La Sociedad Madrileña de Médicos Generales y de Familia (SEMG) ha expresado su rechazo a la política de sanciones a facultativos que aplica la Consejería de Sanidad de la Comunidad de Madrid por la prescripción de fármacos contra el dolor.

«La Consejería está realizando una campaña de intimidación y persecución contra los médicos de familia de los centros de salud que prescriben opiáceos contra el dolor de sus pacientes con objetivos de ahorro económico», denuncia la SEMG.

En un comunicado remitido hoy, este colectivo recuerda que el porcentaje de recetas de opiáceos de la Comunidad de Madrid no es superior a la media nacional y está muy por debajo del promedio europeo.

Médicos sancionados por prescribir fármacos para el dolor

Intimidación para suspender el fármaco

«Los facultativos del nivel secundario no son ni siquiera citados a declarar, pese a la constancia de que son ellos los que inician la prescripción, y se actúa específicamente sobre los médicos de familia para que se atemoricen y suspendan el medicamento al paciente sin importar el dolor que sufre», acusan los vocales de la SEMG.

La Inspección de Farmacia, dependiente de la Dirección General de Inspección y Ordenación, realiza «comparecencias inesperadas y de motivo no explicitado» a los médicos que trabajan en centros de salud que finalizan con expedientes de sanción, explican los facultativos.

EFE

4.67/5 (6)

Valora esta información

La relación médico paciente es fundamental para cualquier enfermedad crónica, la información mal usada o gestionada por ambas vias en una consulta puede abrir grandes cismas por ambas partes.  Para solventar estas rupturas es necesario que en una consulta cada uno adopte su papel y que el dialógo que permita el tiempo de consulta sea en ambas direcciones, sólo así se solventará la gran problemática del manejo de las enfermedades crónicas.

Internet ha jugado un papel clave en la desconfianza del paciente hacía el médico, seguir bulos, no leer en canales apropiados, la relación entre pacientes desinformados en continua comunicación a través de redes sociales está poniendo en serio aprieto a los profesionales de la salud en el manejo de cualquier enfermedad crónica. Una sola enfermedad con la rápidez en la que se mueve la información en investigación médica en Internet, hace inasumible para el profesional estar a la última de toda la información sobre todas las patologias que ha de tratar, para ellos es una sobrecarga extenuante.

Para cualquier profesional de la salud y más especialista, el manejo de la información sobre todas las enfermedades que trata es un problema muy dificil de gestionar por la saturación de sus departamentos, la necesidad imperativa del paciente de saberlo todo, en una consulta es muy dificil gestionar todo el proceso de una enfermedad crónica.

La comunicación ha de ser desde el lado de cada uno asumir que el médico quiere ayudar y colaborar con el paciente y el paciente dejarse ayudar, confiar y saber que aunque tenga acceso a información en internet nunca podrá gestionarla como un profesional de la salud.

Todos debemos colaborar desde nuestros lugares y establecer empatia en ambas vias, sólo así la relación médico-paciente podrá ser viable ante la saturación de información médica en Internet, información buena y mala que ha de saberse gestionar para ayudar al paciente a comprender su enfermedad y que busca realmente comprender para gestionar su calidad de vida con una enfermedad crónica y que el trabajo en una red social puede ayudar a conciliar ambas vias.

Redacción Fibromialgia Noticias

Por la Dra. Paloma García de la Peña
Articulo redactado en Octubre de 2015
y publicado en el portal del Dr. Bartolomé Beltrán
Pacientes en buenas manos

medico paciente

La fibromialgia es un motivo frecuente de consulta en Reumatología, pero hasta dar con la especialidad que les puede atender muchos de los pacientes sienten maltratados porque van de un especialista a otro o son etiquetados de pacientes puramente psiquiátricos.

“El paciente no puede ir de un especialista a otro sin recibir respuesta y siendo tratado como un paciente puramente psiquiátrico”, afirma la doctora Paloma García de la Peña, Jefa del Servicio de Reumatología de HM Hospitales, quien advierte de que “para abordar la fibromialgia es fundamental una atención multidisciplinar”.

En otras ocasiones, hay personas que saben que el diagnóstico de esta enfermedad es clínico y fingen padecerla buscando un fin rentista, lo que ha dado mala fama a una patología real. Por eso, también es importante que el manejo de la misma sea multidisciplinar.  Actualización a 2016 por fibromialgianoticias.com el paciente rentista se elimina con los Nuevos criterios para el tratamiento de la fibromialgia

“Se trata enfermedad de causa desconocida de curso crónico que se caracteriza porque las personas que la padecen presentan dolor crónico difuso localizado principalmente en articulaciones y músculos que, en ocasiones, se puede acompañar de sensación de rigidez en dichas localizaciones”, explica.

Además del dolor, en la mayoría de los casos aparecen otros síntomas como el cansancio intenso, alteraciones del sueño, dolor de cabeza, colon irritable, fenómeno de Raynaud y alteraciones del estado de ánimo que pueden ir desde la ansiedad, irritabilidad, cambios de humor hasta cuadros depresivos severos.

