Enfermedades reumáticas y disfunciones cognitivas

¿Qué relación existe entre las enfermedades reumáticas y disfunciones cognitivas? El deterioro cognitivo puede ser un problema constante en los pacientes con enfermedades reumáticas, como el lupus. Conseguir un diagnóstico adecuado incluye una batería de pruebas, dice Noa Shwartz, médico-investigador de la Facultad de Medicina Albert Einstein de Nueva York.

El Dr. Shwartz habló sobre este tema en la Reunión anual del Congreso de Reumatología Clínica Este celebrado a principios de este mes. (Septiembre 2020)

Relación enfermedades reumáticas y disfunciones cognitivas

«Es un tema que está bajo la sombra del misterio», dice la Dra. Noa Shwartz, en declaraciones realizadas en la reunión anual del Congreso de Reumatología Clínica East 2020. «Se reporta que incluso el deterioro cognitivo leve es perjudicial en la funcionalidad diaria de los pacientes con lupus que lo identifican como una de las principales quejas de su enfermedad, lo que perjudica directamente su calidad de vida».

Las enfermedades reumáticas se relacionan con frecuencia con la disfunción cognitiva, además se vincula con los corticosteroides, la ciclofosfamida y el metotrexato, dice la Dra. Shwartz.

Para el diagnóstico, el estándar de oro sigue siendo una batería completa de pruebas, un proceso que puede llevar horas y «no es una herramienta de cabecera», dijo la Dra. Shwartz.

También recomienda la Métrica de Evaluación Neuropsicológica Automatizada (ANAM), un examen autoadministrado que generalmente se completa en aproximadamente 40 minutos. La Métrica de Evaluación Neuropsicológica Automatizada se puede hacer de una sola vez y no es proclive a confusiones como el dominio del idioma.

Para una opción aún más simple, la Herramienta de Evaluación Cognitiva de Montreal es un cuestionario de una página que tarda entre 5 y 10 minutos en completarse y se puede utilizar para descartar una discapacidad.

¿Cómo manejar la disfunción crónica?

Cuando la disfunción es crónica, la Dra. Shwartz recomienda el ejercicio y la rehabilitación neurocognitiva, un enfoque que elogió en parte por el alto nivel de satisfacción del paciente.

Añade que los suplementos de aceite de pescado se muestran prometedores en los primeros estudios para abordar el estrés oxidativo y la pérdida de ácidos grasos omega-3, aunque todavía es demasiado pronto para sacar conclusiones.

Mejorar las capacidades diagnósticas y terapéuticas

“Es probable que varias vías conduzcan a identificar la disfunción cognitiva y es importante seguir explorando estas vías para mejorar nuestras capacidades diagnósticas y terapéuticas”, dice la Dra. Shwartz.

Dra. Noa Shwartz CONGRESS OF CLINICAL RHEUMATOLOGY 2020

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *