólo durante unas semanas y después abandonarlo, aunque éste sea intenso y adecuado. Para ello, en primer lugar, usted debe estar mentalizado, de la misma manera que nadie deja de fumar sin estar realmente convencido. De ahí que se deban tener en cuenta sus preferencias personales: ¿le gusta caminar?, ¿prefiere la natación? o ¿le molesta mojarse el pelo en la piscina?

También es preferible buscar una franja horaria que se adapte mejor a su conveniencia. Otras circunstancias como su lugar de residencia y las instalaciones deportivas que tenga cerca de su casa también deben ser tenidas en cuenta. Practicar ejercicio en compañía de amigos o familiares puede hacer más agradable la actividad y mejorar el cumplimiento: convénzalos para que le acompañen.

Como hacer ejercicio físico en fibromialgia
Si usted pertenece a alguna asociación o grupos de ayuda mutua de pacientes con FM o FC, es posible que pueda compartir estas actividades en grupo. Es mejor plantearse objetivos realistas: empezar por tres veces en semana y mantenerlo es preferible a un programa diario que se abandona a las pocas semanas.

ELIJA USTED EL TIPO DE EJERCICIO, LUGAR Y HORARIO QUE MÁS LE GUSTE Y PROCURE PRACTICARLO EN COMPAÑÍA.

4- ¿Qué tipo de actividad física es más recomendable?

En general, se recomienda practicar ejercicio aeróbico de baja intensidad de carga como andar, nadar o usar una bicicleta estática. Se trata de ejercicios de larga duración (constantes, rítmicos) que movilizan un buen número de grupos musculares y que tienen muy bajo riesgo de inducir traumatismos o lesiones musculares o articulares.

Caminar todos los días de forma regular durante media hora mejora la calidad de vida el estado de ánimo y contribuye a mejorar el control del peso, el estreñimiento, la dislipemia (tasas de colesterol y / o triglicéridos en sangre) y el riesgo de enfermedad cardiovascular y osteoporosis.

Otros efectos beneficiosos de caminar con regularidad son la reducción de la depresión, la ansiedad y la mejoría de los trastornos del sueño, frecuentemente presentes en la FM y la FC.

Caminar el ejercicio elegido por los pacientes

Caminar es la actividad física preferida por la mayor parte de los pacientes, ya que no exige un equipo especial, se puede practicar desde la puerta de casa sin coste económico y la edad no es un inconveniente a la hora de practicarlo. Apenas unos zapatos cómodos y una ropa apropiada son necesarios para dar un buen paseo y contribuir con ello a mejorar la salud física y mental.
El ejercicio en piscina de agua caliente es una de las formas habituales de ya que minimiza la tensión muscular en la columna y extremidades.

Es un error común recomendar “natación” o “piscina” sin ninguna orientación o pauta. Cuando no se conoce bien la técnica correcta, nadar puede convertirse en una actividad de pobres resultados, incluso perjudiciales.

Estudios recientes de como hacer ejercicio físico en fibromialgia

Es conveniente seguir las instrucciones de un profesional. Un estudio reciente ha demostrado que el ejercicio acuático en una piscina de agua templada realizado en sesiones de hora de duración, tres veces por semana, reduce los síntomas de la FM y por lo tanto, mejora notablemente la calidad de vida de las mujeres afectadas.

Otras formas de actividad física recomendable son el yoga y el Tai Chi: estas disciplinas se basan en el conocimiento y conciencia del propio cuerpo así como en el control del movimiento.

La danza o el baile aeróbico suave también pueden resultar apropiados, siempre que se eviten saltos o se sobrecarguen los mismos grupos musculares.
Es aconsejable practicar programas combinados de ejercicio: además de entrenamiento aeróbico, realizar ejercicios de flexibilización y entrenamiento de fuerza muscular.

SON SUFICIENTES 20-30 MINUTOS DIARIOS DE CAMINAR, NADAR O BAILAR PARA QUE DUERMA MEJOR Y SU DOLOR Y ESTADO DE ÁNIMO MEJOREN

(Nadar de 20 a 30 minutos diarios es suficiente para aliviar sus síntomas)

5-¿Debo hacer también ejercicios de flexibilización y entrenamiento de fuerza muscular?