Si bien la causa de la fibromialgia es desconocida, se sabe que hay un trastorno de la modulación del dolor, que afecta preferente a mujeres de entre 30 y 50 años, puede darse en los hombres y también en los niños.

García de la Peña declara que “es frecuente que cuando hacemos la historia clínica en la primera consulta, encontremos que antes del inicio de los síntomas, la persona haya atravesado una situación estresante y/o traumática que puede haber contribuido a desarrollar el cuadro o sido el desencadenante del mismo”. Actualización a 2016 por fibromialgianoticias.com la fibromialgia tiene predisposición genética y puede estar «dormida» hasta que aparece un factor desencadenate como una alteración hormonal (embarazos), accidentes de tráfico (latigazos cervicales), estrés como mobbing laboral, divorcios, maltrato infantil o violencia de género entre muchos pueden ser los desencadenantes o empeoramientos en el transcurso de la enfermedad, factores que pueden agravar los sintomas.

¿CÓMO SE DIAGNÓSTICA LA FIBROMIALGIA?

La experta añade que hay que tener en cuenta que el diagnóstico de fibromialgia es exclusivamente clínico y se basa en la presencia del dolor generalizado crónico que debe estar presente al menos 3 meses seguidos, los demás síntomas ya mencionados y la presencia en la exploración clínica de dolor intenso de unos puntos anatómicos llamados ‘puntos gatillo’, localizados en las inserciones tendinosas.

Para poder diagnosticar a un paciente de fibromialgia debe haber al menos dolor a la presión de 11 de los 18 puntos: Inserción de los músculos suboccipitales; por debajo del músculo esternocleidomastoideo; el punto medio del borde superior del trapecio; el origen del músculo supraespinoso, por encima de la espina escapular, cerca del borde medio; la segunda costilla, en el borde lateral de la unión condrocostal; dos centímetros por debajo del epicóndilo lateral; el cuadrante superior externo del glúteo; la parte posterior de la prominencia trocantérea mayor; la parte medial de la almohadilla de grasa proximal a la línea articular de la rodilla.

Actualizacion a 2016 por fibromialgianoticias.com la forma de diagnosticar la fibromialgia desde el año 2010 son los Nuevos criterios diagnósticos

“Cuando estudiamos a los pacientes en la mayoría de los casos no encontramos una causa asociada a la cual atribuir la enfermedad, pero en otras ocasiones la fibromialgia se asocia a otras enfermedades reumatológicas inflamatorias, como son la artritis reumatoide y las espondiloartropatías; conectivopatías como el lupus eritematoso sistémico, enfermedad de Sjógren; patología tiroidea; enfermedad celiaca y sensibilidad al gluten”, añade.

Aclaración para pacientes actualización a 2016 por fibromialgianoticias.com por ello se está trabajando en investigación en una subdivisión por grupos según enfermedades asociadas, como leeis bien claro la Dra. Paloma García de la Peña la fibromialgia se asocia a otras enfermedades reumatológicas inflamatorias, como son la artritis reumatoide y las espondiloartropatías; conectivopatías como el lupus eritematoso sistémico, enfermedad de Sjógren; patología tiroidea; enfermedad celiaca y sensibilidad al gluten

La experta recuerda que se deben destacar dos aspectos fundamentales en el manejo del tratamiento; por un lado, hay que complementar la terapia farmacológica con hábitos de vida saludables; y, por otro, el tratamiento debe ser multidisciplinar.

Es importante dormir bien, realizar ejercicio aeróbico y, en caso de ser necesario. Hay que evitar la cafeína, el tabaco y el alcohol, además recomiendan técnicas de relajación; se recomienda realizar ejercicios para el fortalecimiento muscular y la flexibilidad, así deportes como la natación, yoga, Pilates o bicicleta son muy apropiados.

La experta recuerda que no existe un tratamiento curativo como tal, y cada paciente es tratado de forma personalizada con analgésicos, antiinflamatorios, ansiolíticos, antidepresivos, etc.

Finalmente, como explica, la fibromialgia tiene que ser tratada de forma conjunta por rehabilitadores, fisioterapeutas, reumatólogos, especialistas en dolor, psicólogos y psiquiatras.

Como se puede comprobar a continuación la Dra. Paloma Garcia de la Peña es una gran especialista reumatologa en el campo de la artritis reumatoide, aparte de desarrollar su trabajo como Jefa del Servicio de Reumatología de HM Hospitales asiste a actos en los que se concilia la relación médico paciente en el campo de la artritis reumatoide.

medico-paciente1

4.43/5 (7)

Valora esta información

Dolor crónico Doctor Alfonso Vidal miembro comité asesor cientifico de esta web.

El dolor crónico Doctor Alfonso Vidal y el sufrimiento emocional con el que se convive día a día

En la estructura general de un centro de asistencia sanitaria siempre hay un espacio reservado a los tiempos intermedios, la antesala de la atención. La sala de espera.

SALAS DE ESPERA por Dr. Alfonso Vidal

La sala de espera es tierra de nadie donde se suceden múltiples interacciones de las que no somos conscientes siempre. Es la parte más externa de nuestra consulta, en la que comienzan los mensajes terapéuticos. Habla mucho de nosotros su calidez o frialdad, la decoración, la amplitud, el confort. Mesas, sillas, suelos, techos, puertas y ventanas transmiten mensajes de los terapeutas e invitan a relajarse, o a mantenerse en tensión.

Permite estar cómodo o solo estacionados hasta ser atendido. Desde luego es más importante el interior de la consulta y sobre todo la atención que se dé al paciente, las personas y medios técnicos y médicos, pero la sala de espera es el primer punto de contacto entre el paciente y su galeno.

dolor salas de espera

dolor salas de espera

Sin embargo, de lo que quería hablar hoy no es de los médicos, sino de los pacientes, y cómo la sala de espera se convierte en un espacio de interacción, de reconocimiento, de crítica, de reflexión sobre la atención o los profesionales. La sala de espera, dice mucho de los médicos y las instituciones que las albergan, pero los pacientes que allí se encuentran dicen aún más cosas.

Los pacientes en las salas de espera

En la sala de espera los pacientes hablan con naturalidad de sus enfermedades con sus acompañantes y con otros pacientes. Puede resultar curioso que algo tan íntimo y reservado como es la salud se exprese con pocas reticencias. Se hace de una forma natural, amén de ser forma de pasar el tiempo.

El ser humano es un ser sociable y en un espacio reducido de convivencia casi es imposible no hablar, ni comentar la experiencia propia sobre la vida, la salud o la atención de los profesionales por los que esperamos. Se comenta la razón, el tipo de atención, si se emplea un tipo de tratamiento u otro, si el médico lo hace solo o en equipo,…En suma en un rato, unos y otros realizan una catarsis y te hacen un retrato completo.

Siendo solo un espacio de transición, muchas veces es más definitivo que la propia consulta, ya que el paciente viene condicionado por la interacción que ha recibido a la entrada. Si los pacientes que esperan están contentos, se sienten comprendidos. Sí las medicinas o procedimientos han sido exitosos, los comentarios serán favorables y el paciente pasará a consulta orientado en sentido favorable. Si los que esperan no han tenido la atención que necesitaban o deseaban, puede que nuestro nuevo paciente entre con más reservas de las deseables.

La sala de espera el ágora del pueblo

La sala de espera no es un espacio inocente. Es el primer rompeolas en el que se prueba a los médicos, es él ágora donde se expresa libremente el pueblo, donde se juzga y absuelve o condena una forma de ser o de trabajar, a veces antes de iniciar la actividad.

Esta podría ser una descripción suficiente si no fuera porque hay otros puntos de vista.La sala de espera es también el recinto donde se concentran las angustias, los miedos, las impaciencias, mientras terapeutas y pacientes están en las áreas asistenciales, las familias y acompañantes sufren en silencio a la espera de explicaciones, de respuestas, de esperanza.

dolor-cronico-doctor-alfonso-vidal

El ágora griega era el lugar de reunión de los ciudadanos para discutir sobre los problemas de la comunidad

La gestión de la información es una habilidad imprescindible para una profesión como la medicina y, a veces, no comprendemos las emociones que sienten nuestros pacientes hasta que no nos vemos sometidos a la “pena de banquillo” de una espera de información, de visita. Hasta que no nos toca entrar en horario, esperar el salvoconducto o el guía que nos permita pasar las puertas prohibidas.

Cuando son los tuyos los que necesitan atención y tú solo eres otro acompañante. Entoces entiendes lo dura que es la silla de la sala de espera y lo necesario que es que los espacios sean amigables. La atención no sólo debe de hacerse dentro de la consulta.

– FIN –

En Linkedin encontrareis todo su perfil profesional y académico y podeis localizarlo en caso de necesidad para acudir a su consulta.

Accesso a Linkedin del Dr. Alfonso Vidal especialista en dolor crónico

Articulo sobre Fibromialgia: Fibromialgia el dolor incomprendido

Sus reflexiones en DiagNostrum

 

Encontrareis más médicos del comité asesor cientifico en Fibromialgianoticias.com

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

5/5 (6)

Valora esta información

Juan Sánchez Vallejo (psiquiatra y médico generalista) considera que la fibromialgia supone una catástrofe emocional tanto para el paciente como para quien le rodea

Su afirmación no es gratuita, puesto que se trata de una enfermedad que invalida, a tal punto que las estadísticas demuestran cómo la mitad de los que la padecen han tenido que cambiar de ocupación o, incluso, dejar de trabajar.