Los ejercicios de flexibilidad son aconsejables tanto al principio como al final de cada sesión: es suficiente realizar estiramientos durante 5-10 minutos en cada sesión. Los estiramientos deben mantenerse durante 10-30 segundos, repetirse 3-4 veces, intentando llegar al máximo recorrido articular posible (se debe notar un ligero malestar, pero hay que evitar el dolor).

Ejercicios de fortalecimiento

Los ejercicios de fortalecimiento entrenan la fuerza para potenciar la musculatura de extremidades y tronco son eficaces en pacientes con FM. Los pacientes que realizan este tipo de ejercicios refieren una mejoría de la fatiga, del humor y del sueño.

Se aconseja practicar de 10 a 20 repeticiones por serie, realizando 3-4 series por cada ejercicio y aumentar progresivamente la resistencia. Los grupos musculares que deben entrenarse son: piernas (gemelos, tibial anterior, cuádriceps, isquiotibiales y glúteos), abdominales, espalda y brazos (pectorales, dorsales, deltoides, bíceps y tríceps).

Los programas de ejercicio que incluyen actividad aeróbica, ejercicios de flexibilidad y de fuerza son los que han demostrado mayor beneficio en pacientes con FM, tanto en la mejoría del dolor y disminución del número de puntos gatillo de dolor, como en la salud aeróbica, flexibilidad y fuerza isocinética.

JUNTO CON EL EJERCICIO AERÓBICO ES CONVENIENTE REALIZAR EJERCICIOS DE FUERZA Y FLEXIBILIDAD

(Los ejercicios de fortalecimiento muscular y de flexibilización deben practicarse de dos a tres veces por semana)

6- ¿Qué ejercicios no debo practicar?

En general, se aconseja evitar los ejercicios que desencadenen agravamiento de los síntomas, así como “agujetas”, microtraumatismos y lesiones musculares.

Es conveniente que un monitor o, en el mejor de los casos, un fisioterapeuta controle el tipo de ejercicio así como la correcta realización del mismo. Los ejercicios de resistencia muscular con pesas y aparatos de fitness deben realizarse de manera muy progresiva y exigen un control postural estricto durante su realización para evitar lesiones musculares y posturas incorrectas.

En general, cualquier ejercicio que sistemáticamente le produzca dolor y fatiga persistentes debe evitarse y consultar con su especialista.

EVITE LOS EJERCICIOS QUE LE PRODUZCAN DOLOR O FATIGA PERSISTENTE Y CONSULTE CON SU ESPECIALISTA

7- ¿Con qué frecuencia?

Se recomienda que la actividad física se practique diariamente: un objetivo asumible es caminar entre 20 y 30 minutos tres veces por semana al principio y a las pocas semanas hacerlo diariamente.

El Colegio Americano de Medicina Deportiva aconseja que el entrenamiento aeróbico / cardiovascular debe realizarse al menos 2 días por semana y recomienda que las sesiones tengan una duración entre 20 y 60 minutos. En general, se aconseja empezar por sesiones cortas e ir incrementando la duración.

En definitiva, se aconseja realizar ejercicio aeróbico diariamente y un programa completo con ejercicios de fuerza y flexibilizantes un mínimo de 2-3 veces por semana.

ES CONVENIENTE REALIZAR EJERCICIO AERÓBICO DIARIO, JUNTO CON UN PROGRAMA DE EJERCICIOS DE FUERZA Y FLEXIBILIZACIÓN DE DOS A TRES VECES POR SEMANA

8- ¿Con qué intensidad?

Se recomienda empezar la actividad física con intensidad moderada: el paciente debe sentirse cómodo y debe evitarse agravar el dolor por el entrenamiento excesivo de músculos no entrenados. Es recomendable hacer pausas cortas entre los diferentes ejercicios.

Se aconseja controlar la frecuencia cardiaca, que debe estar entre el 60% y el 75% de su frecuencia cardiaca máxima (se calcula restando: 220 – edad) durante el ejercicio.