La incomprensión del entorno y de la sociedad en general puede llegar a estigmatizar al enfermo de fibromialgia, que muchas veces la sufre en soledad y a menudo se pasa la vida pidiendo perdón, cuando, en realidad, no debiera ser así, reflexionó Sánchez Vallejo en su alocución del pasado miércoles ante un público atento y sensibilizado, la mayor parte de ellos afectados directa o indirectamente por el desconocido mal.juan-sanchez-vallejo-najera

vivir bajo sospecha

No permitais tener que vivir bajo sospecha sólo porque la ciencia lo diga así, enfatizó en el acto de Bizi Bide, para luego admitir el desconocimiento que se tiene de ello: Por qué no hay respuesta médica?, porque no tenemos ni idea. Lo que hay que hacer es crear concienciación, aconsejó Sánchez Vallejo.

Un obstáculo para médicos y enfermos es la mala fe de quienes simulan padecerla para beneficio propio, circunstancia también detectada: El médico debe intuir ese halo, hasta qué punto uno miente y otro le cuenta su sufrimiento?.

La fibromialgia se concreta en fatiga y dolor muscular, no puede diagnosticarse a través de pruebas de laboratorio -sólo mediante examen clínico-, y se trata con medicamentos para disminuir las molestias y mejorar el sueño, ejercicio moderado y técnicas de relajación.

Se calcula que en Euskadi son 40.000 los afectados (1.200.000 en toda Espa?a), y un dato esclarecedor es que de cada 100 enfermos, 90 son mujeres, en muchos casos de entre 40 y 55 años.

El Correo Digital (Vizcaya)

Guardar

Guardar

4.67/5 (3)

Valora esta información

Darío Acuña (uno de los diez cientificos que han llevado a la Universidad de Granada a la élite de la Investigación).

Estudio sobre la melatonina en aplicaciones a enfermedades entre ellas la fibromialgia

Darío Acuña.

Procede de Santiago de Compostela. El profesor Acuña Castroviejo obtuvo la plaza de Profesor Titular de Fisiología y Bioquímica en la Universidad de Granada en 1983. Desde entonces, ha llevado a cabo toda su trayectoria académica e investigadora en esta institución.

En estos momentos es catedrático de Fisiología, médico especialista en Análisis Clínicos y Bioquímica Clínica en el Hospital San Cecilio. También es coordinador de la Red Española para el Estudios de los Procesos del Envejecimiento.

150 trabajos publicados en revistas de impacto internacional

Con cerca de 150 trabajos publicados en revistas de impacto internacional. Acuña codirige un grupo de investigación con la profesora Germaine Escames. Lleva 22 años trabajando en el campo del mecanismo de acción de la melatonina en diversos modelos experimentales de envejecimiento y excitotoxicidad. Como epilepsia, párkinson y sepsis.
Como apunta el propio científico, los resultados logrados con sus investigaciones demuestran una clara repercusión y utilidad clínica de la melatonina. De hecho, en base a sus estudios: ya se está utilizando la melatonina en la protección frente a la sepsis en recién nacidos en ciertos hospitales europeos: “Las capacidades antioxidantes y antiinflamatorias de la melatonina avalan su utilidad clínica al mismo tiempo que reúne una alta seguridad al carecer de efectos secundarios tóxicos”.

melatonina dario acuña castroviejo

Dr. Dario acuña castroviejo

Efectos en fibromialgia

Además, derivadas de esas propiedades, existe otra serie de aplicaciones de la melatonina en la clínica, entre las que se puede destacar su efecto beneficioso en la fibromialgia, una patología sin tratamiento en la actualidad y sobre la que tienen “cierta experiencia con resultados altamente satisfactorios”.

 

Guardar

5/5 (3)

Valora esta información

Entrevista a experto en fibromialgia

Unos analgésicos potentes, propuesta de gran interés contra la fibromialgia” Así lo desvela el Dr. García, quien cuestiona recientes teorías sobre las causas de esta enfermedad -por ahora incurable- y rechaza aquellas propuestas que, situadas “fuera de la evidencia científica”, “cíclicamente” se postulan como remedios para patologías sin “tratamiento curativo”

El doctor Ferran J. García, director científico del Instituto Ferran de Reumatología, Servicio de Reumatología del Hospital CIMA Sanitas, explica que “se está avanzando en tratamientos farmacológicos” para luchar contra la fibromialgia -enfermedad hoy por hoy sin cura conocida- y buena prueba de ello son unas “propuestas de ensayos con fármacos analgésicos potentes del ámbito neurológico que serán de gran interés”.

Por otro lado, el doctor cuestiona que la intolerancia a la lactosa, las infecciones crónicas por el virus Epstein Barr y las amalgamas metálicas (plata y mercurio) dentales estén en el origen de esta enfermedad, como se ha sostenido recientemente. Por lo que respecta al surgimiento de diferentes propuestas alternativas -algunas en estudio y otras ya en práctica- para tratar la fibromialgia, García afirma que “en las patologías para las que no existe un tratamiento curativo asistimos, cíclicamente, a planteamientos que están fuera de la evidencia científica, es decir, sobre los que no existe evidencia sólida de que sean eficaces o seguros”.

-¿Qué diferencia hay entre fibromialgia y síndrome de fatiga crónica?

Son dos enfermedades distintas que pueden coexistir en la misma persona. En la fibromialgia, el síntoma principal es el dolor, aunque se asocian otros también importantes como el sueño no reparador, las alteraciones de la concentración o una fatiga que mejora con el ejercicio gradual. El Síndrome de Fatiga Crónica es una enfermedad menos frecuente en la que domina una extenuación persistente e insuperable. El enfoque de ambas patologías y su pronóstico es distinto, razón por la cual es muy importante que los profesionales hagamos un diagnóstico preciso e invirtamos en ello todo el tiempo y pruebas necesarias

.-¿Existe la pseudofibromialgia?

La percepción de dolor, exclusivamente debida a una patología psiquiátrica, no solamente existe, sino que es frecuente. No hablamos de pacientes simuladores (es decir, que falsean sus síntomas), sino de una real percepción de dolor. El término ‘pseudofibromialgia’ se acuñó para estos casos y en España ha sido propuesto, de forma muy decidida, por un prestigioso reumatólogo, el Dr. Rafael Belenguer.

Opino que, en estos casos, el término puede más bien confundir que ayudar, y lo que hay que hacer es explicar bien al enfermo que el camino de su mejoría pasa por tratamientos psicológicos y psiquiátricos y no de otro tipo; eso, en ocasiones no es fácil porque, a pesar del diagnóstico, debemos evitar trasladar al paciente la responsabilidad de su propia curación y, aún menos, culpabilizarle por su estado.

En todo caso, diferenciar estos cuadros es muy importante.

-Si bien se decía que la fibromialgia no tiene causa conocida, un libro editado recientemente sostiene que la intolerancia a la lactosa, las infecciones crónicas por el virus Epstein Barr y las amalgamas metálicas (plata y mercurio) dentales ocasionan la mayoría de los casos de fibromialgia. ¿Qué opina?

No hay ninguna evidencia científica consolidada de que esto sea así. Algunas publicaciones apuntan a que las personas con más de seis amalgamas mercuriales tienen un estado de salud global peor que quien no las tiene, razón por la que deben evitarse en base a un principio de precaución.

La intolerancia a la lactosa es un cuadro independiente que, desde luego, como otras muchas circunstancias clínicas, puede empeorar o perpetuar la enfermedad, pero no se ha demostrado que la desarrolle.

La relación entre el virus de Epstein Barr y la fibromialgia hace tiempo que quedó descartada; hoy en día ya no se considera una opción desencadenante.

-¿Cómo se ha avanzado últimamente en la investigación sobre el gen que predispone genéticamente a la enfermedad?

Escasamente. La reducción global de fondos para la investigación, la falta de apoyo a la investigación en estas patologías y la dispersión diagnóstica que ahuyenta a la industria farmacéutica no favorecen la investigación. En la actualidad, el viento sopla más en el sentido de determinar perfiles de afectación en áreas cerebrales y ver cómo podemos modificarlas, que en el estudio del riesgo genético.

-Dado que la fibromialgia no tiene cura por ahora conocida, ¿hasta dónde puede alcanzar el papel de un reumatólogo en el tratamiento de esta dolencia?

No tenemos cura, como ocurre en el 76% de las enfermedades que ocupan el día a día del reumatólogo especialista, pero sí tenemos tratamiento.

Un tratamiento precoz y abordado ‘a medida’ de cada caso permite mejorar la calidad de vida del paciente con fibromialgia en muchos casos. El reumatólogo, que es el especialista clínico del aparato locomotor, es el profesional más preparado para el diagnóstico y tratamiento de la fibromialgia, y el más preparado para su diagnóstico diferencial con otras patologías reumáticas que pueden solaparse con ella y complicar mucho el cuadro. Los pacientes diagnosticados de fibromialgia y que hace más de dos años que no ven a su reumatólogo deberían volver de nuevo a su consulta para ser reevaluados.

-Se está estudiando la aplicación de la medicina hiperbárica para tratar la fibromialgia y también se habla de la medicina biorreguladora como opción. ¿La necesidad de individualizar el tratamiento para estos pacientes favorece la aparición de una variedad de terapias destinadas a intentar disminuir el dolor asociado a la afección?

En las patologías para las que no existe un tratamiento curativo asistimos, cíclicamente, a planteamientos que están fuera de la evidencia científica, es decir, sobre los que no existe evidencia sólida de que sean eficaces o seguros. La práctica de estas técnicas no debería formar parte de una medicina responsable.

El profesional que piensa que dispone de un método eficaz y seguro para el tratamiento de cualquier enfermedad tiene la obligación científica de demostrarlo y someterse a la sana crítica y validación de colegas independientes. Por lo general, recomiendo cuestionar muy seriamente propuestas de tratamiento que no son generalizadas.