Si no dispone de ningún aparato para controlarla (pulsómetro), puede medir su pulso colocando sus dedos índice y medio sobre la arteria radial (muñeca) o sobre la arteria carótida (cara lateral del cuello, bajo la mandíbula). Otra manera sencilla de saber que la intensidad no es excesiva es que pueda hablar sin que el ahogo se lo impida.

LA INTENSIDAD DEL EJERCICIO NO DEBE SOBREPASAR EL 75-80% DE LA FRECUENCIA CARDIACA MÁXIMA

(El ejercicio no debe ser extenuante)

9- Educación sanitaria y autocuidado

Dentro de los tratamientos habituales para la FM se recomiendan programas moderados de ejercicio muscular, cardiovascular y de flexibilidad, respiratorio y de movilización de la musculatura con dolor, entre otros.

La suma de estos ejercicios a la termoterapia, balneoterapia y masajes relajantes contribuye a aumentar los efectos beneficiosos.

Un estudio publicado recientemente concreta estas recomendaciones, y asegura que los paseos progresivos, los entrenamientos sencillos de fortalecimiento y los estiramientos, combinado todo ello con una medicación adecuada y una educación destinada al autocuidado, mejoran el estado funcional del paciente y, sobre todo, los síntomas más graves de la enfermedad.

Los beneficios del ejercicio aumentan cuando se lleva a cabo una educación dirigida al autocuidado, por lo que un programa de ejercicios “apropiados”, sumados a la educación al paciente, deberían ser incluidos en cualquier terapia de tratamiento para la enfermedad.

LA COMBINACIÓN DE CAMBIOS DE HÁBITO DE VIDA, EJERCICIO ADECUADO Y CONSTANTE Y AUTOCONOCIMIENTO DE LA ENFERMEDAD MEJORA LOS SÍNTOMAS Y LA CALIDAD DE VIDA EN LOS PACIENTES CON FIBROMIALGIA

Esther Duarte Oller
Jefa Clínica del Servicio de Rehabilitación del Hospital de l’Esperança.

Actualizado a 2018

¿Qué evitar en el ejercicio físico en fibromialgia?

Ejercicio físico en fibromialgia

El Dr. Cayetano Alegre Portavoz de la Sociedad Española de Reumatología y Jefe de la Unidad de Reumatología del Hospital Vall d’Hebron de Barcelona, dió estas pautas a evitar en los pacientes con fibromialgia en webconsultas

Más opciones de Ejercicios físicos para fibromialgia

Estiramientos para fibromialgia

Tai chi para fibromialgia

Marcha Nórdica

Las autoridades de la salud de Inglaterra acaban de incluir la marcha nórdica como práctica regular para adultos, esta actividad fortalece músculos, huesos y potencia el equilibrio.
No afecta a las articulaciones más que caminar, así que es totalmente recomendable para personas que tienen sobrepeso o problemas de articulaciones
Se basa en el uso de unos bastones especiales para caminar, parecidos a los del esquí, que, además de trabajar los músculos de la parte superior del cuerpo, sirven de propulsión para avanzar.
Involucra al cuerpo entero, tanto que puede consumir más de un 40% más de energía que una caminata convencional.
Los bastones de la marcha nórdica son diferentes de los utilizados para hacer senderismo.

Pilates para fibromialgia

4.93/5 (27)

Valora esta información

Esto duele. Entendiendo el dolor

Entendiendo el dolor “¿Cómo el cerebro  puede  pensar que el mismo puede doler (por ejemplo, durante un dolor de cabeza)?
No entiendo como el cerebro podría incluso entender el concepto de daño cerebral (es decir, el proceso para sentir que el mismo cerebro duele), ya que el cerebro no tiene receptores de dolor.

¿Son los dolores de cabeza y las migrañas (excluyendo los dolores de cabeza secundarios) esencialmente psicosomáticos por naturaleza? ” – Conley Moorhous
Antes de responder a su pregunta, tengo que decir una cosa importante: ¡ay!

Entendiendo el dolor

Así es – cuando me senté en mi teclado para responder esta pregunta, acabo de recibir con el escritorio un golpe el dedo del pie y duele . Afortunadamente, este es un buen momento para explicar cómo el cerebro procesa el dolor .

En su cuerpo, hay neuronas sensoriales especiales llamadas “nociceptores” cuyo trabajo es decirle al cuerpo “esto duele!”.

Hay muchos tipos diferentes de nociceptores; Algunos detectan productos químicos nocivos (como la capsaicina), otras temperaturas nocivas (como la superficie de una estufa caliente) y otros detectan daños corporales (como la contractura que sufre en los tendones cuando golpea el pie del piano con demasiada fuerza).
Los nociceptores también pueden cambiar la forma en que transmiten mensajes al cerebro.

Algunas, llamadas fibras A, tienen una envoltura de mielina grasa alrededor de sus axones largos, parecidos a brazos, que actúan como el aislamiento de un alambre ayudando a que los mensajes lleguen rápidamente al cerebro.

Estas neuronas son las responsables de la primera explosión de dolor en mi dedo gordo justo cuando fué aplastado. Otro tipo de nociceptor, llamado nociceptor de fibra C, conduce las señales mucho más lentamente, pero tiene muchas ramas en el cerebro así llega a muchísimas áreas diferentes del cuerpo.
Este tipo de nociceptor se asocia con dolor difuso, y es el posible culpable del ay, y la sensación de ardor que tengo en el pie ahora.

De camino al cerebro

Vamos a seguir el mensaje de pie en su camino hacia el cerebro.
Primero, el mensaje pasa de mi pie, de mi pierna, y de mi médula espinal, donde es retransmitido a neuronas cuyas fibras suben hasta el cerebro. A través del tronco encefálico estas fibras van, viajando al cerebro mismo, donde el mensaje rebota entre el tálamo, el hipotálamo, y otras regiones que los científicos están empezando a analizar [Almeida 2004].

La comunicación eléctrica entre estas regiones da lugar a la sensación de dolor.

De la “sensación” a la “sensación”

Entonces, ¿qué pasa, como siente el cerebro sí está sufriendo? Está en todo lo cierto, el cerebro no tiene nociceptores.
De hecho, los nociceptores nunca se desarrollan en el cerebro; En los embriones, las células que son responsables de hacer nociceptores son diferentes de las que componen el cerebro [Woolf 2007].

El cerebro es tan insensible a los estímulos dolorosos que los neurocirujanos no aplican anestesia al tejido cerebral que operan, lo que permite al paciente estar despierto y completamente sensible para todo el procedimiento. Este fénomeno se puede ver en el video que se muestra.

Así que si un cerebro es incapaz de enviar las señales “esto duele!” ¿por qué existen dolores de cabeza?

Una respuesta es que el cerebro identifica de forma errónea el dolor como proveniente del centro de la cabeza. El cerebro puede localizar mal ciertos tipos de dolor de cabeza por tantos tipos diferentes de tejidos en la cabeza, y muchos de ellos son bastante malos a la hora de comunicar donde esta sucediendo el daño.

Las personas que sufren de infección sinusal sabrán de lo que estoy hablando – la inflamación de los espacios justo debajo de la frente-sienten como un nudo de dolor en el centro de la cabeza.

Como otro ejemplo, considere la sensación del dolor de cerebro congelado, el dolor de cabeza doloroso que recibe durante unos segundos después de comer helado demasiado rápido.

¿Por qué sucede? Piense en un día frío al aire libre: cuando el aire frío primero golpea los vasos sanguíneos en su cara, que finalmente se ensanchan, dándole color a las mejillas. Lo mismo sucede cuando la parte superior de la boca se enfría repentinamente – los vasos sanguíneos se ensanchan de repente, activando nociceptores en el cielo de la boca.

Dolor referido

Por desgracia, estos nociceptores no son muy precisos en “describir” de donde proviene el dolor, por lo que crean la sensación de dolor en el centro de la cabeza – un fenómeno que los médicos llaman “dolor referido” [Yankelowitz 2001, Andrews 2008]. También puede haber oído hablar de dolor referido en el contexto de un ataque al corazón – a pesar de que su corazón es el tejido dañado, los enfermos a menudo sienten dolor referido en su brazo en lugar de el propio corazón [Kosek 2003].