-¿Hacia dónde se encamina la investigación en el tratamiento de la fibromialgia?

Nuestra última publicación en la prestigiosa revista ‘Pain’ (http://www.ncbi.nlm.nih.gov/pubmed/24792477) trabaja en la línea de delimitar la implicación sensorial en la fibromialgia y en este mismo sentido trabajan varios grupos internacionales. Se está avanzando en tratamientos farmacológicos y nuestra unidad de ensayos clínicos del Hospital CIMA Sanitas tiene propuestas de ensayos con fármacos analgésicos potentes del ámbito neurológico que serán de gran interés.

Otros grupos, entre ellos el Grupo de Expertos en Fibromialgia de la Sociedad Española de Reumatología (GEFISER), en el que estamos integrados, trabajan para validar y mejorar la calidad de herramientas diagnósticas.

Doctor Ferran García
Fuente: Instituto Ferran de Reumatología / Hospital CIMA Sanitas

4.78/5 (18)

Valora esta información

Fibromialgia  estigma del siglo XXI por Jacinto Herrera León

Médico Reumatólogo. Máster en Comunicación. Programa en TV. Salud y Bienestar, martes y jueves 5 pm en Canal 13 de Televisión Yucateca.

Esta enfermedad significa dolor en los músculos y en el tejido fibroso (ligamentos y tendones); el dolor es generalizado y aumenta a la presión en unos puntos específicos.

Entra al consultorio mi paciente, mujer madura de unos 42 años, su paso es lento y tiene un rictus de dolor. No le he preguntado nada, pero la actitud me revela que su problema no es nuevo y soy el número “x” de médico que la va atender.

Le pregunto en qué puedo servirla y responde: “Esa sensación de no importarle a nadie, de vacío, de soledad, de incomprensión, esa sensación de desesperación, rabia, frustración, ese sentimiento de ser diferente, de arrastrar a cada paso esta enfermedad me pesa, me han dicho que tengo fibromialgia”.

Ahora usted, amigo lector, se estará preguntando: ¿qué es la fibromialgia?

La palabra fibromialgia significa dolor en los músculos y en el tejido fibroso (ligamentos y tendones); el dolor es generalizado y aumenta a la presión en unos puntos específicos. Este dolor parece que nace de las articulaciones, pero no es una enfermedad articular.

No se conoce la causa de esta alteración, pero hay muchos factores implicados.

Comienza alrededor de los 40 años -cuando podrían empezar las molestias del climaterio-, después de una infección bacteriana o viral, un accidente de automóvil o en otros casos aparece después de que otra enfermedad conocida limite la calidad de vida (artritis reumatoide, lupus eritematoso, etc.).

Fibromialgia estigma del siglo XXI

Estos agentes desencadenantes no parecen causar la enfermedad, pero probablemente despiertan factores genéticos “dormidos”.

Hasta la fecha se tienen varias explicaciones del origen, pero lo que sí es seguro es que son las limitaciones y dolores generalizados que llegan a modificar la dinámica familiar, laboral, social y personal de quien la padece.

Su excesiva especulación, poco conocimiento, ausencia de estudios que confirmen el diagnóstico, amén de la falta de paciencia de los profesionales de la salud, solamente abonan la incertidumbre, desconfianza, desánimo y decepción de los dolientes.

Muchos opinan sobre la fibromialgia pero poco se conoce. No es cosa menor, afecta a casi 5 millones de mexicanos y hasta hoy no existe cura, sólo alivios y remedios. De sus consecuencias conocemos la depresión y la ansiedad. Sobre el estigma que pesa para quien la padece y se le diagnostica, nadie quiere opinar.

Cuando regreso al escenario que motivó mi columna me pregunto: ¿cuántos de ustedes muy seguramente han satanizado a su pareja, compañera de trabajo o conocida sin saber que padece de fibromialgia?

Antes de emitir un juicio, te sugiero que comentes o acudas con un reumatólogo; te evitará lastimar a quienes te rodean, que no tienen culpa de tener esta enfermedad.

4/5 (6)

Valora esta información

Mejorar nuestro conocimiento de la fibromialgia

Fibromialgia Cómo mejorar la evolución de los pacientes

Los pacientes con fibromialgia pueden lograr una mejora de los síntomas. Con los fármacos y tratamientos adecuados.

Resumen

Importancia

Hasta un 2 % y un 8 % de la población sufre fibromialgia, caracterizada por dolor generalizado como de fatiga así como problemas de memoria y trastornos del sueño.

Objetivo

Revisar la epidemiología, la fisiopatología, el diagnóstico, tratamiento de la fibromialgia. Revisión de evidencias clínicas

Se ha revisado la literatura médica sobre fibromialgia desde el año 1955 a marzo de 2014 a través de MEDLINE y del Registro Central Cochrane de ensayos clínicos controlados. Especial atención se ponen en los metanálisis así como en las directrices contemporáneas de tratamiento basadas en evidencias clínicas.