Por último, recuerde que su cabeza está llena de muchos músculos diminutos. Cuando estos músculos se tensan – digamos, porque estaban mirando a su computadora todo el día – los nociceptores incrustados en estos tipos de tejido envían señales de dolor.

Muchos de estos nociceptores son formados por muchas ramas, por lo que puede ser difícil para el cerebro identificar exactamente de dónde viene el dolor, y como resultado el dolor es muy difícil de localizar.

Su cerebro también tiene la desafortunada habilidad de fabricar una sensación de dolor cuando no hay nociceptores activos.

Para explicar lo que quiero decir con esto, es crucial entender que “dolor” (el sentimiento) no siempre resulta de “esto duele” (la señal). Considere, por ejemplo, cuando se raspa su rodilla durante un partido de fútbol. Puede estar tan entretenido que realmente no se siente el dolor hasta después de acabar el partido, acaba lo que “distrae”
el dolor.

Localiza en la parte inferior derecha del video pulsa y elige el ididoma de los subtitulos.

Bueno, sus nociceptores sin duda estaban enviando señales de “esto duele” en todo el juego, pero su cerebro solo procesa las señales y creó la sensación de dolor más tarde. Esto puede suceder también de otras maneras – si usted sufre dolor somático, usted siente dolor a pesar de que sus nociceptores están tranquilos. Su cerebro puede incluso crear sensaciones de dolor en lugares que no tienen nociceptores – como una mano amputada [Flor 1995].

Dolor cerebral

Por lo tanto, dado que el dolor no siempre significa que los nociceptores están activos, es posible que el llamado “dolor cerebral” sea sólo el subproducto accidental de un conjunto de regiones del cerebro que interactúan aún de forma desconocida.

Algunos científicos creen que las migrañas pueden estar relacionadas con este tipo de dolor, pero nuevas pruebas sugieren que hay más detrás. Las migrañas y las cefaleas en racimos podrían ser, en parte, porque el cerebro “reacciona exageradamente” a la actividad nociceptiva que de de otro modo es monótona.
Esa reacción exagerada significa que las neuronas a lo largo del camino pueden convertir la señal de dolor que es retransmitida como “esto es tolerable” a “esto es TERRIBLE!”.

Otra teoría es que las migrañas ocurren cuando una actividad eléctrica exagerada en el cerebro, accidentalmente, estimula los nociceptores en los vasos sanguíneos circundantes.

Entendiendo el dolor

Depresión cortical propagada

Esta actividad, un acoplamiento de la sobre-excitabilidad extendida de la neurona seguida por la sub-excitabilidad, es “Depresión cortical propagada” debido a la manera que se propaga a través de partes de la corteza. Dado que esto parece afectar a las áreas de la corteza relacionadas con la visión, esto podría explicar por qué algunos pacientes con migraña experimentan auras visuales y baile de luces antes de comenzar la migraña.

De acuerdo con la teoría de la Depresión cortical propagada, esto podría dar inicio a una cadena de eventos en los que las neuronas inducen a las células vecinas llamadas glía a liberar factores inflamatorios que obligan a los vasos sanguíneos a estrecharse, estimulando un relé de dolorosas señales de dolor de cabeza.

Por lo tanto, para resumir, podría haber un doble “ataque” en las cabezas de las personas que sufren dolores de cabeza debilitantes: las neuronas que son demasiado sensibles a las sensaciones normales, y un cerebro que sobre-interpreta masivamente dónde y cómo de dolorosas son esas sensaciones.

Entendiendo el dolor: el futuro

Los científicos necesitan investigar muchas más preguntas para poder explicar por qué ocurren las migrañas. En la mayoría de los casos, sin embargo, es seguro asumir que su dolor de cabeza es el resultado de la interpretación de su cerebro (o interpretación errónea) del patrón de activación de los nociceptores en los músculos de la cabeza y los vasos sanguíneos.
¡Espero que todo esto ayude!

Actualmente Kristin Muench (autora del articulo original “Pain in the Brain”) está en el Departamento de Neurociencias de la Universidad de Stanford
Traducción y adaptación de Fibromialgia Noticias

En la actualidad se han encontrados problemas a nivel de alteraciones en el volumen sanguineo en el cerebro de pacientes de fibromialgia

5/5 (4)

Valora esta información

,

Dolor crónico y el cerebro

Conexión dolor crónico y el cerebro: fibromialgia y dolor pélvico crónico parecen tener poco en común.La primera causa dolor corporal generalizado, mientras que el segundo está marcado por dolor inflamatorio crónico en la vejiga o la próstata.

Pero los investigadores de la Universidad de Michigan han tropezado con algo que ambas condiciones comparten, además de ser difícil de tratar.

El dolor crónico y el cerebro

¿El dolor generalizado proviene del cerebro? Este nuevo estudio sugiere que sí.

El dolor es la razón más común por la que las personas buscan atención médica, según los Institutos Nacionales de Salud.

“A veces podemos identificar con facilidad lo que está causando dolor a una persona”, dijo Richard Harris, Ph.D., profesor asociado de anestesiología y reumatología en Michigan Medicine en la Universidad de Michigan. “Pero, todavía hay uno de cada cinco estadounidenses que sufren de dolor persistente que no es fácil de identificar”.

Una razón puede ser que cuando se experimenta dolor, a menudo se piensa en la intensidad del dolor , pero es raro considerar la extensión del dolor.

El estudio del dolor con imágen

En el examen de los escáneres de cerebro por Imagen por resonancia magnética ( de más de 1.000 participantes inscritos en el estudio del enfoque multidisciplinario de la Red de Investigación de Dolor Pélvico Crónico – también conocido como el estudio MAPP -) se encontró que las personas con fibromialgia o dolor pélvico urológico crónico ambos aumentan ” en sus cerebros.

“Curiosamente, cuando colocamos estos individuos en el escáner de imágenes cerebrales, encontramos que aquellos que tenían dolor generalizado había aumentado la materia gris y del cerebro dentro de las áreas corticales sensoriales y motoras, en comparación con los controles sin dolor”, dice Richard Harris, PhD. , Profesor asociado de anestesiología y reumatología en Michigan Medicine.
dolor crónico y el cerebro
Harris y sus colegas quieren saber si el dolor generalizado, que se cree que es un marcador de centralización en el sistema nervioso, realmente se origina en el cerebro.
Así que fue sorprendente encontrar más materia gris en el cerebro de las personas con dolor pélvico urológico, una enfermedad que puede ser causada por la cistitis intersticial o prostatitis crónica.

La conexión

“Lo que fue sorprendente fue que estos individuos con dolor generalizado, aunque tenían el diagnóstico de dolor pélvico crónico urológico, eran idénticos a otro trastorno de dolor crónico: la fibromialgia”, dijo Harris.

Además de los escáneres de resonancia magnética, los participantes del estudio también se les pidió que dibujar en un mapa del cuerpo donde estaban experimentando dolor. Muchas de las personas con dolor pélvico indicaron que tenían dolor corporal generalizado.

Importancia del estudio

“Este estudio representa el hecho de que los pacientes con dolor pélvico, un subconjunto de ellos, tienen características de fibromialgia”, dijo Harris. “No sólo tienen dolor generalizado, sino que también tienen marcadores cerebrales indistinguibles de los pacientes con fibromialgia”.

Harris espera que el estudio conduzca a nuevas formas de tratar el dolor crónico – ya que podría haber similitudes entre las condiciones de dolor si ambos muestran dolor generalizado.

“Pensamos que este tipo de estudio ayudará a tratar a estos pacientes ya que si tienen un componente biológico , existe más probabilidad de tratar los blancos que afectan el sistema nervioso central que los tratamientos que están dirigidos al dolor pélvico “, dijo Harris.

Edición y traducción por Fibromialgia Noticias©

https://psychcentral.com/news/2017/08/12/mri-study-investigates-brain-pain-connection/124544.html
3.75/5 (4)

Valora esta información

el dolor aumenta con el calor
, ,

Fibromialgia ¿El dolor aumenta con el calor?