Las recomendaciones de tratamiento se fundamentan en las últimas directrices basadas en evidencias clínicas de la Canadian Pain Society y se clasifican del 1 al 5 según el nivel de pruebas disponibles.

Hallazgos

Existen numerosos tratamientos disponibles para la fibromialgia respaldados por datos de gran calidad. Entre ellos se incluyen los tratamientos no farmacológicos como educación además de ejercicios físicos entre otros terapia cognitiva conductual además de  los tratamientos farmacológicos como antidepresivos tricíclicos o inhibidores de la recaptación de serotonina y noradrenalina, y gabapentinoides.

fibromialgia como mejorar

Dr. Daniel J. Clauw en su última intervención sobre fibromialgia en los Institutos de Salud Américana en el año 2014

Conclusiones y relevancia

La fibromialgia y otros estados de dolor «centralizado» se comprenden mucho mejor en la actualidad. Se puede considerar como un diagnóstico discreto o como una constelación de síntomas caracterizada por una amplificación del dolor en el sistema nervioso central como problemas de memoria y trastornos del sueño y del humor.

En la actualidad puede ser posible un tratamiento eficaz de la fibromialgia.

Artículo: Fibromialgia: Revisión clínica. JAMA. 2014;311(15):1547-1555.
JAMA por Dr. Daniel J. Clauw

Nota para el lector: en todo momento se habla de MEJORIA no de curación. La enfermeda de fibromialgia es crónica (actualizado a 2016)

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

4.22/5 (27)

Valora esta información

Los médicos dicen ‘no’ a las terapias no convencionales

La asamblea general de la Organización Médica Colegial ha aprobado una declaración sobre las terapias no convencionales ante la reciente publicación del borrador del Ministerio de Sanidad, Servicios Sociales e Igualdad para regular los medicamentos homeopáticos.

A principios de diciembre la Agencia Española del Medicamento y Productos Sanitarios (AEMPS), dependiente del Ministerio de Sanidad, Servicios Sociales e Igualdad, publicó el borrador de la orden por la que se determinan los criterios mínimos y el procedimiento de uso de los medicamentos homeopáticos.

A principios de diciembre la AEMPS publicó el borrador para determinar el uso de los medicamentos homeopáticos La medida pretende regular estos medicamentos y garantizar al consumidor su derecho de acceso a este mercado en óptimas condiciones de seguridad y calidad. Sin embargo, desde entonces la polémica no ha hecho más que avivarse entre el sector farmacéutico, el médico y la sociedad en general.

medicos dicen no a la homeopatia

medicos dicen no a la homeopatia

Como consecuencia, la asamblea general de la Organización Médica Colegial (OMC), celebrada el sábado en Granada, ha aprobado una declaración sobre las terapias no convencionales ante la publicación de dicho borrador.

En la comunicación, hecha pública ayer, se expone que “el ejercicio de la Medicina es un servicio basado en el conocimiento científico aplicado, en la destreza técnica y en actitudes y comportamientos éticos, cuyo mantenimiento y actualización son un deber individual del médico y un compromiso de todas las organizaciones y autoridades que intervienen en la regulación de la profesión”.

Código de Deontología Médica

Tomando como base el Código de Deontología Médica (CDM), los expertos han afirmado que “todos los médicos están obligados a emplear preferentemente procedimientos y prescribir fármacos cuya eficacia se haya demostrado científicamente”.

Así, “no son éticas las prácticas inspiradas en el charlatanismo, las carentes de base científica y que prometen a los enfermos la curación, los procedimientos ilusorios o insuficientemente probados que se proponen como eficaces, la simulación de tratamientos médicos o intervenciones quirúrgicas y el uso de productos de composición no conocida (art. 26.2 CDM)”.

«No forman parte del acto médico aquellas acciones u omisiones que un médico o especialista realice de acuerdo a sus convicciones, creencias, tendencias, ideología o cualquier otra circunstancia»

Las creencias no son profesionales

Los profesionales médicos establecen que no forman parte del acto médico aquellas acciones u omisiones que un ciudadano con la condición de licenciado o especialista pueda realizar de acuerdo a sus convicciones, creencias, tendencias, ideología o cualquier otra circunstancia.

De la misma forma, “cada una de las terapias no convencionales deberá demostrar científicamente su eficacia, efectividad, eficiencia, calidad y seguridad para que puedan ser avaladas por la comunidad médica”.

Es más, no se puede supeditar el otorgamiento de una autorización administrativa, para el ejercicio de las diversas terapias no convencionales, a la posesión de una titulación académica especifica.