¿Por qué puede el dolor aumentar con el calor?

Es evidente que el calor agrava enfermedades y patologías neurológicas

“Experimentar problemas de insomnio es bastante habitual en esta época entre toda la población, pero personas que sufran algún tipo de enfermedad, niños y personas mayores, son los que se muestran más sensibles ante los cambios de temperaturas.

Son muchos los que ven fracturado su sueño o se encuentran ante la imposibilidad de volver a conciliarlo tras haberlo perdido “El calor impide que el hipotálamo controle adecuadamente nuestra temperatura corporal, lo que hace que regulemos peor el sueño, y la calidad del mismo se vea deteriorada. También hay que tener en cuenta que muchos medicamentos dificultan la regulación termocorporal, con lo cual, enfermos o personas mayores, que suelen tomar medicación a diario, ven agravada más esta situación”, explica Carlos Tejero, vocal de Comunicación de la SEN.¹

El dolor de cabeza es un firme candidato  a aparecer en las altas temperaturas y el dolor crónico cuando se sabe que el  cerebro funciona bien entre los 35 y 40 grados centígrados. Por encima de esta temperatura no actúa adecuadamente porque recibe impulsos nerviosos lentos”, explica la doctora Marisa Navarro.²
El cansancio, la apatía y la falta de energía se generan cuando el cuerpo hace un sobreesfuerzo para mantener los 36 y 37 grados que necesita el organismo.

La hiperexcitación cerebral

Y si se piensa en el aire acondicionado como solución en estos momentos irritables, la terapeuta no recomienda ponerlo “como si estuviéramos en el polo norte” porque “el contraste de temperaturas podría causar sensación de mareo y escalofríos”.
El calor ocasiona una “hiperexcitación cerebral” que dificulta conciliar el sueño, lo que aumenta la ansiedad. Según la doctora, el cuerpo humano necesita una temperatura de 21 grados para descansar correctamente. De ahí el agotamiento que se siente a lo largo del día.

Por tanto ya se tiene el gran binomio para sufrir un empeoramiento en el dolor, fatiga e insomnio puede aumentar el dolor crónico, frente a la continua hiperexcitabilidad del cerebro para manetener una adecuada temperatura del cuerpo como se comentaba anteriormente.

³Con dolor crónico

El doctor Fernández enumera que puede ayudar a la hora hora de combatir el dolor musculoesquelético:
-Práctica de ejercicio regular aunque haga calor;
-Cuidar las posturas
-Descansar;
-Hidratarse
-Huir de las temperaturas extremas.
Cuidar la exposición a  aires acondicionados o  las corrientes de aire frío, responsables generalmente en verano de las contracturas cervicales.

 

El golpe de calor evitalo, identificalo

es un gran problema de salud, el cuerpo es incapaz de controlar la temperatura y se va incrementando rápidamente y puede alcanzar los 40,6º C.

Sus síntomas: calor, sequedad y piel roja, pulso rápido, dolor intenso de cabeza, confusión y pérdida de conciencia.

¿Qué se debe hacer ante un golpe de calor?

Llamar a urgencias.

Mientras se espera, enfriar el cuerpo, estar en una habitación oscura, poner paños de agua fría sobre el cuerpo o darse un baño o ducha fría. Sin ayuda médica urgente, un golpe de calor puede ser fatal.

Consejos para

el dolor aumenta con el calor

una ola de calor

el dolor aumenta con el calor

Para evitar este problema y más asociados con el calor y la enfermedad crónica se pueden seguir estos consejos como actuar ante el calor

¹http://neurologia.publicacionmedica.com/noticia/la-sen-recuerda-que-el-calor-puede-agravar-los-sintomas-de-enfermedades-neurologicas

²http://www.elmundo.es/vida-sana/bienestar/2017/06/15/59415a0022601d380b8b456e.html
³http://www.infosalus.com/salud-investigacion/noticia-guardan-relacion-calor-cambio-tiempo-dolor-cronico-20180727084443.html
4.67/5 (12)

Valora esta información