Además, tal y como apunta el artículo 16.1- 16.2 CDM, “en tanto las denominadas terapias no convencionales no hayan conseguido dotarse de una base científica suficiente, los médicos que las aplican están obligados a informar a los pacientes de forma clara e inteligible tanto del posible beneficio/riesgo que las mismas conllevan como de las alternativas fundamentadas científicamente y de la eventualidad de un mal resultado”.

Por todo ello, la declaración concluye que “la responsabilidad de las Administraciones debe estar fundamentada en la necesaria regulación de estas terapias no convencionales, así como en las repercusiones sobre el uso de estas prácticas, los riesgos derivados de su mala utilización, la regulación de los centros donde debe aplicarse e identificar a quienes lo hacen, como lo hacen y la veracidad de la publicidad al respecto”.

Fuente: OMC

Valora la información

Valora esta información

fibromialgia la epidemia del siglo

Fibromialgia, síndrome de fatiga crónica, enfermedad inflamatoria del intestino, endometriosis, entre otras afecciones consideradas complejas al presentarse con síntomas múltiples, constituirán la epidemia del siglo.

La medicina actual, basada en paradigmas lineales y reduccionistas, no cuenta con las herramientas para explicarlas, advirtió Manuel Martínez-Lavín, de la Facultad de Medicina (FM) de la UNAM.

Fibromialgia la epidemia del siglo junto con otras enfermedades con síntomas múltiples

Los conceptos derivados de la ciencia de la complejidad pueden ser utilizados para comprender estos padecimientos crónicos, que hoy suman el 20 por ciento del total de consultas médicas y afectan más a las mujeres.

Los gastos para diagnosticarlas son incalculables, al requerir meses para lograrlo; además, en la mayoría de las instituciones no se ofrecen tratamientos adecuados.

Con métodos no lineales podemos demostrar que esas afecciones están relacionadas con la degradación del sistema nervioso autónomo, provocada por un intento fallido al medio ambiente hostil. Es necesario establecer en el país clínicas de enfermedades complejas, sostuvo en el Simposio Complejidad y Multidisciplina.

Es necesario modificar el concepto de enfermedad y su tratamiento y dar fin a la dicotomía mente-cuerpo. A un grupo de síntomas y hallazgos anormales en los exámenes físicos, que constituyen el efecto, los médicos buscan su correspondencia con una lesión corporal bien definida, considerada la causa, expuso Martínez-Lavín en el auditorio Alfonso Caso de esta casa de estudios.

De no identificar tal correlación, se diagnostica que el malestar no existe y se canaliza al paciente a los servicios psiquiátricos. De acuerdo con el paradigma médico, la esencia del padecimiento es el deterioro corporal, agregó el también jefe del Departamento de Reumatología del Instituto Nacional de Cardiología.

Con las aportaciones de la complejidad es posible comprender que el todo es diferente a la suma de sus partes y que la esencia de los padecimientos no es la lesión, sino la disfunción. La enfermedad puede definirse como cualquier alteración en el funcionamiento del organismo que provoque sufrimiento o disminuya la longevidad, detalló.

Fibromialgia, la enfermedad invisible

La fibromialgia afecta entre el dos y cinco por ciento de la población mundial. Es un trastorno que ataca principalmente a mujeres, que refieren dolores musculares y cansancio que no mejora con el reposo. Además, tienen “puntos hipersensibles” en el cuerpo. Estos se encuentran en el cuello, los hombros, la espalda, las caderas, los brazos y las piernas, que duelen al presionarlos.

El experto expuso que a través del estudio de la variación de los ritmos del corazón, puede entenderse el funcionamiento del sistema nervioso autónomo, fundamental para comprender el padecimiento.

Los latidos cardiacos, en situaciones saludables, tienen una estructura fractal. Al graficar sus cambios en 300, 30 o tres minutos, las variaciones son estadísticamente similares. Con la tecnología podemos estudiarlas y comprender al sistema principal de adaptación al ambiente y de regulación interna de nuestro cuerpo, resaltó.

Manuel Martínez-Lavín, apuntó que mediante instrumentos cardiológicos de avanzada, se comprobó que en estos pacientes el sistema está degradado y no funciona correctamente. “Estos trabajos los realizamos con los conceptos de las ciencias de la complejidad y con la transdisciplina hemos avanzado en este campo”.

Al enfrentarse a un estrés constante, físico o emocional, el sistema nervioso autónomo se desgasta y, en consecuencia, se presenta la enfermedad, explicó el investigador nacional nivel tres del Consejo Nacional de Ciencia y Tecnología (Conacyt).

Los pacientes con fibromialgia tienen una producción constante de adrenalina las 24 horas del día debido al insomnio, contaminación ambiental, mala dieta y presión. En algunas personas, el intento de adaptarse al estrés puede provocar daño en los nervios que transmiten el dolor. Su tratamiento requiere terapia holística, refirió.

Los conceptos de la ciencia de la complejidad tienen aplicación en la investigación médica. Caos, sistemas complejos, fractales y emergencia están presentes en la fisiología humana, concluyó.

4.68/5 (25)

Valora esta información